elecciones7Oenbilbao

Punto de encuentro de Venezolanos votantes en Bilbao

Archivos por Etiqueta: Violencia

Más de 11.000 ejecuciones extrajudiciales se han registrado en el país desde 2012 – El Nacional – 16 de Junio 2020

El Comité de Familiares de las Víctimas de la Violencia indicó que 55% de los casos de vulneración de los derechos humanos ocurrió a plena luz del día y serían con el fin de demostrar la fuerza de control social en las zonas de los hechos

FAES, Petare, Wilexis, ejecuciones extrajudiciales

El Comité de Familiares de las Víctimas de la Violencia contabilizó hasta marzo de este año 11.328 ejecuciones extrajudiciales desde enero de 2012 cometidas presuntamente por organismos de seguridad del Estado.

La organización defensora de los derechos humanos señaló en un comunicado que al cierre de 2019 la cifra se ubicó en 10.971, acumulados desde 2012. En los últimos 2 años se han registrado 571 (33%) casos por los que señalaron a funcionarios de la Fuerza de Acciones Especiales.

En 353 hechos violatorios (20%) la responsabilidad presuntamente recae sobre oficiales del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas.

Entre enero y marzo de este año la documentación de casos en el país realizada por  Cofavic contabilizó 357 nuevas ejecuciones extrajudiciales. Este trimestre 99% de las víctimas fueron del género masculino, 76% de los casos se trataron de menores de 25 años de edad.

Cofavic indicó que en 24% de los casos participó la FAES, seguido de 23% del Cicpc. Agregó que en 22% fueron funcionarios estadales, mientras que la Fuerza Armada Nacional Bolivariana y oficiales municipales participaron en 12%.

El informe puntualizó que 71% de los casos ocurrieron durante operativos especiales con participación masiva de funcionarios del Estado, 14% durante un operativo ordinario de vigilancia y 8% en flagrancia.

Añadió que 55% de los casos ocurrieron a plena luz del día, con el fin de demostrar la fuerza de control social en las zonas de los hechos. En promedio, según  Cofavic, 66% de casos fueron llevados a cabo dentro de un operativo de organización especial.

Al menos 42 femicidios han ocurrido en Venezuela durante la cuarentena – La Patilla – 12 de Junio 2020

Foto: La Morgue de Bello Monte / Archivo

En Venezuela se han registrado 42 feminicidios durante la cuarentena decretada para prevenir la propagación de la pandemia de COVID-19. Así lo informó Aimee Zambrano, miembro del colectivo Utopix, que publicó un balance correspondiente al mes de mayo del 2020. Sus estadísticas se basan en los reportes que recaba información publicada por los medios digitales regionales y nacionales. No se descarta que las cifras oficiales puedan ser mayores.

En el Monitor de Femicidios, señaló que en el mes pasado (mayo), el rango de edad en el que ocurrió la mayor cantidad de asesinatos fue entre 16 y 50 años. De estos casos registrados, 6 ocurrieron con armas de fuego y 4 con armas blancas. Agregó asimismo que solo nueve femicidas se encuentran detenidos, seis de ellos eran parejas o exparejas de las víctimas. Expuso que seis de las mujeres eran madres y seis menores de edad quedaron huérfanos.

En marzo, cuando comenzó la cuarentena, se registraron 21 feminicidios, 20 ocurrieron en abril y 17 se contabilizaron en mayo.

Entre el número de casos mencionados del mes pasado, figuran dos femicidios ocurridos en el estado Aragua. El primero de Veliz Johanna Rodríguez. En el sector Zamora del municipio Bolívar, en Aragua, cuando miembros de la banda del “Pastillita” llegaron a la residencia y la asesinaron sin mediar palabras.

También está la muerte de María Estefani Pantoja Muñoz, de 28 años de edad. La pareja la atacó con un cuchillo y luego se suicidó con la misma arma. Ocurrió en la urbanización Los Tulipanes, calle A de Palo Negro, municipio Libertador de Aragua.

Omaira María Barros de Rondón, de 64 años de edad. El informe señala que la mujer fue asesinada por ser madre de un funcionario de la Policía de Caracas. El hecho ocurrió en su vivienda de la calle 2 en el sector Armonía Juvenil de la parroquia El Valle. Un grupo de delincuentes la atacó a tiros sin mediar palabras.

Damaris Alejandra Astudillos Urbina, de 21 años de edad. Estaba compartiendo con amistades en Los Magallanes de Catia, en la calle, cuando llegó su expareja y se la llevó a la vivienda de su madre. La asesinó de un tiro. Trabajaba como vendedora y vivía con su hija, su madre y otros seis hermanos.

Daniela María Mónaco Sánchez, de 30 años de edad. Su cadáver lo encontraron vecinos del sector La Romana en Upata, municipio Piar del estado Bolívar. Presentaba hematomas, lesiones y se presume violación. Estaba desaparecida desde el 4 de mayo. Desconocidos se llevaron sus pertenencias, solo dejaron su franela.

Maritza Elena Cáceres de Barajas, de 39 años de edad. Su cadáver estaba tirado en la acera de la carretera Panamericana, en el sector Quebradita, en Táchira. Tenía señales de violación, golpes y una herida con arma blanca. Estaba desaparecida desde el 3 de mayo. Dejó huérfanos a cuatro hijos. Un vecino la asesinó.La lista de este tipo de delitos continúa pero se desconocen cuántos de ellos fueron esclarecidos.

Asesinaron a un comerciante argentino en Venezuela que llevaba dólares para comprar una casa – Infobae – 10 de Junio 2020

José Accicone, de 67 años, estaba a punto de realizar una operación inmobiliaria cuando le dispararon desde un vehículo. En el hecho también murió el gestor de bienes raíces Manuel Humberto Sánchez Sánchez

El vehículo en el que fueron halladas las víctimasEl vehículo en el que fueron halladas las víctimas

Un comerciante argentino y su amigo venezolano fueron asesinados en Caracas cuando se presumía que estaban por realizar una operación inmobiliaria y el primero llevaba consigo dólares. Las autoridades locales los identificaron como Manuel Humberto Sánchez Sánchez, de 63 años; y José Accicone, de 67, y de nacionalidad argentina.

Los restos de ambas personas fueron encontrados con disparos dentro de un auto Mazda, color plateado, matrícula GCR181, que se encontraba estacionado debajo del Distribuidor La Araña, autopista Francisco Fajardo. El Distribuidor es una de las infraestructuras viales más importantes de la capital de Venezuela, ubicada en el Municipio Libertador.

De acuerdo a lo que informó el periódico local El NacionalSánchez Sánchez, padre de tres hijos, trabajó 30 años en el Registro IV, ubicado en la avenida Urdaneta, y en la actualidad era gestor de bienes raíces.

El diario citado reconstruyó que, a comienzos de este año, se encargó de realizar los trámites para la venta de una quinta ubicada en la Alta Florida, urbanización situada en la Parroquia El Recreo del Municipio Libertador, al este de Caracas.

El comprador de la casa era su amigo, el argentino José Accicone, quien se desempeñaba como comerciante: vendía sillas de oficina en un local de la avenida Victoria. Los medios locales informaron que no tenía familia en Venezuela.

En diálogo con algunos medios, los familiares de Sánchez Sánchez descartaron que el gestor de bienes raíces haya tenido problemas con delincuentes y afirman que se trató de un hecho fortuito.

El Carabobeño dio detalles de cómo fue el asesinato de los dos amigos. El portal publicó que cuando el Mazda transitaba por la calle Andalucía, fue interceptado por un auto Honda Civic, plateado, desde el cual dispararon a las víctimas.

El lunes, uno de sus hijos llamó a Sánchez, le respondió un funcionario del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas de Venezuela (Cicpc) y le dio la fatal noticia.

Otro dato que se supo con el correr de las horas es que del lugar del crimen desaparecieron el teléfono celular del argentino y el interruptor de encendido del vehículo Mazda.

Los investigadores manejan la hipótesis de que los asesinos perseguían al comerciante argentino bajo la sospecha de que tenía dólares. Esa plata iba a estar destinada a la compra de la casa.

Muertes a manos de la policia 2016/2019 – Wilkipedia – Junio 2020

Vivir atrapados en la línea de fuego por Vanessa García – La Gran Aldea – 6 de Mayo 2020

Screen Shot 2020-05-09 at 3.32.06 PM

Hace más de un mes y medio los habitantes del barrio José Félix Ribas de Petare, en el estado Miranda, pasaron del terror impuesto por las Fuerzas de Acciones Especiales (FAES), comando de la Policía Nacional Bolivariana, a la zozobra de quedar en medio de balaceras de más de 10 horas por el enfrentamiento entre las bandas del “Wilexis” y “El Gusano”, por el control del territorio. Todos buscan un lugar seguro para resguardarse durante las ráfagas de disparos, pero nada garantiza que en la casa no quede el registro de más de una huella de la violencia.

Una habitante de la Zona 10 del barrio José Félix Ribas de Petare compartió con La Gran Aldea su relato sobre lo que han sufrido durante los últimos días. Por seguridad, su identidad está protegida. Esta es solo una de las miles de historias de quienes intentan sobrevivir entre la angustia y el desamparo. A continuación el testimonio:

Una bala entró a nuestra casa. Se dividió y al parecer una parte se hizo polvo porque no la encontramos. El tiro impactó a la 1:00am, justo por mi cuarto y atravesó la puerta hasta el otro extremo donde tratábamos de dormir. Yo me desperté porque sonó el vidrio quebrándose, luego otro golpe y vi cómo saltaron unas chispitas al impactar en el estante donde aterrizó. Estábamos cerca. En ese momento nos dimos cuenta que nuestro lugar seguro ya no era tan seguro.

Lo primero que pensé fue que las primeras noches de los ataques yo dormía allí porque creía que era suficiente poner el colchón en el suelo. Después me puse a calcular el ángulo según la ubicación de la ventana y me di cuenta que no, así que me fui a otro lado de la casa. Si me hubiera quedado en la habitación, en esa sexta noche seguida de enfrentamientos en el barrio José Félix Ribas, mínimo me hubieran salpicado todos los vidrios.

“El 2 de mayo de 2020, el enfrentamiento empezó a las 5:30pm, aproximadamente, y duró más de 10 horas”

En esta oportunidad la balacera empezó a las 9:45pm del domingo 3 de mayo. Los disparos venían de otra zona porque se escuchaban más lejos que en días anteriores. Luego se fueron acercando y el ruido por las ráfagas se incrementó. Duraron como hasta las 3:00am o 4:00am en eso. Con el cese del fuego y al salir el sol noté que la bala golpeó el marco de la ventana y luego debió dividirse porque en la cortina quedaron varios orificios. Dos pedazos atravesaron la puerta, pero solo uno llegó a romper el cristal del estante.

En la casa ya tenemos localizadas las zonas seguras: Lugares donde hay doble pared, sin ventanas y alejados de las puertas. Eso lo aprendimos gracias a la Cruz Roja que desde hace dos años visita algunas escuelas para enseñar a los niños, maestros y sus familiares a identificar las áreas donde somos menos vulnerables en una situación de violencia. Antes nos escondíamos por el horror que vivíamos durante los operativos de las Fuerzas de Acciones Especiales (FAES), ahora lo hacemos porque somos víctimas de una lucha por el territorio entre las bandas del “Wilexis” y “El Gusano”.

¿Cómo llegamos a este punto?

“Wilexis” es el pran que tiene el control del barrio José Félix Ribas desde hace mucho tiempo, especialmente desde que José Vicente Rangel Ávalos ganó la Alcaldía del municipio Sucre del estado Miranda, porque él declaró esta área como zona de paz y prácticamente se la entregó a este muchacho que ya se encargaba de “administrar justicia”.

Aquí su nombre lo pronuncian bajito. Estás conversando con la gente y evitan mencionarlo o hablar de él. Hay personas que le tienen miedo, pero también hay quienes lo apoyan y dependen mucho de él. Si había alguien robando, le decían al “Wilexis” y este le hacía una advertencia. Si el chamo seguía, él le juntaba las dos manos y le echaba un tiro para que no lo repitiera. En ocasiones también les hacía fiestas a los niños. Andaba por ahí como si fuera el capo.

“Nuestros pequeños están aterrorizados al límite, y debido a la cuarentena ya no tienen sus escuelas para correr, jugar y distraerse”

“Wilexis” hizo un pacto con otros grupos delictivos de la zona y construyó una megabanda. De repente, vimos muchachos con granadas guindando del pantalón y armamento de guerra. Estamos seguros que a él lo armó el Gobierno para controlar este barrio.

El 23 de enero de 2019, cuando Juan Guaidó se declaró Presidente interino, “Wilexis” lo respaldó, bajó a Palo Verde y atacó un módulo de la Guardia Nacional Bolivariana. Desde que se volteó nos metieron a las FAES en el barrio. Por ellos hemos vivido dos años de terror de Estado. Cuando entraban, ajusticiaban. A veces hacían alcabalas para cazarlo y si encontraban algún muchacho con antecedentes, lo ejecutaban ahí mismo. Por eso fue que la gente salió a la calle, sobre todo las madres de los jóvenes asesinados. La consigna era “el hampa nos cuida y las FAES nos roban o matan”.

El aprecio por “Wilexis” es precisamente porque este grupo comando de la Policía Nacional Bolivariana nos estaba haciendo más daño. Desde hace un mes y medio dejaron de entrar. La megabanda que él tenía empezó a disolverse. Delincuentes que antes lo acompañaba se le pusieron en contra. Ahora la estrategia parece que es hacerle frente con “El Gusano”.

El barrio José Félix Ribas tiene 10 sectores. Yo estoy en la Zona 10. Como “El Gusano” está aquí, la guerra está a nuestro alrededor. Son tiroteos muy intensos, por mucho tiempo, con armas muy potentes y nuestras casas no resisten porque algunas tienen techos de zinc y otras paredes muy frágiles.

El 2 de mayo de 2020, el enfrentamiento empezó a las 5:30pm, aproximadamente, y duró más de 10 horas. Había niños en la calle y cuando comenzaron las detonaciones todo el mundo corrió. Yo me metí a la zona segura de la casa. Escuchaba cómo se insultaban, se gritaban unos a otros que salieran. Las ráfagas eran de distintos tipos de armas y todas de calibre fuerte. Armas automáticas. Ellos cesaban por 20 minutos, media hora y uno creía que se iba a acabar, pero volvían a empezar.

“Si llamamos a los funcionarios en medio de una balacera, dicen que no pueden venir porque no tienen armas largas”

En otra ocasión los disparos comenzaron en el día. La gente estaba cargando agua en La Bombilla y las balas alcanzaron a un señor que no tenía nada que ver; él murió y su esposa resultó herida. Algunos de los ataques contra “Wilexis” han venido de allí, otros de 5 de Julio y San José. También ha habido enfrentamientos en las Zonas 8 y 6 de José Félix Ribas.

Yo creo que por la Zona 10 había heridos porque una persona comentó que no sabían por dónde sacarlos debido a la cuarentena. La verdad es que la información sobre eso la tienen callada.

Todo es una manifestación de poder. No es solo cazar al “Wilexis” o “El Gusano”, sino buscar mostrar el armamento que tienen. No hemos visto a la policía desde hace dos años que se declaró la “Zona de Paz”. Si llamamos a los funcionarios en medio de una balacera, dicen que no pueden venir porque no tienen armas largas.

Las secuelas de la violencia

Cuando dejan de escucharse las detonaciones, empezamos a enumerar los daños. Mensajes y llamadas van y vienen en la comunidad para saber cómo estamos todos. Me parte el alma hablar con los vecinos. Me siento impotente. No es justo que en Petare estemos pasando por esto.

Una de estas noches una joven tuvo que permanecer debajo de la cama y su hermano se resguardó bajo la mesa por el temor de que una bala perdida atravesara el techo de zinc. Hace días hablé tres veces con una señora que todo el tiempo era alegría y ahora lo que hace es llorar de tanta angustia. Ella vive en la Zona 6 y allí lanzaron una granada.

“Hemos entendido una cosa: Al único que le importamos es a Dios porque nadie más se ocupa”

Una vecina tuvo que llevar a uno de los niños para el Centro de Diagnóstico Integral (CDI) porque se puso mal por un ataque de nervios. Otra mandó a su nieto a Los Valles del Tuy porque la situación que vivimos desde hace varios días lo estaba afectando. También supe que uno de los niños de la zona no quería comer. Nuestros pequeños están aterrorizados al límite, y debido a la cuarentena ya no tienen sus escuelas para correr, jugar y distraerse.

La cisterna no subirá con el agua que necesita la comunidad hasta que acabe la violencia, así que varios comedores están paralizados. Ahora desde el 4 de mayo hay un toque de queda. Me contaron que unas señoras intentaron entrar en un transporte público y se montaron varios delincuentes armados diciendo que no se puede bajar ni subir de José Félix Ribas.

La resiliencia de la gente del barrio es muy grande, pero creo que ya estamos al borde. Nos hemos dedicado a rezar porque no contamos con nadie más. Hemos entendido una cosa: Al único que le importamos es a Dios porque nadie más se ocupa.

Oposición asegura que actos violentos son parte de la ” ausencia de Estado ” por Stefany Mora – El Universal – 4 de Mayo 2020

Diputados de la oposición venezolana se pronunciaron ante los hechos de La Guaira, Guanare y Petare

Caracas.- En un comunicado la oposición venezolana se pronunció ante la supuesta “invasión” fallida en La Guaira durante la madrugada de este domingo, sobre el motín de Guanare y los tiroteos de los últimos días en Petare.

En el documento resaltan que esto “es un Estado fallido, un Estado criminal que promueve una política de violencia generalizada y que ampara a grupos irregulares para aumentar el control social y la represión”.
Acusaron al Gobierno venezolano de “desviar la atención” con los hechos de La Guaira y presumen dos versiones: “un montaje fabricado y militares o civiles venezolanos presuntamente ejecutados extrajudicialmente por la dictadura y sus cadáveres han sido utilizados para crear un falso positivo”.

Centro de Comunicación Nacional

@Presidencia_VE

Comunicado del Gobierno Legítimo de Venezuela a la opinión pública nacional e internacional

Ver imagen en TwitterVer imagen en Twitter
Fuera del comunicado, Manuela Bolívar, diputada de la Asamblea Nacional (AN), asegura que hechos violentos recientes son prueba de la “ausencia de Estado”.
“Lo ocurrido estos tres días en Petare, más lo que ocurrió en la cárcel en Guanare es una muestra terrible de la ausencia del Estado. Hoy lo que impera en Venezuela es el estado fallido criminal”, expresó Bolívar en la red social Twitter.

Por su parte, David Smolansky, representante de la oposición de Juan Guaidó ante la Organización de Estados Americanos (OEA), mencionó varios eventos como la guerra de bandas en Petare y los colectivos del 23 de Enero que amenazan a través de videos y concluyó: “El régimen se sustenta en la violencia generalizada que ha costado la vida de cientos de miles y el éxodo de millones”.

“Que lo de Macuto no nos haga olvidar lo de Petare. Que lo de Petare no nos haga olvidar lo de Guanare. Que lo de Guanare no nos haga olvidar lo de la gasolina. Que lo de la gasolina no nos haga olvidar lo de los servicios básicos. Que todo lo anterior nos recuerde el culpable: NICOLÁS”, alertó por Twitter el parlamentario Ivlev Silva.
Asimismo, el opositor Freddy Guevara, se sumó a las reacciones también por la red social: “Más allá de que siempre mienten, hay demasiados elementos para dudar seriamente de su versión. ¿Tapar lo de Petare? ¿La masacre de Guanare? ¿Disfrazar o encubrir un enfrentamiento entre cárteles? Y algo muy grave: ¿Ahora siembran muertos de sus operaciones extra judiciales?”.

Barrio de Caracas sumido en una guerra mientras Maduro dice combatir conspiraciones por Sabrina Martín – PanamPost – 4 de Mayo 2020

Maduro decidió desplegar 25 000 soldados para buscar a militares o voluntarios que supuestamente se habrían preparado para formar una rebelión

Las prioridades de Maduro estarían en buscar presuntos conspiradores y no en acabar con la violencia y la criminalidad en el país. (Efe)

Desde hace cinco días Petare, una zona popular de Caracas, vive una guerra entre bandas rivales con una población en una especie de toque de queda sin la presencia de autoridades policiales. Entre tanto, el mismo régimen mueve miles de soldados para capturar supuestos mercenarios que buscan derrocarlo.

Maduro decidió desplegar 25 000 soldados para buscar a militares o voluntarios que supuestamente se habrían preparado para formar una rebelión contra la dictadura socialista liderada por Maduro. Entre tanto, solo Petare se convirtió en «tierra de nadie» con disparos por doquier.

«Para garantizar la búsqueda de posibles amenazas que se encuentren dentro de nuestro sagrado territorio nacional, vamos a ejecutar operaciones de escudriñamiento a lo largo y ancho (del país)», dijo el jefe del Comando Estratégico Operacional de la Fuerza Armada de Venezuela (Ceofanb), Remigio Ceballos.

@ceofanb@Libertad020

🛑EnVideo| Comandante Estratégico Operacional de la , AJ @CeballosIchaso: Nuestro CJ @NicolasMaduro ordenó ejecutar labores de escudriñamiento en todo el territorio nacional para buscar posibles amenazas a la paz, con énfasis desde oriente hacia occidente.

Video insertado

Las prioridades de Maduro estarían entonces en buscar presuntos conspiradores y no en acabar con la violencia y la criminalidad en el país.

Según Ceballos, el despliegue tendrá como objetivo «garantizar que cada centímetro de nuestra tierra esté libre de mercenarios, paramilitares y cualquier otra amenaza»; declaraciones que contrastan con la realidad tras la guerra entre bandas que se está dando en Caracas.

Las redes sociales se plagaron de videos y audios que demostraban la capacidad armamentística de las bandas delictivas que se disputan el poder en Petare, una zona que estaría controlada por Wuileisys Alexander Acevedo Monasterio, alías «Wilexis», quien es calificado como «uno de los más buscados de la Policía Nacional Bolivariana». Este sábado, los vecinos del barrio escucharon detonaciones de armas de alto calibre, acompañadas de granadas.

Isnardo Bravo

@isnardobravo

Mientras tanto, pasa en el Barrio José Félix Ribas de Petare.

Video insertado

“Hay mucho pánico y temor en la zona, hay gente que no ha podido dormir estos días y lo que a mí me preocupa y me molesta de toda esta guerra es que se agote la capacidad de resiliencia de los vecinos de este barrio que ya han aguantado mucho, que muchos se han quedado sin trabajo, que tienen que salir a cargar agua y a buscar comida. La gente no sabe lo que es pasar una cuarentena dentro de un rancho”, señaló un reportaje del diario español El País.

Más violencia

Además de la disputa sangrienta entre bandas, este fin de semana también se dio un motín en una cárcel del país. Una situación que dejó 47 muertos y 75 heridos y que prácticamente ha sido censurada por el régimen. La policía describió el incidente como un caso de «alteración de orden público con uso de armas de fuego».

El comisionado para los derechos humanos del presidente encargado Juan Guaidó, Humberto Prado, informó este lunes 4 de mayo que los cadáveres de los presos de la cárcel de Guanare fueron entregados a los familiares. Informó que son más de 50 muertos y lo calificó como una “masacre”.

Los 16 puntos más importantes en la actualización del informe de Michelle Bachelet sobre Venezuela – El Nacional – 10 de Marzo 2020

El documento señala la escalada de tensión política que se ha registrado en el país en los últimos meses y la continuidad de la situación de crisis que ha impactado en la calidad de vida de los ciudadanos

Michelle Bachelet, informe sobre Venezuela

Michelle Bachelet, alta comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, presentó este martes 10 de marzo en la ciudad de Ginebra la actualización de su informe sobre Venezuela.

El documento señala la escalada de tensión política en el país y la continuidad de la crisis que ha impactado en los venezolanos.

A continuación, 16 puntos más importantes de la intervención de Bacheletsobre Venezuela:

1.- La alta funcionaria de la ONU señaló la continuidad de las tensiones políticas y los actos de violencia de las fuerzas de seguridad del Estado y simpatizantes del régimen de Nicolás Maduro en contra de los diputados de la oposición.

2.- Señaló que desde el 5 de enero de este año los militares han dificultado el acceso de los diputados que apoyan al presidente interino de la República Juan Guaidó a la sede del Palacio Federal Legislativo.

Juan Gauidó
Foto EFE

3.- Bachelet lamentó la detención del diputado Gilber Caro a finales de 2019. Caro sigue privado de libertad sin que se conozca oficialmente el lugar donde se encuentra detenido.

4.- Asimismo, habló sobre la detención del diputado Ismael León cuando se dirigía a una sesión de la Asamblea Nacional el pasado 21 de enero. El parlamentario, en delicado estado de salud, se encuentra bajo arresto domiciliario.

5.- La oficina de Bachelet documentó también agresiones contra opositores políticos, manifestantes y periodistas bajo la mirada complaciente de los organismos de seguridad del Estado.

6.- Rechazó que el 11 de febrero por lo menos 12 periodistas fueron agredidos en Maiquetía por seguidores del chavismo, durante la llegada del presidente interino Juan Guaidó luego de una gira internacional.

7.- La ex presidente de Chile criticó que el pasado 29 de febrero presuntos colectivos armados por el chavismo atacaron una manifestación opositora en Barquisimeto, estado Lara, en la que se encontraba Guaidó.

Juan Guaidó en Barquisimeto (1)
Foto Centro de Comunicación Nacional (@Presidencia_VE)

8.- Bachelet afirmó que las agresiones contra políticos y ciudadanos de oposición suelen estar acompañadas por una retórica que estigmatiza, expone y desacredita a las víctimas y justifica la violencia.

9.- Manifestó su preocupación porque la ilegítima asamblea nacional constituyente apruebe una ley que sancione a las organizaciones de derechos humanos que reciben financiamientos desde el exterior, así como las acusaciones en contra de las ONG.

10.- La Oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos documentó asimismo hostigamientos dirigidos hacia algunas autoridades universitarias y restricciones a la libertad sindical.

11.- Aseguró que su oficina sigue recibiendo alegaciones de tratos crueles, inhumanos o degradantes en la sede de la Dirección General de Contra Inteligencia Militar en Caracas.

12.- Bachelet manifestó la urgencia de que sean atendidos los niños y niñas que necesitan un transplante. Puntualizó también que hasta la fecha 38 menores continúan en la lista de espera en Venezuela y 6 esperan por atención en Argentina.

13.- Mencionó la última encuesta realizada por el Programa Mundial de Alimentos, que mostró que 2.3 millones de venezolanos se encuentran en inseguridad alimentaria severa y 7 millones en inseguridad alimentaria moderada.

14.- Declaró que, según la Plataforma Regional de Naciones Unidas, casi 5 millones de venezolanos han abandonado su país. Reconoció los enormes esfuerzos realizados por algunos países de la región.

venezolanos
Foto AFP

15.- Manifestó su confianza en que se puedan alcanzar los acuerdos políticos necesarios en el país. Incluida la renovación del Consejo Nacional Electoralpara que se convoquen a unas elecciones inclusivas, transparentes y creíbles.

16.- Finalmente, reiteró su llamado a todas las partes para que actúen con la altura para evitar una escalada en la confrontación política que pueda traducirse en acciones violentas.

Comunicado del Ministerio de Asuntos Exteriores sobre el ataque contra la manifestación liderada por el presidente Encargado Juan Guaído en Barquisimeto – 1 de Marzo 2020

Morir en la frontera: en 2019 hubo 1.850 víctimas y 484 enfrentamientos armados en los seis estados limítrofes de Venezuela por Sebastiana Barráez – Infobae – 21 de Febrero 2020

FundaRedes presentó la Curva de la violencia en Bolívar, Táchira, Falcón, Zulia, Apure y Amazonas. Los grupos armados irregulares y la guerra del oro, entre las causas de la impactante estadística

Un soldado venezolano en la frontera

Un soldado venezolano en la frontera

El Observatorio FundaRedes presentó la Curva de la violencia en seis estados fronterizos de Venezuela durante el 2019, destacando que concentran gran parte de la ola de criminalidad en Venezuela. Ellos son Bolívar, Táchira, Falcón, Zulia, Apure y Amazonas, en los que ocurrieron 1.850 muertes por homicidio, 104 desapariciones y secuestros, y 484 enfrentamientos armados.

Revela el informe que fueron cometidos variedad de crímenes, “desde homicidios con desmembramientos y decapitaciones, como los registrados en Táchira, Zulia, Bolívar y Falcón, así como incineración de cadáveres, infanticidios, feminicidios y masacres en áreas urbanas y comunidades indígenas”.

Aseguran que encontraron un patrón en lo que los organismos de seguridad del Estado presentan como “enfrentamientos”. “Los hechos sucedieron en circunstancias prácticamente similares, sólo cambió el escenario, pero en todos los casos las víctimas murieron en el lugar de los hechos. Un punto de coincidencia es que los familiares de las víctimas solicitaron derecho a réplica para desmentir que se haya tratado de enfrentamientos” y con versiones que coinciden en que se trataría de ejecuciones extrajudiciales.

Las Fuerzas de Acciones Especiales (FAES) de la Policía Nacional Bolivariana; el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC); la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), así como algunas policías estadales, son los organismos que más aparecen mencionados en las denuncias sobre este tipo de hechos.

FundaRedes considera que el incremento de los supuestos enfrentamientos en los territorios fronterizos obedece más a una política de exterminio delincuencial, aplicada por los organismos de seguridad del Estado desde 2017. También a “procedimientos de grupos armados irregulares por el control de territorios, principalmente de Táchira; pugnas entre bandas delictivas y de fuerzas de seguridad del Estado contra la delincuencia común”.

Las cifras que evidencian un incremento totalizan 692 muertos en “enfrentamientos” o “ejecuciones extrajudiciales” en los seis estados analizados en el transcurso de 2019.

Víctimas de la violencia en la frontera

Víctimas de la violencia en la frontera

El silencio

Afirma FundaRedes que, desde hace cerca de tres años, los organismos de seguridad recomiendan a familiares de desaparecidos y secuestrados no revelar información a los medios de comunicación. El argumento es que así llegarán a una rápida solución de los casos. “No obstante, para las organizaciones no gubernamentales como FundaRedes, lejos de lograr ese propósito, resulta una forma de silenciar el delito y avalar la impunidad, más aún en los últimos años cuando la participación de funcionarios policiales en secuestros y extorsiones ha sido una práctica común, muchas veces en alianza con delincuentes”.

Eso explicaría que la prensa tiene poco acceso a este tipo de informaciones, solo lo tuvo cuando las víctimas fueron halladas sin vida. “En Táchira y Zulia es donde más casos de secuestro y desapariciones se conocieron en 2019”.

Otro tipo de desapariciones ocurrieron en el estado Falcón. “Ahí 38 personas fueron denunciadas como desaparecidas, luego de abordar embarcaciones para emigrar del país. En estos casos se habló de redes de trata de personas que secuestran a los migrantes”.

En el estudio realizado por el observatorio determinaron que “Táchira es uno de los estados fronterizos con mayor variedad criminal”. En 2018 la tasa de homicidios fue de 23 por cada 100 mil habitantes, cifra que en 2019 ascendió a 26,36 por cada 100 mil habitantes, al registrarse 316 muertes por esa causa. “En total hubo 316 víctimas”.

De los 29 municipios del Táchira, el mayor número de homicidios ocurrió en Pedro María Ureña (20,57%), el municipio donde la guerrilla ha enfrentado a los paramilitares para controlar el territorio, que tiene como principal atractivo la poderosa industria del contrabando. Le sigue la capital San Cristóbal (8,54%), Bolívar (8,23%), García de Hevia (8,23%) y Fernández Feo (6,33%). 90% de esos crímenes fueron cometidos por arma de fuego.

Los principales victimarios fueron grupos armados irregulares (cerca de 70% de los casos), y el móvil principal fue el sicariato (más de 25%). 20 víctimas eran mujeres”. La mayoría de las víctimas fueron jóvenes entre 20 y 35 años de edad.

Homicidios en la frontera

Homicidios en la frontera

Oro sangriento

En el estado Bolívar se libra la guerra por el control de las minas de oro. Es el estado con el índice más alto de violencia con una incidencia muy significativa de homicidios seguido de enfrentamientos o ejecuciones extrajudiciales y secuestros y/o desapariciones.

Es un mineral bañado de sangre. “Los medios de comunicación digitales reseñaron que durante 2019 hubo 869 homicidios: 532 asesinatos y 337 muertos en ‘enfrentamientos’ o ‘ejecuciones extrajudiciales’, con una tasa de 36,59 por cada 100 mil habitantes”.

Lo más doloroso es que entre las víctimas resaltan 32 niños y/o adolescentes. Entre los hombres la mayor incidencia se dio de 18 a 45 años de edad. “El municipio más violento fue Caroní con 54,35% de los casos” y en la mayoría de los sucesos estuvo presente un arma de fuego.

“Los principales victimarios fueron la delincuencia común, grupos armados irregulares y las mafias que operan en la extracción minera (sindicatos). Los móviles fueron: 41,78% hechos delictivos no esclarecidos. 19,34% sicariato, 14,31% robos, 10,44% ajuste de cuentas, 4,84% supuestos enfrentamientos, 2,71% violencia de género y 1,74% en protestas sociales”.

En el 2019 ocurrieron en Bolívar 28 secuestros y/o desapariciones, entre las víctimas figuran dos efectivos del Ejército; tres mujeres (una hallada asesinada); un niño de 4 años (asesinado) y 16 hombres, dos de ellos asesinados.

El ELN tiene presencia en cinco de los seis estados fronterizos: Bolívar, Táchira, Zulia, Apure y Amazonas.

El ELN tiene presencia en cinco de los seis estados fronterizos: Bolívar, Táchira, Zulia, Apure y Amazonas.

La presencia de la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN) en el estado Bolívar es pública y notoria. En septiembre de 2019 el diputado a la Asamblea Nacional Francisco Sucre lo denunció luego de viajar a esa entidad, pues en un punto de control del Ejército, en la isla de Anacoco, los efectivos militares le advirtieron que unos 800 metros más adelante había una alcabala del ELN”.

“En completa impunidad actúa este grupo armado colombiano desde antes de 2017; constantemente sostiene enfrentamientos con ‘sindicatos’ mineros (mafias organizadas que pugnan por el control del Arco Minero y las minas de coltán, entre otros) que han dejado un número no precisado de víctimas en masacres y asesinatos individuales. Estos hechos son calificados por las autoridades gubernamentales como ‘confrontaciones entre grupos criminales rivales’, sin reconocer la implicación de la guerrilla”.

A Zulia lo describe el informe de FundaRedes como una bomba de tiempo. “La frontera en Zulia tiene en común con Táchira la presencia de grupos armados irregulares colombianos, lo que hace esta zona particularmente violenta. En esa entidad desde hace años es un secreto a voces la toma de varios municipios, sobre todo Catatumbo, por parte del Ejército de Liberación Nacional (ELN) y más recientemente por el grupo paramilitar Los Rastrojos. Adicionalmente, existen estructuras de crimen organizado”.

No es casual que el año pasado se registraron 388 homicidios con una tasa de 4,67 por cada 100 mil habitantes.

En el caso del estado Falcón, considera FundaRedes, está planteada una lucha de poderes. “Es donde hay menor presencia de guerrilla y grupos paramilitares”, pero es la más afectada por otras organizaciones criminales, algunas de reciente surgimiento.

Para FundaRedes, a los estados Amazonas y Apure la caracteriza la censura y limitaciones informativas. “Una data completa de hechos violentos como homicidios, enfrentamientos, secuestro y/o desapariciones ocurridos desde enero hasta diciembre de 2019 en los estados fronterizos Amazonas y Apure resultó imposible de registrar debido a la inexistencia de medios de comunicación social tradicionales y/o portales digitales informativos en esas entidades o a la presión que sufren los pocos que operan para que esta información no se dé a conocer”.

Finalmente, el observatorio destaca que en ambas entidades federales existe una notoria merma informativa por el progresivo cierre forzado de periódicos, no sólo por la escasez de materia prima, sino por la censura y la autocensura impuestas. “Los medios de comunicación tradicionales que aún sobreviven publican ocasional y discretamente algunas informaciones de violencia, pues reciben constantes intimidaciones por las estructuras criminales que allí operan, como la guerrilla y los grupos armados irregulares, además de los llamados ‘colectivos’ respaldados por el gobierno nacional para evitar que estas informaciones circulen”.

A %d blogueros les gusta esto: