elecciones7Oenbilbao

Punto de encuentro de Venezolanos votantes en Bilbao

Archivos por Etiqueta: Union Europea

Pasos y requisitos para solicitar la visa humanitaria en España – Yo emigro Asesoria Migratoria – 18 de Septiembre 2018

Canciller colombiano aborda con UE crisis de Venezuela – La Patilla – 18 de Septiembre 2018

La jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, saluda al ministro de Relaciones Exteriores de Colombia, Carlos Holmes Trujillo hoy en Bruselas, el canciller colombiano visita Bruselas y luego Madrid con el objetivo de tratar con autoridades europeas la crisis migratoria venezolana, así como para hablar de cooperación en diversos temas, informaron hoy fuentes oficiales.-EFE/José Villalgordo

El canciller de Colombia, Carlos Holmes Trujillo, trató hoy con la jefa de la diplomacia de la Unión Europea, Federica Mogherini, los riesgos de la crisis venezolana para la región, y abordó en la sede de la OTAN la cooperación con su país como socio global de la Alianza, reseña EFE.

Holmes Trujillo, que se encuentra de visita oficial en Bélgica, hizo balance con Mogherini de las “excelentes relaciones” entre la UE y Colombia, y acordaron reforzar aún más sus lazos en diversas áreas, incluido en el marco de la Alianza del Pacífico, explicó la Comisión Europea en un comunicado.

Uno de los principales asuntos abordados en la reunión fue la situación en Venezuela y las “difíciles condiciones” a las que se enfrentan muchos venezolanos dentro y fuera del país, así como los “desafíos” que esa crisis entraña para otros Estados de la región, precisó la Comisión.

Además, tanto Mogherini como el canciller colombiano enfatizaron la importancia de implementar el acuerdo de paz alcanzado con la guerrilla de las FARC, y la política italiana reiteró el compromiso de la UE a la hora de apoyar a Colombia “en su camino hacia una paz sostenible, en beneficio del pueblo colombiano”.

La alta representante de la UE para la Política Exterior confirmó a Holmes Trujillo su disposición a “trabajar estrechamente” con el Gobierno de Colombia para “seguir profundizando la duradera asociación” entre las dos partes.

Por otra parte, el canciller se entrevistó con el comisario europeo de Ayuda Humanitaria y Gestión de Crisis, Christos Stylianides, con el propósito de abordar la crisis migratoria venezolana, agradecer el apoyo brindado y explorar nuevas vías de cooperación para afrontar este fenómeno, que afecta al país y a la región, explicó la embajada de Colombia en Bruselas.

Igualmente, Holmes Trujillo se reunió con la comisaria europea de Comercio, Cecilia Malmström, para hacer un seguimiento del tratado de libre comercio entre el país andino y el club comunitario.

En la mañana, el canciller colombiano fue recibido por la subsecretaria general de la OTAN, Rose Gottemoeller, en la sede de la Alianza Atlántica en Bruselas, en el marco del estatus de “socio global” asignado a Colombia por esa organización.

El encuentro ofreció la oportunidad de intercambiar puntos de vista sobre la seguridad global y regional, mientras confirmaron el interés mutuo de mantener y profundizar la cooperación.

Según un comunicado difundido por la Cancillería, Colombia “desea aportar más activamente a la paz y la seguridad internacional, compartiendo su experiencia en diversas áreas con la OTAN y sus socios”.

Puso de relieve, además, que la OTAN cuenta con un conjunto de buenas prácticas y altos estándares en materia de seguridad, y Colombia, en tanto que “socio global”, tiene acceso a conocimientos e información privilegiada que le permiten fortalecer las capacidades de sus fuerzas militares, puntualizó.

Porcentajes de Inmigrantes – EU Barometer – Agosto 2018

En rojo la percepción de los ciudadanos y en azul la cifra real de cada país de la Union Europea

unnamed-2.jpg

Beatriz Becerra protesta a la Unión Europea el viajecito de Maikel Moreno a La Haya – El Nuevo País – 19 de Julio 2018

Beatriz Becerra, vicepresidenta de la subcomisión de Derechos Humanos de la Unión Europea. 

Beatriz-Becerra-Eurodiputada-780x405.jpg

Un alto funcionario del régimen venezolano se ha paseado estos días por territorio de la Unión Europea a pesar de tener sus cuentas embargadas, sus intereses bloqueados y, sobre todo, saltándose la prohibición que pesa sobre él de pisar suelo de la UE. Maikel Moreno, estrecho colaborador de Nicolás Maduro, ha visitado en los últimos días La Haya (Países Bajos) y la vicepresidenta de la subcomisión de Derechos Humanos del Parlamento Europeo, Beatriz Becerra, ha denunciado la “pérdida de credibilidad” de la Unión por que “uno de los responsables de que Venezuela sea hoy una dictadura” se “burle” de las las instituciones europeas.

La política de la UE respecto de la tiranía que ha sumido el país caribeño en la mayor crisis de su historia no ha mantenido la línea de firmeza y resolución que ha exigido la Eurocámara. De hecho, son muchas las voces que reclaman más contundencia de parte de la Unión contra la tiranía de Nicolás Maduro en Venezuela. Lejos de cumplir lo esperado de su posición de faro de los derechos humanos en el mundo, la UE está dejando que sea EEUU el que lidere la firmeza internacional contra las violaciones de los derechos humanos y las libertades que caracterizan al régimen chavista.

Mientras que los europeos han sancionado sólo a siete de los jerarcas venezolanos que explotan y machacan a su pueblo —otros 11 están aún por ratificar—, Estados Unidos pasa de largo el medio centenar, como denunció en OKDIARIO Carlos Vecchio, coordinador de Voluntad Popular, partido de Leopoldo López, uno de los presos políticos de Maduro.

Becerra (diputada independiente integrada en el grupo de los Liberales y Demócratas, ALDE), ha reclamado a la Alta Representante de Política Exterior, Federica Mogherini que tome medidas por la presencia en La Haya de Moreno, uno de los líderes del régimen venezolano sancionados por la Unión Europea.

Becerra ha afirmado que “Europa pierde su credibilidad desde el momento en los jerarcas chavistas pueden burlar fácilmente las sanciones impuestas por la Unión. Moreno está sancionado porque ha sido uno de los responsables de que hoy Venezuela sea una dictadura y sufra una crisis brutal. ¿De qué sirve que defendamos la democracia en Venezuela si no somos capaces de aplicar nuestras propias medidas?“, se ha preguntado.

En un escrito dirigido a Mogherini, la eurodiputada liberal recuerda que Maikel Moreno es “el actual presidente del Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela (TSJ)” —institución que usurpa los poderes de los magistrados legítimos del TSJ en el exilio—, y que asistió “este martes a la Corte Penal Internacional de La Haya pese a estar incluido en la lista de funcionarios venezolanossancionados adoptada el pasado 22 de enero por el Consejo”.

También señala que “Moreno es uno de los principales responsables de la abolición del Estado de derecho y la usurpación ilegítima del TSJ. Durante su etapa como presidente de la Sala de Casación Penal del TSJ ratificó la condena al opositor Leopoldo López“.

Se da la circunstancia de que la propia CPI tiene depositadas denuncias por delitos de lesa humanidad contra Nicolás Maduro y los máximos jerarcas del chavismo por, entre otras circunstancias documentadas, su brutal represión de las manifestaciones que desde abril a julio del año pasado se saldaron con más de 600 venezolanos asesinados por las fuerzas policiales, militares y paramilitares del chavismo.

Cambio de política de España

Preocupa además el viraje de la política exterior española con el nuevo Gobierno. El pasado lunes, el ministro de Exteriores, Josep Borrell, se reunió en Bruselas con su homólogo del régimen venezolano, Jorge Arreaza. Tras esa cita —calificada como “diplomacia bolivariana” por el satisfecho Arreaza—, Borrell anunció que “España no liderará la línea dura de sanciones” contra la dictadura de Maduro. Medios del país caribeño como ‘El Nuevo País’ lamentaron estas declaraciones reseñando que “la democracia venezolana pierde un aliado” con una España en la que se imponía “la línea Zapatero”.

Sólo un día después, Moreno se paseaba libremente por territorio europeo, a pesar de que se le debería haber prohibido su entrada en Holanda. Así, la eurodiputada liberal recuerda a la Alta Representante que la normativa europea “encarga a los Estados miembros la responsabilidad de impedir la entrada a su territorio o el tránsito de las personas físicas sancionadas”, por lo que se interesa por las medidas a tomar “sobre los Países Bajos ante el incumplimiento de las medidas restrictivas citadas”.

Becerra quiere saber, además, si existe alguna “excepcionalidad” que permita a Moreno “realizar proselitismo político en un tribunal de justicia internacional (…)  llamado a investigar los crímenes de lesa humanidad cometidos por el Estado venezolano”. Una de las denuncias que obran en la CPI fue presentada por el presidente electo de Colombia, Iván Duque, y otros 80 senadores colombianos en mayo de 2017.

Becerra reclama a Mogherini que ejerza su labor de salvaguarda de las sanciones a funcionarios responsables de los desmanes de una dictadura y evite que Moreno adquiera la nacionalidad italiana. Así, la vicepresidenta de la subcomisión de Derechos Humanos de la Eurocámara pide a la Alta Representante que esté “en contacto con las autoridades italianas para evitar que un funcionario sancionado por la UE obtenga la nacionalidad de un Estado miembro”. Se da la circunstancia de que Moreno está casado con una ciudadana italiana, por lo que podría solicitar la nacionalidad.

La crisis humanitaria en Venezuela es una operación política por Beatriz Becerra Basterrechea – El Confidencial – 30 de Junio 2018

Gracias a esta crisis, el régimen puede usar los CLAP (Comités Locales de Abastecimiento y Producción) para comprar adhesiones y votos en las elecciones fraudulentas que organiza

imagen-sin-titulo.jpg
Desde el año 2005, más de dos millones de venezolanos han dejado su país. Según ACNUR, el 60% de ellos se encuentran en situación irregular. Los motivos de la emigración fueron políticos y económicos desde el principio, pero la crisis que vive el país ha acentuado de forma dramática las salidas por pura voluntad de sobrevivir. Creo que ya lo sabe todo el mundo, pero vale la pena recordarlo: Venezuela sufre un terrible desabastecimiento de todo tipo de productos, incluidos la comida y los medicamentos. Cada día, miles de personas cruzan la frontera con Colombia y —en menor medida— con Brasil. Algunos se quedan allí, otros regresan después de comprar, con el poco dinero que les queda, los productos de subsistencia que necesitan.
He podido comprobar esta situación sobre el terreno durante la misión que el Parlamento Europeo ha enviado a Cúcuta, en la frontera colombiana.

Más de cuatro millones de ciudadanos de Venezuela, un 13% de la población del país, ha cruzado a países vecinos o lo ha intentado. La ONU ya los considera oficialmente refugiados

La situación es tremendamente delicada, y si no se ha agravado más todavía es por la generosidad y esfuerzo de Colombia, cuyas autoridades están poniendo todo de su parte para atender al creciente número de personas desplazadas. Cuentan con la ayuda de otros países americanos y de organismos internacionales. La Unión Europea confirmó hace unas semanas un fondo dedicado de más de 35 millones de euros para ayuda humanitaria, y el comisario del ramo, Christos Stylianides, me acaba de confirmar que se plantea ampliar esta cantidad.

Por desgracia, se necesitaría un esfuerzo mucho mayor para atender a todos los venezolanos que lo necesitan, desde los niños que sufren desnutrición severa hasta las mujeres que no pueden dar a luz en mínimas condiciones de seguridad e higiene. Se han incrementado en un 60% las muertes en el parto. Pero es lo que se puede hacer mientras el régimen de Nicolás Maduro, atrincherado, se niegue a la apertura de un canal humanitario. El dictador y su régimen son responsables de lo que está ocurriendo.
Un informe de la OEA considera este chantaje y la propia crisis humanitaria como el más grave e inhumano de los siete delitos de lesa humanidad

En parte, lo son por incompetencia: se nombra a los responsables por su afinidad ideológica, y no por su conocimiento o experiencia. En parte, por su corrupción, cuyo más reciente hito es la incautación en Estados Unidos de 800 millones de dólares a Diosdado Cabello, hombre fuerte del narco-régimen. Pero, principalmente son culpables de la crisis por su voluntad decidida de imponer su dominio sobre un pueblo debilitado, hambriento y enfermo, un pueblo que dedique las pocas fuerzas que le quedan a sobrevivir en lugar de a combatir a la tiranía que los oprime.

Afirmo que la crisis humanitaria de Venezuela es una operación política planificada. Gracias a esta crisis, el régimen puede usar los CLAP (Comités Locales de Abastecimiento y Producción) para comprar adhesiones y votos en las elecciones fraudulentas que organiza. Esto no son especulaciones: un informe de la Organización de Estados Americanos lo da por probado, y considera este chantaje y la propia crisis humanitaria como el más grave e inhumano de los siete delitos de lesa humanidad por los que se debería procesar, juzgar y condenar a Maduro y a su régimen. El nuevo presidente de Colombia, Iván Duque, ha anunciado que llevará el caso a la Corte Penal Internacional.

Maduro es un tirano, pero no es original. Esta situación recuerda a las vividas en la Unión Soviética bajo los mandatos de Lenin primero y de Stalin después. Ambos indujeron hambrunas en su territorio con objetivos políticos, pero la de Stalin produjo un mayor número de víctimas porque se negó a pedir ayuda humanitaria. El régimen chavista parece en este sentido antes estalinista que leninista. En todo caso, se comprueba otra vez que el socialismo del siglo XXI se parece mucho al del siglo XX.
Debemos insistir y usar todas nuestras herramientas políticas y diplomáticas para conseguir que Venezuela recupere la democracia

El régimen ha liquidado el Estado de derecho, ha reprimido brutalmente a los opositores, tiene responsabilidad en casos de asesinato y tortura y es culpable de usar la falta de comida y medicinas contra su propio pueblo. Contra esto, la Unión Europea ha reaccionado con duras sanciones contra los jerarcas, pero no podemos detenernos aquí.

Debemos insistir y usar todas nuestras herramientas políticas y diplomáticas para conseguir que Venezuela recupere la democracia, la prosperidad y el futuro que le han arrebatado. Y, por supuesto, ejercer el papel que asumimos como firmantes del Estatuto de Roma para activar sin dilación el sistema de justicia internacional del que nos hemos dotado precisamente para eso: para que los tiranos rindan cuentas de sus crímenes ante el mundo, sin subterfugios ni escapatorias.

* Beatriz Becerra es vicepresidenta de la subcomisión de Derechos Humanos en el Parlamento Europeo y eurodiputada del Grupo de la Alianza de Liberales y Demócratas por Europa (ALDE)

Zapatero, el chavista por Orlando Avendaño – Panampost – 28 de Junio 2018

zapaterochavista.jpgEl español ha causado un gran daño. Sobre todo porque de ese adalid de la indignidad se han aferrado una serie de personajillos que presuntamente representan a la oposición venezolana

Zapatero no ha tenido la valentía de otros cretinos como Chomsky o Sean Penn. Prefiere decirse equilibrado en una pugna desequilibrada.

José Luis Rodríguez Zapatero no debiera de ser tan evidente. Pero pareciera no importarle que se sepa que es el emisario de Nicolás Maduro. En algún momento pretendió resguardarse tras una fachada de imparcialidad. Ahí, con el barniz, parloteaba, llenándose las fauces, diciendo que representaba o al Gobierno español o a la Unión Europea o a gentes antagónicas a la dictadura chavista.

Ya no puede hacerlo, y no necesariamente porque hasta la socialista Federica Mogherini dejó claro que el expresidente no era mensajero de Europa, sino porque su insolencia le estorbaría demasiado. Sería, pues, una desvergüenza desorbitada.

Con el diario La Nación —que, por cierto, ¡qué decepción!—, Zapatero se exhibió como lo que es: un impresentable, secuaz de la dictadura más perversa de la región. Al periodista Guillermo Idiart, el español le dijo: “Delcy Rodríguez (…) y Jorge Rodríguez (…) son los que han estado con el diálogo y son, sin duda alguna, personas absolutamente favorables al diálogo, a la paz”.

Con respecto a las sanciones de la Unión Europea a jerarcas del chavismo, dijo: “Estoy convencido de que la UE desconoce, yo no sé qué información puedan tener”. “Una decisión como sancionar y bloquear a un Gobierno como el chavista produce consecuencias. Y luego, si llega la catástrofe, ¿de quién será la culpa?”, agregó.

Algunos asumieron esa última frase como una amenaza. Otros, como una grosera muestra de solidaridad con los delincuentes, muy bien amonestados por los grandes países de Europa y América.

En cualquier caso, en la breve y absurda entrevista —en la que el periodista faltó por cándido— José Luis Rodríguez Zapatero desmontó vacilaciones en torno a su labor en Venezuela.

No es la primera vez que lo hace. Y por ello es que cabría decir que a Zapatero pareciera no importarle que se sepa a quién realmente representa. No obstante, su honestidad es valiosa. Mucho. Sobre todo porque aún canallas, que supuestamente no son chavistas, se esfuerzan, con todo, en mercadear la figura del expresidente español como esencial para un proceso de transición en Venezuela. Un hombre con disposiciones loables; solo empecinado en dejar un legado generoso.

Todo indiscutiblemente a millas de la realidad. Y lo sabe el mundo. Lo entiende la Unión Europea, el Grupo de Lima, Estados Unidos y el Gobierno español —o al menos lo entendía la administración del magullado Rajoy—. Y lo comprende muy bien el gran columnista y periodista, Hermann Tertsch, quien hace unas semanas dedicó un artículo en el diario ABC a Zapatero —o a “la vergüenza de España”, como él lo llama—.

“Somos muchos españoles los que ante cualquier venezolano nos disculpamos por la profunda vergüenza que suponen las actividades infames de Zapatero en Venezuela. Incluso quienes nunca nos dejamos engañar por este personaje en su devastador paso por la historia de España estamos sobrecogidos por su aventura venezolano”, escribe Tertsch.

“Aunque nunca compense el mal causado, sepan los venezolanos que millones de españoles nos unimos hoy a la trinchera de la dignidad y la verdad de Venezuela frente a las mentiras interesadas de la lamentable figura de Zapatero, esa vergüenza de España”, concluye el periodista.

Y es verdad: Zapatero ha causado un gran daño. Sobre todo porque de ese adalid de la indignidad se han aferrado una serie de personajillos que presuntamente representan a la oposición venezolana. Detrás llevan consigo a una sociedad, muchas veces inquieta, desamparada y extraviada, que respalda a quien sea que supuestamente se oponga al chavismo y que por eso ha sido engañada.

Pero Zapatero no se opone al chavismo —y obviamente tampoco lo hacen los «opositores» que sirven como anfitriones cada vez que el de España pisa Caracas—. Todos son chavistas, pero con el complejo de anunciarlo —y con la cualidad de mercenario—. No han tenido la valentía de otros cretinos como Chomsky, Sean Penn o Monedero. Prefieren, en cambio, quedar bien con todos. Decirse equilibrados en una pugna en la que un bando ejecuta un genocidio paulatino y el otro solo quiere, pues, libertad.

 

Mogherini aclara que Zapatero no representa a la UE en su mediación en Venezuela – Notímerica – 26 de Junio 2018

logoLa Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Federica Mogherini, ha aclarado en respuesta a la pregunta parlamentaria a la eurodiputada de ALDE Beatriz Becerra que el expresidente José Luis Rodríguez Zapatero no representa a la Unión Europea en la mediación que lleva a cabo en Venezuela, sino que lo hace bajo los auspicios de la Unión de Naciones Suramericanas.

Becerra preguntó a la vicepresidenta de la Comisión si Zapatero era un interlocutor reconocido por la UE para hablar en su representación, si lo considera un interlocutor de la UE en las reuniones en las que participa y si la Alta Representante ha mantenido algún contacto reciente con él para abordar la crisis venezolana.

Mogherini ha contestado de forma negativa a las tres cuestiones y ha recordado que la mediación del expresidente español, así como la del exdirigente panameño Leonel Fernández y el de República Dominicana Martín Torrijos, tiene lugar en el marco de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur). No obstante, la jefa de la diplomacia europea ha afirmado que la UE respalda el objetivo de “encontrar una solución política negociada para la crisis de Venezuela” y ha sido perseguido directamente por representantes de la UE “a través de una serie de contactos con personas que participan en los esfuerzos para promover dicha solución negociada”.

Becerra considera que, ante la respuesta de Mogherini, Zapatero no representa a la Unión Europea, y por tanto, “debería aclarar por qué lleva semanas en Caracas, qué está haciendo, para quién está trabajando”. La eurodiputada, que se encuentra ahora mismo en la frontera con Colombia para evaluar la situación humanitaria de los que huyen de la crisis venezolana, cree que también debería disculparse por “haber criticado a la UE por las sanciones impuestas contra los jerarcas del régimen.”. En su opinión, “ha malversado el prestigio que le da haber sido presidente del Gobierno de un estado miembro de la Unión”.

 

 

La UE impone sanciones a 11 altos cargos de Venezuela por Alvaro Sánchez – El País – 25 de Junio 2018

Los Veintiocho los consideran responsables de “violaciones de los derechos humanos y de socavar la democracia”
1529933476_944902_1529937061_noticia_normal_recorte1.jpg
Crece la lista de miembros del régimen de Nicolás Maduro vetados en Europa. Los ministros de Exteriores de los 28 países comunitarios han añadido este lunes a 11 altos cargos de varios organismos venezolanos a la lista de personas que tienen prohibida la entrada en la UE. También se han congelado sus posibles bienes en el continente. Esta nueva ronda de sanciones supone una respuesta a las irregularidades que rodearon las elecciones del 20 de mayo, celebradas en medio de una abstención récord y en ausencia del grueso de la oposición. En un comunicado conjunto, los responsables de Exteriores europeos han defendido que los comicios “no fueron libres ni justos, y su resultado carece de credibilidad”.

Entre los sancionados hay nombres muy próximos a Nicolás Maduro. Concretamente los vicepresidentes Delcy Rodríguez y Tareck el Aissami y el ministro de Educación, Elías Jaua. Pero también funcionarios leales al Ejecutivo bolivariano en ámbitos como las fuerzas armadas, la justicia o el Consejo Nacional Electoral, organismo encargado de velar por la transparencia de las consultas. “Las personas incluidas en la lista son responsables de violaciones de los derechos humanos y de socavar la democracia y el Estado de derecho en Venezuela”, estima la UE.

La medida es un nuevo golpe al entorno de Maduro. En enero, otros siete miembros del círculo más cercano al sucesor de Hugo Chávez, entre ellos su número dos, Diosdado Cabello, recibieron idéntico castigo. Los socios comunitarios buscan elevar la presión para forzar a Caracas a abrir un proceso de diálogo que culmine en una nueva convocatoria de elecciones, si bien hasta ahora no se han obtenido resultados palpables.

El Gobierno venezolano reaccionó a las sanciones de enero elevando el tono contra España —la gran inspiradora de las represalias diplomáticas—, e incluso expulsó al embajador español durante casi tres meses. Este lunes ha vuelto a alzar la voz calificando de “agresión” e “intromisión” las nuevas penalizaciones. “Es sorprendente la flagrante subordinación de la UE a la Administración Trump, emulando sus acciones de agresión contra Venezuela”, ha contraatacado.

Entretanto, la UE combina en su estrategia el palo y la zanahoria: esto es, la firmeza diplomática con la puerta abierta a dar marcha atrás si se perciben gestos desde Caracas. El ministro de Exteriores español, Josep Borrell, ha señalado en rueda de prensa desde Luxemburgo que las sanciones “no excluyen en ningún caso la voluntad de diálogo”, y se ha mostrado partidario de hallar resquicios de acercamiento político. “[La crisis] no va a resolverse fácilmente a base de sanciones”, ha admitido.

La UE es el tercer mayor socio comercial de Venezuela tras Estados Unidos y China, aunque hasta ahora los Veintiocho han eludido utilizar la economía como instrumento de presión. De momento, la acción comunitaria ha centrado las sanciones en los altos cargos del régimen, y ha evitado dañar el tejido productivo del país o sectores sensibles como el petrolero al entender que en medio de la severa crisis que padece el país, no procede agravar el sufrimiento de la población.

Europa aplica sanciones a Venezuela desde noviembre de 2017, cuando los 28 países miembros acordaron por unanimidad un embargo de armas y equipos electrónicos ante su progresiva deriva institucional. Su efecto es sin embargo limitado. España, Holanda y Austria son los únicos tres países de la Unión que venden material militar a Caracas, y más del 90% proviene de China y Rusia.

 

Estos son los 11 funcionarios sancionados por la Unión Europea (Oficial) – La Patilla – 25 de Junio 2018

2017-08-18T101242Z_714358075_RC14D9E9CF90_RTRMADP_3_SPAIN-BARCELONA-EU.jpg

La Unión Europea impuso este lunes sanciones contra 11 funcionarios venezolanos, a raíz de la elección presidencial del 20 de mayo que supuso la reelección de Nicolás Maduro y que, para los europeos, no reunió las garantías suficientes.

Los cancilleres europeos reunidos en Luxemburgo fueron los encargados de añadir el nombre de 11 personas a la lista de sancionados con medidas “selectivas”, que implican la prohibición de viajar a la UE y la congelación de sus activos.

Caba destacar que el pasado mes de enero la Unión Europea también había sancionado a siete altos cargos del Gobierno de Nicolás Maduro por la “represión” en Venezuela, entre los que figuran su “número dos”, Diosdado Cabello; el presidente del Tribunal Supremo, Maikel Moreno, y el ministro de Interior y Justicia, Néstor Reverol.

Tareck El Aissami
Sergio José Rivero Marcano
Jesús Rafael Suárez Chourio
Iván Hernández Dala
Delcy Eloína Rodríguez
Elías Jaua Milano
Sandra Oblitas
Freddy Alirio Bernal
Katherine Harrington
Socorro Elizabeth Hernández
Xavier Antonio Moreno

El 25 de junio de 2018, el Consejo ha decidido someter a medidas restrictivas a once personas que ocupan cargos oficiales. Las personas incluidas en la lista son responsables de violaciones de los derechos humanos y de socavar la democracia y el Estado de Derecho en Venezuela. Entre las medidas previstas figuran la prohibición de viajar y la inmovilización de bienes.

Esta decisión es una consecuencia directa de las Conclusiones adoptadas por el Consejo el 28 de mayo de 2018, que instaban a tomar medidas restrictivas complementarias orientadas y reversibles que no perjudiquen al pueblo venezolano en respuesta a las elecciones presidenciales recientemente celebradas en Venezuela.

Tal como indican las Conclusiones, las elecciones celebradas en Venezuela el 20 de mayo de 2018 no fueron libres ni justas y su resultado carece de toda credibilidad, ya que el proceso electoral no ofrecía las garantías necesarias para resultar inclusivo y democrático. En este contexto, la UE hizo también un llamamiento para que se celebren nuevas elecciones presidenciales de conformidad con las normas democráticas internacionalmente reconocidas y el orden constitucional venezolano. Al mismo tiempo, la UE reiteró asimismo la necesidad de respetar a todas las instituciones democráticamente elegidas, en particular la Asamblea Nacional, liberar a todos los presos políticos y defender los principios democráticos, el Estado de Derecho y los derechos humanos. Estos siguen siendo aspectos fundamentales en función de los cuales la UE adaptará su política.

La decisión de hoy eleva a dieciocho el número de personas sometidas a sanciones en vista de la situación en Venezuela. El Consejo incluyó por primera vez en la lista a siete funcionarios venezolanos implicados en la vulneración de los principios democráticos o del Estado de Derecho, así como en violaciones de los derechos humanos, el 22 de enero de 2018. Las medidas restrictivas tienen por objeto contribuir a promover la adopción consensuada de soluciones democráticas capaces de garantizar la estabilidad política del país y que permitan a Venezuela atender a las acuciantes necesidades de la población.

Estos serían los 11 funcionarios sancionado por la Unión Europea :

382522635-Estos-serian-los-11-funcionarios-sancionado-por-la-Union-Europea

A %d blogueros les gusta esto: