elecciones7Oenbilbao

Punto de encuentro de Venezolanos votantes en Bilbao

Archivos por Etiqueta: Represion

Familiares de víctimas de represión documentan crímenes de lesa humanidad por Rafael León – La Patilla – 4 de Octubre 2017

2017-07-28T224410Z_27934020_RC116A6B1B50_RTRMADP_3_VENEZUELA-POLITICS.jpg

El Comité de Familiares y Víctimas de la Represión y Presos Políticos de Venezuela denunciará ante la Organización de Estados Americanos los casos de crímenes de lesa humanidad que se habrían cometido durante las protestas de 2014 y 2017, acusación que se encuentra bajo investigación de esa instancia internacional para determinar si el gobierno de Venezuela cometió delitos de esa naturaleza y, por consiguiente, remitir el caso a la Corte Penal Internacional, publica El Nacional.

Durante la tercera audiencia pública del ciclo de sesiones de la OEA que investiga los posibles casos de lesa humanidad, la activista de los derechos humanos, Lilian Tintori, junto con un grupo de parientes de las víctimas fatales de la violencia del Estado y de presos políticos, grabaron un video en Caracas que será enviado al secretario general de la OEA, Luis Almagro, así como al ex fiscal jefe de la Corte Penal Internacional, Luis Moreno Ocampo, para sustentar la denuncia contra el gobierno de Nicolás Maduro que hizo la abogada venezolana Tamara Suhú el pasado 14 de septiembre.

La esposa de Leopoldo López, preso político, denunció que durante las protestas el gobierno empleó el patrón de disparar hacia la parte superior de los cuerpos de las víctimas. Indicó que durante los 2 períodos de protestas, 37 personas fueron asesinadas de tiros en el cuello o en la cabeza, disparados por funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana, Policía Nacional Bolivariana, cuerpos policiales estadales y grupos de civiles armados.

Tintori explicó que, de acuerdo con el registro de las ONG Justicia, Encuentro y Perdón, y el Foro Penal Venezolano, son 128 las personas asesinadas durante los 4 meses de manifestaciones de este año; 15.000 heridos aún están convalecientes y que hay 487 presos políticos sometidos a torturas constantemente.

Sin anestesia ni quimioterapia

Cecilia de Sousa manifestó que a su hermano, Juan Miguel de Sousa, que se encuentra en el Hospital Militar tiene cáncer de próstata y no le han realizado las quimioterapias.

Denunció que el ingeniero, que fue detenido en 2015 y aún no ha tenido audiencia, estuvo en La Tumba, aislado en una celda de 15 metros de profundidad, sin luz solar y a bajas temperaturas, donde le realizaron un tratamiento odontológico, sin anestesia y con un taladro manual.

“El médico solicitó una biopsia de emergencia, pero se la hicieron 45 días después porque se negaban a trasladarlo”, expresó.

Informó que solicitaron una vez más una medida menos gravosa de privación de libertad ante el tribunal que conoce la causa, para que su hermano pueda comparecer en su domicilio, pero a la fecha no han obtenido respuesta.

“Rogamos a Dios por la justicia”

El sargento Rubén Bermúdez, que fue detenido durante una cita de la Dgcim por presunto intento de golpe de Estado este año, requiere ser operado del ojo y hasta la fecha las autoridades han hecho caso omiso, y no han dado respuesta al caso. “Rogamos a Dios por la justicia. Él no ha cometido ningún delito”, manifestó su hermana Odalys Bermúdez.

Denunció que desde que fue detenido permaneció 55 días aislado, estuvo 15 días sin aseo personal y sin comida, luego fue trasladado a Ramo Verde, y en mayo lo recluyeron en la 26 de Julio, en Guárico, sin informar a los abogados ni a familiares de la causa.

Indicó que no tiene ni siquiera la fecha de audiencia y que la defensa no ha tenido acceso al expediente. En todo ese tiempo no le han permitido la visita de sus hijos.

Sin despacho a la libertad

Yon Goicoechea, dirigente de Voluntad Popular que fue detenido por unos hombres sin identificación el 29 de agosto del año pasado y que tiene boleta de excarcelación, ha sido sometido no solo a tratos crueles e inhumanos sino a la omisión del tribunal que lleva la causa, el cual permanece sin despacho desde hace un año, denunció su madre, Luz Lara.

“Vivimos una agonía. Nada nos garantiza su vida ni su libertad”, expresó. Relató que su hijo se encuentra injustamente preso y que ha sido sometido al aislamiento en cuartos de castigos de Ramo Verde, como el Tigrito, donde estuvo encerrado con bolsas de basura, sin ver el sol ni ventilación, y sin visitas de sus hijos. Informó que este mes el gobierno debe responder la solicitud de liberación hecha por la ONU.

“El responsable es Maduro”

“Salga lo que salga en las investigaciones, el único responsable es Nicolás Maduro Moros, porque si él no estuviera haciendo una mala gestión, ninguna persona hubiese estado en la calle protestando ni mi hijo enterrado”, manifestó Zugeimar Armas, madre de Neomar Lander, joven de 17 años de edad, quien murió en la avenida Libertador durante una protesta que era reprimida por la Policía Nacional Bolivariana.

Informó que a cuatro meses de la muerte de su hijo, no han tenido resultados de las investigaciones. Solo le han informado que esperan por las pruebas químicas forenses. Indicó que aunque ella llevó a los testigos a comparecer ante el Ministerio Público, los funcionarios de la PNB que reprimieron la manifestación no han sido llamados a declarar.

Disparos a la cabeza 2014: Robert Redman, 28 años de edad, Bassil Da Costa, 23 años de edad,  Génesis Carmona, 21 años de edad, Jesús Acosta, 22 años de edad, Geraldine Moreno, 23 años de edad, Guillermo Sánchez, 42 años de edad, Juancho Montoya, 53 años de edad, Willmer Caravallos, 41 años de edad,  Wilfredo Rey, 32 años de edad,Cliver Roa, 14 años de edad

Victimas 2017: Daniel Queliz, 20 años de edad (Policarabobo), Carlos Moreno, 17 años de edad (colectivos), Tony Canelón, 32 años de edad, tiro en el cuello (GNB), Kevin León, 19 años de edad (colectivos), Luis Márquez, 52 años de edad (colectivos), Orlando Medina, 22 años de edad (colectivos), Eyker Rojas, 20 años de edad (GNB), Hecder Lugo, 20 años de edad (GNB), Armando Cañizález, 18 años de edad, disparo de metra en el cuello (GNB), Anderson Dugarte, 31 años de edad (Colectivos), Yeison Mora, 17 años de edad (GNB), Manuel Castellano, 46 años de edad (GNB), Jhon Quintero (colectivos), Augusto Pugas, 22 años de edad (Polibolívar), José Pérez, 20 años de edad (colectivos), Nelson Arévalo, 22 años de edad (colectivos), Jonathan Zavatti, 25 años de edad (colectivos), Ísael Macadan, 18 años de edad (colectivos), Roberto Durán, 24 años de edad (colectivos), Alfredo Figueroa, 19 años de edad (colectivos), Ramsés Martínez, 20 años de edad (colectivos), Janeth Angulo, 55 años de edad (GNB), Gilimber Terán, 16 años de edad (colectivos), José Leal, 18 años de edad (Plan República), Eduardo Orozco, 19 años de edad (Conas), Luis Espinoza, 16 años de edad (GNB)

 

Ejecución de la Convención de Palermo a Maduro y su grupo por Carlos Sánchez Berzaín – Diario Las Americas – 17 de Septiembre 2017

opinion-carlossanchezberzain.jpgLa situación es muy grave y clara en cuanto a la urgencia de aplicar la Convención de Palermo desde terceros estados, pues las acciones del derecho interno en Venezuela están en manos de los criminales que permanecen en el poder para garantizar su impunidad.

La “Convención de las Naciones Unidas contra la delincuencia organizada transnacional” (Convención de Palermo) tiene competencia plena sobre los detentadores delictivos del poder en Venezuela. La finalidad, definiciones, ámbito de aplicación, vigencia y ratificación, hacen de este instrumento, el idóneo para procesar, capturar y sancionar a Nicolás Maduro y su “grupo de delincuencia organizada” por “delitos graves” con los que obtienen “beneficios económicos y materiales”. Es tiempo de acciones criminales en los países donde los delitos de Nicolás Maduro y su grupo tienen efectos, procesos que ordenen su captura y juzgamiento.

La ejecución e inicio de los procesos puede hacerse en los estados en que los delitos se hayan preparado, cometido o tengan efectos sustanciales. La Convención de Palermo determina que “el delito será de carácter transnacional si: a) Se comete en más de un Estado; b) Se comete dentro de un solo Estado pero una parte sustancial de su preparación, planificación, dirección o control se realiza en otro Estado; c) Se comete dentro de un solo Estado pero entraña la participación de un grupo delictivo organizado que realiza actividades delictivas en más de un Estado; o, d) Se comete en un solo Estado pero tiene efectos sustanciales en otro Estado”.

El Código Penal de la República Bolivariana de Venezuela establece en sus Arts. 174 al 181 agravados por el Art. 203 penas privativas de libertad de 4 a 6 años por privación de libertad por funcionarios, atropello a presos y otros delitos; además establece en sus Arts. 405 al 414 penas privativas de libertad de 5 a 18 a años por homicidio, homicidio culposo, lesiones graves y otros, más agravantes; impone penas privativas de libertad de 20 a 30 años por delitos contra la independencia y seguridad de la Nación como el asociarse para traicionar a la Patria.

Otros delitos, como el narcotráfico, la corrupción, sobornos, enriquecimiento sin causa, lavado de dinero, simulación de contratos para delinquir están sancionados en el Código Penal, incluyendo la asociación delictiva o agavillamiento con pena de hasta 5 años en el Art. 286; la falsedad de actos y documentos y aprovecharse de esa falsedad por un funcionario con penas de hasta 12 años en los Arts. 316 al 322. La comisión reiterada de estos y otros delitos ha producido en Venezuela una crisis social, económica, política y humanitaria mundialmente reconocida y probada por la existencia de perseguidos, presos y exiliados políticos, por la “migración forzada” de decenas de miles de venezolanos que dejan su país por miedo y por la inseguridad causada por el crimen organizado que detenta el poder de facto.

La migración de venezolanos -forzada por Maduro y su grupo de delincuencia organizada transnacional- ha llegado masivamente a los países limítrofes como Colombia, Brasil y Panamá, pero también a Perú, Argentina, Chile, Uruguay, Costa Rica, México, Estados Unidos, Canadá, España, Francia……. y estos son ”efectos sustanciales en otro estado” que otorgan y abren la competencia de las autoridades de esos países para aplicar de oficio o a petición de parte la Convención de Palermo.

Pueden proceder de oficio las autoridades encargadas de la investigación y acusación de delitos de cualquiera de los Estados que sufren “efectos sustanciales” por los actos delictivos cometidos por Nicolás Maduro y su grupo en Venezuela. Un importante precedente en la aplicación de la Convención de Palermo es el tristemente famoso caso de corrupción de la FIFA investigado por autoridades de Estados Unidos en Nueva York, que con participación de la Interpol detuvieron y procesaron en varios países del mundo a ciudadanos de diferentes países que habían cometido delitos en diferentes Estados, pero con efectos sustanciales en los Estados Unidos.

Si por razones políticas o de otra índole el caso de los crímenes transnacionales cometidos en Venezuela no mereciera atención de oficio, está abierto el derecho de “denuncia y petición” en los Estados o países en que los “efectos sustanciales de la delincuencia organizada transnacional” son evidentes con la presencia de migrantes forzados o exiliados venezolanos. El procedimiento legal es el ordinario del “derecho interno” de cada estado para la investigación de delitos. Ciudadanos y organizaciones civiles pueden pedir a los fiscales o procuradores de Colombia, Perú, Brasil, Panamá, Argentina, Chile, Costa Rica, México, Estados Unidos, Canadá, España, Francia, entre otros, que abran procesos, analicen la prueba y ordenen la captura y aprehensión internacional de Nicolás Maduro y los miembros de su grupo.

La filosofía y objeto de la Convención de Palermo es que los autores de crímenes transnacionales no puedan evadir la justicia en ninguna parte del mundo y que no puedan salvar sus beneficios ilícitos amparados en cuestiones de gobierno, Estado o soberanía. La soberanía no puede proteger al crimen ni a los delincuentes porque es un concepto de Derecho. La comisión y juzgamiento de los delitos perpetrados por Maduro y su grupo no son “asunto interno” de Venezuela, no aplica el principio de no intervención porque son delitos transnacionales y muchos de ellos de lesa humanidad.

La situación es muy grave y clara en cuanto a la urgencia de aplicar la Convención de Palermo desde terceros estados, pues las acciones del derecho interno en Venezuela están en manos de los criminales que permanecen en el poder para garantizar su impunidad. Maduro y su grupo manejan la fuerza y el sistema formal de justicia porque lo dominan en base al miedo y lo han suplantado, encarcelando y exiliando a los miembros del poder legítimo como los Magistrados del Tribunal Supremo de Justicia, Fiscal y miembros de la Asamblea Nacional.

opinion-carlossanchezberzain.jpg

La humillación y el miedo como política por José Rafael López Padrino – Ruptura.org – Junio 2015

HumillacionMiedo.png
Lo malo es bueno, lo triste es alegre, el odio es amor, la guerra es paz, la esclavitud es emancipación, la sumisión es rebeldía, el atropello es respeto…

Gracias a este neolenguaje confuso y enajenante las palabras han sufrido un proceso de destrucción y de pérdida de su significado real; el léxico y la sintaxis se han reducido a niveles elementales y el significado de muchas palabras se ha invertido (Ilustración: portada del libro “1984” de George Orwell)

La oscuridad histórica y orfandad intelectual del ungido Maduro no puede ser mayor. La estructura discursiva del usurpador de Miraflores se reduce al odio, la humillación, la amenaza y el terror. Sus alocuciones se circunscriben a repetir eslóganes, y grotescas mentiras, pero sobre todo un lenguaje de rencor, resentimiento social y amenazas constantes. Algo que es muy propio de los regímenes totalitarios con impronta fascista, quienes recurren a un lenguaje envilecido y descalificador debido a su ilegitimidad y profundo desprecio por el contrario.

Maduro sustenta su discurso en el aborrecimiento y en la deshumanización de la disidencia política. Con ello busca primeramente abonar el terreno para legitimar las acciones violentas en su contra. Han sido muchas las veces que el iletrado de Maduro ha empleado términos como “basura”, “parásitos”, “escoria”, “podredumbre”, etc., para referirse a personajes que no respaldan su proyecto socialfascista. Segundo, Maduro con esa maniquea retórica pretende convertir a sus violentos esbirros en protectores y salvadores de la Patria.

Cuando el engaño ya no es suficiente y la obediencia no funciona, el poder totalitario recurre a la descontextualización del lenguaje, a las humillaciones y al terror. Prueba de lo primero fue la distorsión del concepto de preso político en el marco del neolenguaje bolifascista. Recordemos que fue el fallecido comandante galáctico quién afirmó despectivamente que bajo su régimen no había presos políticos, sino políticos presos. Gracias a este neolenguaje confuso y enajenante las palabras han sufrido un proceso de destrucción y de pérdida de su significado real; el léxico y la sintaxis se han reducido a niveles elementales y el significado de muchas palabras se ha invertido: lo malo es bueno, lo triste es alegre, el odio es amor, la guerra es paz, la esclavitud es emancipación, la sumisión es rebeldía, el atropello es respeto, la homofobia es tolerancia, la represión es libertad, y la entrega es soberanía.

Igualmente el poder totalitario busca crear un mundo basado en el pavor, la humillación y el tormento. Ello ha quedado demostrado en forma inequívoca en los casos de Daniel Ceballos y demás presos políticos enviados a establecimientos carcelarios para presos comunes, sometidos a humillaciones (rapados y uniformados), así como a torturas físicas y psicológicas. O los cateos de “partes privadas” o “desnudos forzados” por parte de funcionarios de la Guardia Nacional a las mujeres que visitan a los detenidos. No olvidemos que forzar a que las personas se desvistan es el primer paso a quebrantar su sentido de individualidad y dignidad y reforzar su indefensión frente al poder.

Naomi Wolf decía que el uso de la desnudez forzada por el Estado es un síntoma inequívoco de un descenso al fascismo. Atropellos estos que superan con creces a los cometidos por los gobiernos adecos-copeyanos contra los detenidos políticos del PCV y MIR en la época de los 60-70 y contrasta con el trato recibido por los militares golpistas del 4F y del 27F quienes fueron recluidos inicialmente en el Cuartel San Carlos y luego trasladados -la mayoría de ellos- a un pabellón especial en el centro penitenciario de Yare donde disponían de todas las comodidades y nunca se les privó del derecho a la visita familiar.

La amenaza permanente ha sido una constante en la retórica socialfascista en estos 16 años de “desgobierno“. Todos recordamos al dicharachero de Sabaneta cuando gritaba a pleno pulmón: “Que no se equivoquen la revolución bolivariana es pacifica, pero armada” o los llamados a transformar en polvo cósmico a la disidencia política.

Más recientemente el ventrílocuo de Miraflores en una transmisión de Venezolana de Televisión, amenazó irresponsablemente a los venezolanos al afirmar que: “Si llegara a fracasar la revolución bolivariana y el imperialismo tomara el control del país, que se preparen para un tiempo de masacre y muerte”. Son amenazas que quedan en el suspenso, que no cesan, a pesar de no producirse en forma inmediata. Es el uso del miedo, el terror y de la incertidumbre como políticas de Estado.

La “Venezuela bolivariana y bonita” se ha transformado en una especie de trinchera de guerra, donde cada ciudadano lucha por sobrevivir frente a un discurso oficial basado en la cultura del rencor, la intimidación y el crimen, promovido por los capitostes en el poder amantes de los totalitarismos mesiánicos verde oliva.

Ya basta de seguir confundiendo -ingenua o premeditadamente- el “legado del chafarote de Barinas” fundamentado en miserias, despotismos, resentimientos, corrupción e impunidad con los planteamientos hechos por el viejo Marx, filósofo de una solida formación teórica y de una vasta profundidad conceptual.

 

¿Hay esperanza para Venezuela? por Gerardo Enrique Garibay Camarena – Yo Influyo – 15 de Septiembre 2017

unnamed-2.jpg Cuando pensamos en Venezuela, lo que solía venir a nuestra mente era Miss Universo, béisbol, petróleo y alegría, antes. Ahora, a la nación sudamericana se le relaciona con otros conceptos: socialismo, violencia, pobreza, tiranía, demagogia. Es la trágica historia de un país despedazado por el “Socialismo del siglo XXI”, a la que me he referido en varias ocasiones durante este año, incluyendo los artículos “Maduro no es el culpable” y “De Roma a Venezuela, el eterno fracaso socialista”.

Inoperancia de los opositores

Sin lugar a dudas, uno de los agravantes de la situación en ese país es la inoperancia de un movimiento opositor que parece más interesado en pelearse por las migajas que caen de la mesa de Maduro, que por un verdadero cambio de régimen. Durante semanas, las calles de muchas ciudades de Venezuela se cubrieron con protestas y represión, pero de algún modo, a diferencia de lo que sucedió por ejemplo con las protestas en Egipto y otras naciones, las manifestaciones venezolanas nunca dieron el siguiente paso para convertirse en una amenaza verdadera al régimen y terminaron convertidas en una válvula de escape para desahogar frustraciones y que todo siga igual.

Ahora, mientras la oposición se encuentra en pleno proceso de elecciones internas previas a las elecciones regionales, incluso después de que Maduro básicamente anulara a la Asamblea Nacional, al impulsar una Asamblea Constituyente a su entero contentillo, la gran pregunta en el aire es: ¿Hay alguien que verdaderamente esté trabajando para derrotar al socialismo y no sólo para reemplazar a Maduro por otro?

Para encontrar la respuesta entrevisté a Rafael Acevedo y Luis B. Cirocco, directores-fundadores de Econintech. Rafael, académico en la Universidad Centroccidental Lisandro Alvarado es Doctor en Gerencia y Maestro en Economía, además de Director de Políticas del Movimiento Libertad Venezuela. Por su parte, Luis es Maestro en Finanzas e Ingeniero Electrónico, además de ser el Director de Formación en el Movimiento Libertad Venezuela.

Ambos están en el verdadero frente de batalla en la lucha para liberar a su nación de las garras del socialismo, una pelea que se libra tanto en los medios de comunicación como en la participación social y política, y en la que las voces de Luis y Rafael han encontrado un amplio eco a nivel internacional, incluyendo más de 1.2 millones de vistas en uno de sus videos para el Mises Institute. Son líderes de la verdadera oposición al régimen, y por eso me di a la tarea de entrevistarlos y averiguar, en pocas palabras si es que hay esperanza para Venezuela. Leer más de esta entrada

El alto comisionado de la ONU denuncia “crímenes contra la humanidad” en Venezuela – DolarToday – 11 de Septiembre 2017

185-600x320.jpg
El alto comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, Zeid Ra’ad al Hussein, afirmó este lunes que pueden haberse cometido “crímenes contra la humanidad” en Venezuela en el marco de las protestas antigubernamentales, y urgió al Consejo de Derechos Humanos a abrir una investigación internacional.

“Mi investigación sugiere la posibilidad de que se puedan haber cometido crímenes contra la humanidad, algo que sólo puede ser confirmado por una investigación penal ulterior”, señaló el diplomático jordano en su discurso de apertura de la trigésima sexta sesión del Consejo de Derechos Humanos (CDH).

Zeid dijo que apoya el concepto de una Comisión nacional de la Verdad y Reconciliación, pero consideró “inadecuado” el mecanismo actual, y urgió por ello a que sea remodelado “con el apoyo y la implicación de la comunidad internacional”.

Además instó al Consejo de Derechos Humanos de la ONU a establecer una “investigación internacional” sobre las violaciones de derechos humanos en Venezuela.

El alto comisionado señaló que “hay un peligro real” de que las tensiones en el país se intensifiquen más al “machacar el Gobierno instituciones democráticas y voces críticas, incluso mediante procesos penales contra líderes opositores, el recurso a detenciones arbitrarias, el uso excesivo de la fuerza y el maltrato de detenidos, que en algunos casos equivale a tortura”.

Zeid recordó a Caracas que Venezuela es un miembro del Consejo de Derechos Humanos y que, como tal, “tiene un deber particular a la hora de salvaguardar los estándares más elevados en la promoción y la protección de los derechos humanos”.

El diplomático jordano hizo estas observaciones poco antes de la intervención ante el Consejo de Derechos Humanos del canciller venezolano, Jorge Arreaza, y pocas semanas después de que su oficina publicara un informe sobre las “extensas” violaciones de derechos humanos cometidas en el marco de las protestas antigubernamentales entre el 1 de abril y el 31 de julio, sobre todo por parte de las fuerzas de seguridad y las unidades militarizadas

La ONU detalló en el informe el uso de fuerza excesiva y letal, posibles ejecuciones extrajudiciales, malos tratos e incluso torturas, detenciones arbitrarias y desapariciones forzadas temporales, allanamientos ilegales y violentos de viviendas particulares, juicios militares contra civiles y ataques contra periodistas y ataques y restricciones contra opositores.

 

Postales de una Venezuela exprimida por Loris Zanatta – Clarin – 8 de Septiembre 2017

5878ec38403817d91964d6b7.pngNo está lleno, el vuelo a Caracas, pero casi. Cuesta creerlo: ¿quién viaja allí en estos tiempos? Un montón de chinos. Todos varones. Qué estúpido no haberlo pensado: Beijing está comprando Venezuela. Sin su crédito, Nicolás Maduro ya habría declarado bancarrota. Pero nada es gratis: ¡chau, soberanía!

En Maiquetía se respira el Caribe. Al menos eso: de aire acondicionado ni hablar. Es sofocante, pero la fiesta comienza: primero en distribución de la riqueza, anuncia un panel gigante. ¡Qué raro!: casi no hay aviones en el aeropuerto. Era un centro neurálgico. ¿Qué pasó? Pero hay muchos militares, aburridos y torvos. Dan miedo.

Soy invitado y quiero tener algo en el bolsillo. La chica del cambio me mira incrédula. Así es que mi billete de cincuenta euros ingresa a la historia: lo fotocopia y me pide certificar la tontería con huellas dactilares. A cambio, consigo treinta y dos billetes, una libra de papel: afuera me habrían dado seis veces más. La mayoría son de 100 bolívares. Valen cinco centavos de euro cada uno. No sirven para nada, pero son los más difundidos.

Salgo en busca de la igualdad de la que el gobierno se jacta. Voy acompañado porque Caracas es peligrosa. Mucho. No confío del todo en las estadísticas: un día leí que Argentina tenía menos pobres que Alemania. A primera vista, nada nuevo: al Oeste, los ranchos de siempre, luego Catia, donde nadie se detiene en el semáforo en rojo y la gente deshace las bolsas de basura en busca de comida. Más que de veinte años de socialismo y petróleo a las estrellas, esta ciudad parece salir de un bombardeo. Al Este estaba la Caracas “bien” y allí permanece, con sus hermosos jardines y sus tiendas. Pero hay algo que no me convence. Lo entiendo hablando con los clientes de un panadero del Chacao, de una frutería de Altamira, paseando entre estantes casi vacíos: hay bronca, humillación, desamparo.

La vieja oligarquía hace las maletas, la clase media ha perdido todo. Pero entonces es cierto: ¡aquí está la igualdad! Los pobres siguen siéndolo, pero al menos ahora lo son todos. Hugo Chávez revirtió el aforismo de Olof Palme: ha odiado a los ricos más que amado a los pobres, y ahora la pobreza reina soberana. Soberana pero no pacífica: el volcán murmura, la tensión es palpable. Ver para creer: salgo al Petare. He visto muchas villas o favelas pero esta las supera a todas. Respecto al pasado, le añadieron un teleférico. Une la base a la cumbre, sin paradas intermedias. Casi todo el mundo vive en el medio. ¿Una idea genial? Su vida es conocida: narcos y suciedad, violencia y corrupción, robos y violaciones. ¿Y el Estado? No llegó.

Vuelvo a la ciudad y, mirando bien, descubro autos nuevos, restaurantes elegantes, centros comerciales de moda. Menos mal. ¿Pero la igualdad? Alguien es más igual que los otros. Y el secreto es siempre el mismo: tienes que poseer dólares, recibirlos al cambio oficial y revenderlos al paralelo. En ese caso, serás rico. Sin producir nada.

¿Pero cómo puedes tenerlos si los tiene todos el Estado? En la pregunta está la respuesta: tienes que hacerte con un pedacito de Estado. ¿Cómo? Conviértete en bolivariano. El Estado es su botín. Los nuevos ricos son especuladores codiciosos, cínicos parvenues, jóvenes desenfrenados: están en todas partes y se notan. Los llaman boliburgueses, bolichicos: en el plano etimológico, son nombres impecables. Leer más de esta entrada

La gran estafa bolivariana por Joaquín Villalobos – Nexos – 1 de Septiembre 2017

Fidel Castro solía lamentarse de que la primera revolución marxista en el continente hubiera tenido lugar en un país pobre como Cuba; decía que habría sido mejor en un país rico como Venezuela y lo intentó. En los años sesenta un grupo de cubanos se sumó a las guerrillas venezolanas y cuenta Teodoro Petkoff, veterano de aquella insurgencia, que Fidel les propuso enviar al Che Guevara, pero los guerrilleros venezolanos se opusieron, obviamente el Che sería más ruido que ayuda. En los ochenta las luchas revolucionarias más importantes tuvieron lugar en Nicaragua y El Salvador, dos países más pobres que Cuba que estaban más para pedir que para dar. En ese contexto se derrumbó la Unión Soviética que era la gran proveedora, el panorama se volvió desolador, Cuba se organizó para resistir el hambre y, entonces, llegó Hugo Chávez.

02-estafa-01.jpg

A diferencia de Colombia, que es un país violento con una cultura política civilista, Venezuela es un país pacífico con una cultura política militarista. Muchos venezolanos les confieren a los militares el papel de “salvadores de la patria”. No es extraño que el rechazo al ajuste estructural de Carlos Andrés Pérez acabara convertido en oportunidad para el golpismo militar en 1992 y luego en la victoria electoral del teniente coronel Hugo Chávez en 1998. El militarismo venezolano de tradición conservadora, vocación autoritaria, pasado represivo y entrenamiento estadunidense, pudo así alcanzar el poder con una narrativa antipolítica como la de Fujimori, para luego asumir una plataforma izquierdista antineoliberal. La pregunta en aquel momento era si Chávez era un nuevo “gorilato militar” o una revolución como él decía. Leer más de esta entrada

Geraldine Moreno: la muerte que persiste en la memoria del venezolano por Winnifer Mijares – El Nacional – 1 de Septiembre 2016

Unknown.jpegLa joven de 23 años de edad fue asesinada en Carabobo por la GNB

A Geraldine Moreno le gustaba participar en las movilizaciones en contra del régimen de Nicolás Maduro que se hicieron en 2014, año en que empezó a gestarse la desobediencia civil en Venezuela hacia la gestión del chavismo.

El 19 de febrero de ese año, Rosa Orozco, madre de Moreno, le había dicho a su hija que quería descansar ese día, pero la respuesta fue tajante: “Mamá, Venezuela no espera por ti”. Y salió a protestar en la ciudad donde nació, Naguanagua.

Minutos después de que Geraldine fue a la manifestación, a Rosa le dijeron que su hija había sido herida.

“Salgo a la entrada de la urbanización y veo a mi muchacha en el piso con la cara tapada”, dijo Orozco.

La muerte de Geraldine Moreno, por sus características de tratos crueles e inhumanos, permanece en la memoria del imaginario venezolano, en especial de los ciudadanos que perdieron a sus familiares durante las protestas de 2014.

La joven deportista y estudiante de Citotecnología fue asesinada por funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana, quienes le dispararon perdigones en la cara y el cuerpo.

Geraldine fue trasladada a la Clínica Metropolitana. Allí los médicos informaron a los familiares que la estudiante había perdido el ojo derecho y 80% de la masa cerebral.

A pesar del diagnóstico, Rosa Orozco afirmó que su hija pudo articular sus últimas palabras: “¡Bendición! Te espero en libertad, no dejes la calle”. Fueron cuatro días de agonía, el 22 de febrero falleció.

Por el crimen, el Ministerio Público condenó a 30 años de prisión a Albin Bonilla Rojas, sargento de la GNB; y a 16 años y seis meses a Francisco Caridad Barroso, también militar.

A Bonilla lo culparon por el delito de homicidio calificado con alevosía por motivos fútiles y trato cruel en grado de complicidad. A Barroso lo acusaron de complicidad no necesaria y uso indebido del arma orgánica, quebrantamiento de pactos y convenios internacionales, y trato cruel a la víctima.

Sobre el proceso judicial, Orozco señaló que fueron 33 meses de juicio, en los que difirieron siete audiencias.

“Fue el deber del Ministerio Público hacer su trabajo, no pedirles favores”, aseveró.

Luego de tres años del asesinato de Moreno, la convicción de Rosa Orozco sigue intacta. Consciente de que su hija no la acompaña físicamente, considera que siempre la tiene presente en su espíritu. “Nadie me va a quitar el estar con ella”.

Asimismo, se sintió comprometida con los cuatro meses de protestas de este año, pues tiene presente la promesa que le hizo a su hija en la tumba: “Te voy a regalar un país democrático, a ti y a todos los caídos”.

 

Teodoro Petkoff (85 años) es visitado por un Juez sorpresivamente en su casa para verificar su estado de salud por Fran Tovar – El Pitazo – 1 de Septiembre 2017

Teodoro-Petkoff.jpg

El juez, Aris José La Rosa visitó al director del diario Tal Cual acompañado de efectivos de la GN y un médico forense para “verificar” el estado de salud de Petkoff

El director del diario Tal Cual, Teodoro Petkoff fue sorprendido en su vivienda al recibir una visita del juez, Aris José La Rosa, quien tenía como objeto confirmar por qué Petkoff no asistía a los tribunales.

Tales medidas de presentación habían sido impuestas por el tribunal, luego de que Diosdado Cabello emitiera dos denuncias hacia el director del medio.

Aproximadamente a las seis de la tarde del día martes, La Rosa se presentó en compañía de la Guardia Nacional (GN), quienes tomaron las áreas comunes del edifico en el que vive Petkoff.

La familia y la hija del director atendieron al juez y a los funcionarios de la GN. También los acompañaba un medico forense para “verificar el estado de salud de Petkoff”.

Por otro lado, La Rosa afirmó que tal visita se realizó porque el abogado de Petkoff, no remitió los exámenes médicos sobre el estado de salud del director, ni hizo acto de presencia en el tribunal durante los últimos meses. Sin embargo, el mismo abogado defensor, Humberto Mendoza D´Paola desmintió esos argumentos, así lo reseñó el mismo diario Tal Cual.

No obstante, a Mendoza le llamó la atención no haber sido notificado de la visita que realizaría el juez, debido a que su concurrencia en los tribunales es significativa.

Petkoff, fue demandado por Cabello en conjunto de Manuel Puyana, Juan Antonio Golía y Francisco Layrisse, integrantes de su junta directiva.

La demanda se basó en un artículo de opinión escrito por Carlos Genatios, agregado también en la denuncia, además de la replica de una información en la que, Leasmy Salazar, ex guardespaldas de Cabello, declaró que el político tenía relaciones con el narcotráfico, la noticia era original de ABC, diario de España.

Ha transcurrido más de un año desde aquellas denuncias.

Según, Mendoza “es clarísimo que ha operado la prescripción procesal de ambas acusaciones”, quien además reiteró al juez encargado que “está incurriendo en denegación de justicia, pues llega al extremo de no responder las peticiones”, lo que calificó como un “comportamiento fuera de ley”.

 

¡Matarile! por Charito Rojas – Notitarde – 31 de Agosto 2017

unnamed-3

“¿Y qué nombre le pondremos?, matarile rile ron. Le pondremos dictadura, matarile rile ron”. Canción infantil, adaptada a tiempos modernos.

A la misma velocidad que avanza el descontento, las sanciones y el rechazo internacional, el régimen copa todos los espacios de libertad, de disenso, para ahogar los gritos de S.O.S de los venezolanos. Ya lo definió el presidente de Francia, Emmanuel Macron: “Una dictadura que intenta sobrevivir al precio de un costo humano sin precedentes”.

Las sanciones vía orden ejecutiva del presidente norteamericano Donald Trump, cortan el flujo de divisas fáciles para el gobierno venezolano. No podrá emitir deuda (bonos) estatales ni de PDVSA negociables en la bolsa de EEUU, no podrá obtener préstamos de bancos ni comprar nada a compañías norteamericanas. Y devolviéndole al presidente Maduro la misma medida que él aplica en Venezuela desde 2013 para no honrar el cambio a dólares de las ganancias de transnacionales y compañías aéreas, no podrá sacar de Estados Unidos los dividendos de Citgo, la caja de los dólares del gobierno venezolano. La orden ejecutiva no afecta negociaciones entre particulares, ni comercio de alimentos y medicinas. Está destinada a “negar a la dictadura de Maduro una fuente crítica de financiación para mantener su gobierno ilegítimo y proteger al gobierno de Estados Unidos de complicidad en la corrupción de Venezuela y en el empobrecimiento del pueblo venezolano”. ¡Matarile rile ron!

Lo cierto es que por más que el gobierno diga “no me dolió”, todavía se está sobando el bolsillo e inventando que va a cambiar el negocio hacia China y Rusia. Pero sucede que el gobierno revolucionario se ha endeudado hasta los tuétanos con préstamos chinos y compra de chatarra bélica rusa, el negocio petrolero con ellos es difícil, entre otras cosas, porque quieren cobrar la deuda con activos de la nación. Y éstos, ahorcados, son capaces de vender hasta el Panteón Nacional.

Por donde se mire, la situación financiera es comprometida, no sólo para el gobierno sino para los venezolanos, que van a sentir-aún más- el impacto de las medidas sobre un gobierno que no tiene npi de cómo arreglar el berenjenal económico y siempre va en dirección contraria a la prosperidad y el desarrollo. Por un lado es muy bueno que el gobierno no tenga divisas para comprar el apoyo de los más necesitados. Pero esos necesitados van a terminar de colapsar. Será duro para quienes llevan años pasando hambre, muriendo de mengua, aguantando humillaciones y colas para conseguir pañales, pensiones o la medicina que salvará al niño enfermo. Mientras más pobres, más dependientes de las dádivas del gobierno, que los extorsiona por hambre y necesidad para que apoyen irrestrictamente el “proceso” a perpetuidad. ¿Y qué nombre le pondremos a este hambreador, matarile rile ron?

Quienes alcen la voz, se rebelen, cambien de acera, se arrepientan, protesten o ventilen públicamente la verdad de lo que está sucediendo en un país que era democrático, son perseguidos, apaleados, encarcelados, condenados, cuando no logran fugarse, exiliarse, huir como parias. Es terrible oír las historias de los 32 magistrados legítimos nombrados con todas las de ley por la Asamblea Nacional, juristas de brillante trayectoria, ex jueces, profesores titulares de universidades, SEÑORES, en fin, todo lo que no son los togados exprés que se han obrado en el estado de derecho. Esos SEÑORES han tenido que asilarse en embajadas, disfrazarse, esconderse, salir en peñeros por altamar, solo con su ropa encima, para escapar de las garras de la venganza de quien tiene el poder pero nunca la razón. Lo que logró el régimen es regalar testigos de excepción al Tribunal de La Haya. ¿Y qué nombre le pondremos a esta persecución, matarile rile ron?

El pueblo salió a las calles a protestar, a enfrentarse con unos gorilas que asesinaron a 136 personas, la mayoría de ellos muchachitos, todos desarmados, hirieron a más de 2.000, detuvieron a más de 3.000. La represión incluye incursiones con tanques derribando cercas, tumbando puertas, rompiendo cámaras de circuito cerrado para que no los identifiquen, violando hogares y personas, robando equipos electrónicos, dinero, celulares. La tortura, el maltrato físico y verbal, la amenaza cruel, fue el común denominador de la represión que durante 4 meses asoló al país y acorraló al gobierno, que para sacar las patas del barrial en que estaba metido inventó dos elecciones: una asamblea constituyente que no podía ser sino fraudulenta sin el apoyo popular y unas elecciones de gobernadores que sabe que va a perder corrido y para la cual los malvados ya deben estar inventando otra trampa para torearlas. ¿Y qué nombre le pondremos al criminal, matarile rile, ron?

Destituyeron inconstitucionalmente a la Fiscal, que ahora está cantando mejor que Pavarotti y con pruebas en la mano, la obertura Odebrecht, el aria Narcotráfico y el solo Corrupción. Ahora es “traidora, corrupta, inmoral”, solo porque abandonó la banda. Y así mismo tratan de asesinar moralmente a todos los líderes que asoman la cabeza en la oposición, en los gremios, en la sociedad civil. Casi 600 presos políticos pregonan la muerte de la democracia en Venezuela. ¿Y qué nombre le pondremos a esta mafia, matarile rile ron?

La “omertá”, código de silencio de la “familia”, la aplican las dictaduras para que no se cuele la verdad, para que no se conozcan sus oscuros secretos. Por eso el finado cerró a RCTV y a 32 emisoras, por eso el régimen madurista ha cerrado 10 emisoras con la excusa de que no tienen la concesión renovada, situación en la que está el 80% de las radios y todas las televisoras comerciales. La intencionada omisión de Conatel de no tramitar renovaciones, solo tiene como fin mantener esa espada de Damocles sobre los medios audiovisuales para utilizarla como lo hizo esta semana con la 92.9 , la FM de Radio Caracas y con Mágica 99.9, emisoras donde estaban los humoristas del Monstruo de la Mañana, Marianella Salazar, Mingo Blanco, ninguno grato al gobierno. Y como la Ley Resorte no aplica para la prensa escrita, monopolizaron el papel periódico para extinguir a diarios como El Carabobeño, que esta semana cumple 84 años y sigue publicando en la web, al igual que los más de 40 periódicos que han cerrado en esta nefasta revolución. Los periodistas no pueden nombrar “dictadura”, “saqueo”, “narcosobrinos”, “cartel de los soles”, no pueden entrevistar a exiliados, perseguidos, juzgados o a ciertos opositores que le dan lechina al gobierno. Nunca antes ejercer el periodismo había sido tan peligroso, tan limitado. ¿Y qué nombre le pondremos al censor, matarile rile ron?

La ANC va a producir una ley contra el odio. No nos reímos, aunque nos provoque, porque el régimen es experto en gallos tapados como éste o como los ridículos ejercicios militares del fin de semana donde expusieron al escarnio público a ancianos y famélicos. Ojalá esa ley sirva para juzgar y castigar a quienes han sembrado el más profundo rencor, resentimiento, maldad y odio, a quienes matan de hambre y enfermedades a los venezolanos, a quienes asesinaron la democracia. Y a quienes quieren callarnos, matarile rile ron!

 

A %d blogueros les gusta esto: