elecciones7Oenbilbao

Punto de encuentro de Venezolanos votantes en Bilbao

Archivos por Etiqueta: ONU

Migración venezolana: Balance 2019 por Betilde Muñoz-Pogossian  – El Nacional – 11 de Enero 2020

Por segundo año consecutivo, el Migration Policy Institute, un centro de pensamiento basado en Washington, DC que se especializa en materia migratoria a nivel mundial, catalogó la crisis migratoria venezolana como la número 1 en su lista de los 10 temas migratorios de 2019. Esta crisis también ha estado en el centro de la discusión en el sistema de la ONU, la Unión Europea y la Organización de los Estados Americanos.

Los números para 2019 confirman que 4.769.498 venezolanos han salido del país en los últimos años. El volumen de gente desplazada se compara solo a Siria a nivel mundial, que hoy ya tiene 6,7 millones de refugiados. Algunos estimados indican que para 2020 podríamos ver que la crisis migratoria venezolana alcance esos niveles.

Al tiempo que vemos que los venezolanos siguen emigrando a otros países, tenemos también que entender que las cosas nunca serán igual para Venezuela, y tampoco para nuestros coterráneos en el exterior. ¿Qué pasó en 2019 en este tema? ¿Cómo reaccionaron otros países y la comunidad internacional ante este monumental reto para la región, y para el mundo? Aquí reseño los principales hitos en el tema de migración venezolana en 2019.

Enero

2019 comenzó agitado. La Organización de los Estados Americanos decidió “no reconocer la legitimidad del período del régimen de Nicolás Maduro a partir del 10 de enero». La resolución se aprobó con 19 votos a favor, 6 en contra, 8 abstenciones y 1 ausencia. Con esto, y al asumir Juan Guaidó la presidencia interina de Venezuela, un grupo de países comenzó progresivamente a reconocer a Guaidó como su contraparte oficial, y la conversación sobre la aceptación de los pasaportes expirados de los venezolanos por estos países también cobró relevancia.

Diana Carolina, una mujer ecuatoriana de la ciudad de Ibarra en Ecuador, fue víctima de violencia de género a manos de su pareja. Su compañero de nacionalidad colombo-venezolana era un migrante. Desafortunadamente, se culpó de esta tragedia a la migración, en vez de su fuente real, la violencia basada en género, y su manifestación más violenta: el feminicidio.

Febrero

El 23 de febrero, líderes de la oposición incluido el presidente interino, Juan Guaidó; el secretario general de la OEA, Luis Almagro; y los presidentes de Colombia, Chile, y Paraguay se reunieron en Cúcuta, Colombia para el concierto Venezuela Live Aid, y para apoyar el esfuerzo internacional de llevar ayuda humanitaria a Venezuela.

Marzo

La ONG venezolana Cepaz publicó el único análisis específico y el más completo de la situación de las mujeres migrantes de Venezuela. Se reseñan los retos específicos para las mujeres migrantes y se mapean propuestas de políticas públicas para responder a esos retos.

Abril

Las ONU reconoció abiertamente la escala del problema humanitario en Venezuela, caracterizándolo como “importante y en crecimiento”. Advirtió que al menos 25% de la población, o 7 millones de venezolanos, necesitaban asistencia humanitaria para esa fecha.

Nueve países de la región, i.e. Ecuador, Argentina, Chile, Colombia, Costa Rica, Panamá, Paraguay, Perú y Venezuela, participantes del Proceso de Quito se reunieron en Ecuador y aprobaron una Declaración Conjunta de la III Reunión Internacional Técnica de Movilidad Humana de ciudadanos venezolanos en el región.

Mayo

El 21 de mayo, la Asamblea Nacional publicó un decreto firmado por el presidente interino, Juan Guaidó, para extender la validez de los pasaportes venezolanos 5 años más a partir de la fecha de expiración que muestra el documento.

Junio

A propósito de la 49 Asamblea General de la OEA en Medellín, Colombia, la OEA presentó su Reporte sobre Migración Venezolana que analiza la escala de la crisis de migrantes y refugiados sin precedentes en la región.

El gobierno de Estados Unidos decidió reconocer la validez de los pasaportes venezolanos por 5 años. Un grupo de países empieza a reconocerlos también, incluida España, Canadá, Colombia, entre otros.

El 13 de junio, el presidente de Perú anunció que a partir del 15 de junio los venezolanos tendrían que presentar pasaportes válidos y adquirir una visa humanitaria.

Julio

Ecuador aprobó también una medida que requiere que los venezolanos adquieran una visa humanitaria para entrar al país. Entre otras cosas, aprueba una amnistía migratoria para proteger a los venezolanos en situación irregular en el país.

Se celebró la IV Reunión Internacional Técnica del Proceso de Quito, en Buenos Aires, Argentina. En la reunión, los países participantes acordaron una hoja de ruta para la integración de los migrantes y refugiados venezolanos.

Agosto

En una nueva muestra de solidaridad con los más vulnerables, Colombia concedió la ciudadanía a los niños nacidos en ese país de padres venezolanos. La medida cubre a niños venezolanos nacidos en Colombia desde 2015 y hasta dos años después de aprobada la medida, es decir, hasta agosto de 2021.

La Organización Internacional para las Migraciones divulgó su reporte del Proyecto de Migrantes Desaparecidos. Según los datos, Venezuela es el segundo grupo, después de la categoría de “Nacionalidad desconocida,” con la mayor cantidad de migrantes muertos o desaparecidos.

Los ministros de Salud de 10 países de la región reunidos en Colombia acordaron producir una Tarjeta Regional de Vacunación, para llevar un registro de los récords administrativos de vacunación de los migrantes, y en particular de los venezolanos.

Octubre

La Unión Europea convocó una Conferencia de Solidaridad en Bruselas. La conferencia recaudó alrededor de 133 millones de dólares.

Comenzaron a circular videos en las redes sociales documentando ataques, amenazas y acoso contra migrantes venezolanos.

Un grupo de investigadores publicó un mapa señalizando la ocurrencia de muertes de mujeres venezolanas migrantes en el mundo e identificando la causa de esas muertes.

Noviembre

La Oficina de la ONU para los Refugiados (Acnur) y la Organización Internacional para las Migraciones lanzaron el Plan Regional de Respuesta a Refugiados y Migrantes para recaudar un total de 1,35 billones de dólares, que serán canalizados a través de 130 organizaciones que proveen asistencia a migrantes y refugiados venezolanos.

Diciembre

El año cerró con predicciones que indican que, si se mantiene la tendencia, hasta 6,5 millones de venezolanos estarán viviendo fuera del país en 2020.

Se empieza a conocer de más casos de xenofobia y discriminación en algunos países receptores que están recibiendo la mayor cantidad de migración. De acuerdo con fuentes de la ONU, alrededor de 46,9% de los migrantes venezolanos han experimentado discriminación recientemente, en comparación con 36,9% que lo confirmaba al inicio de 2019.

* Las opiniones son personales. No representan las de la Organización de los Estados Americanos.

Popular En La Comunidad

Actualización oral sobre la situación de los derechos humanos en la República Bolivariana de Venezuela – Consejo DDHH Naciones Unidas – 18 de Diciembre 2019

Screen Shot 2019-12-19 at 1.51.43 PM.png
Sesión informativa del Consejo de Derechos Humanos
Michelle Bachelet, Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos

Ginebra, 18 de diciembre de 2019

Señor Presidente,
Miembros del Consejo de Derechos Humanos,
Excelencias,

Tras mi última actualización oral a este Consejo, el 20 de septiembre firmé una Carta de Entendimiento, junto con el Canciller del Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela, que establece los términos de cooperación por un periodo renovable de un año. Esta Carta formaliza la presencia de dos oficiales de derechos humanos en Venezuela, concediéndoles acceso a todo el territorio, incluyendo a centros de detención.

Asimismo, la Carta de Entendimiento establece nueve áreas de cooperación técnica con instituciones del Estado, incluyendo la colaboración con el sistema de las Naciones Unidas en el país.

Finalmente, contempla el apoyo a las organizaciones de la sociedad civil en la promoción de los derechos humanos.
Mi Oficina y las autoridades venezolanas han acordado un plan de trabajo conjunto para desarrollar las actividades de cooperación técnica. Para su implementación, se estableció un Comité de Coordinación inter-institucional que se reúne dos veces al mes, con gente de mi oficina.

En este contexto, mi Oficina organizó dos talleres de capacitación para funcionarios/as del Estado que guiarán, durante el segundo semestre de 2020, el proceso de creación de un mecanismo nacional de seguimiento de recomendaciones de mecanismos internacionales de derechos humanos y la adopción de una metodología participativa e inclusiva para la formulación del Segundo Plan Nacional de Derechos Humanos.

También hemos recabado información de los organismos de justicia, seguridad y sistema penitenciario, así como de la Defensoría del Pueblo, con el fin de proporcionar, a partir del primer trimestre de 2020, asistencia técnica en materia de prevención de la tortura, investigaciones de ejecuciones extrajudiciales y la situación relativa a los centros de detención preventiva.

Mi Oficina agradece la apertura de las autoridades para revisar el nivel de avance en las investigaciones de casos de presuntas ejecuciones extrajudiciales en el contexto de operativos de seguridad y de las muertes en protestas de 2017.

Asimismo, mi Oficina toma nota de la nueva solicitud de las autoridades venezolanas al Relator Especial sobre la repercusión negativa de las medidas coercitivas unilaterales y al Relator Especial sobre el derecho al desarrollo para que realicen una visita al país en 2020, e insta a las autoridades a que extienda la solicitud a un tercer mandato, con base a los compromisos acordados.

En los últimos tres meses mi Oficina ha realizado 9 visitas a centros de detención gestionados por el Ministerio de Servicios Penitenciarios y el Ministerio de Defensa. El equipo logró entrevistar de manera confidencial a más de 70 personas privadas de libertad. Agradezco la cooperación de ambos ministerios y reitero la solicitud de visitar los centros de detención de los servicios de inteligencia civil y militar en el corto plazo.

En el mismo periodo mi Oficina ha documentado 118 casos de personas privadas de libertad (109 hombres y nueve mujeres), que requieren de una respuesta urgente por motivos de salud, retrasos judiciales, falta de ejecución de boletas judiciales de excarcelación, y/o falta de excarcelación por cumplimiento de pena. Estos casos se han puesto a consideración del Comité de Coordinación inter-institucional.

Destaco la excarcelación en septiembre y octubre de 28 personas (24 hombres y cuatro mujeres) privadas de libertad por motivos políticos e insto a las autoridades a liberar incondicionalmente a todas las personas detenidas por motivos políticos, incluyendo a militares. Reitero mi llamada para que se continúe dando cumplimiento a las opiniones del Grupo de Trabajo sobre la detención arbitraria y, en consecuencia, se otorgue libertad plena al diputado Juan Requesens.

En este mes se inició el juicio por el intento de magnicidio contra el Presidente Maduro, por el cual están siendo juzgados 14 hombres y tres mujeres. En las primeras sesiones solo se permitió el acceso de las partes y algunos familiares a la sala de la audiencia. Restricciones similares se presentaron en la primera audiencia de juicio en contra del que era director del despacho de la presidencia de la Asamblea Nacional, Roberto Marrero. Insto al poder judicial a garantizar el derecho a un juicio justo, incluyendo el derecho a la defensa y el principio de publicidad.

Señor Presidente,
Excelencias,

La situación económica y social sigue afectando los derechos económicos y sociales. Según la CEPAL, en 2019 la economía sufrirá una contracción del 25.5%, alcanzando una pérdida acumulada del PIB del 62,2% desde 20131. A pesar de que en los meses recientes se ha registrado una mejoría en el abastecimiento de alimentos, tan sólo una minoría de la población con acceso a divisas puede cubrir regularmente los altos precios de los alimentos debido a la hiperinflación y la dolarización de facto de la economía.

A pesar que en octubre el Gobierno decretó un incremento del 375% del salario mínimo, éste ha perdido su poder adquisitivo frente a la canasta básica alimentaria en un 72.5% desde principios de 2019. El salario mínimo sólo cubre actualmente el 3.5% de la canasta básica alimentaria2.

Mi Oficina recibió información que señala que el escrutinio estricto (over-compliance) del sector financiero derivado de las recientes sanciones económicas sigue impactando negativamente en la economía y a los servicios públicos a todos los niveles. Se requiere mayor información oficial detallada para determinar el alcance preciso de las sanciones en la implementación de los programas sociales.

Continúan las fallas de los servicios públicos. Uno de los estados especialmente afectados es Zulia. Mi Oficina realizó una visita a Maracaibo en la que constató las larguísimas colas para comprar combustible y los cortes prolongados y reiterados de electricidad, que además afectan el suministro de agua. Los derechos a la salud y a la educación también han sido afectados, principalmente por falta de personal, infraestructura deficiente y falta de insumos. Millares de zulianos/as han migrado al extranjero o a la capital del país.

La situación de riesgo de niñas, niños y adolescentes es preocupante.  Una muestra de ello es el Hospital Pediátrico J.M. de los Ríos, donde el último mes se recibió información de la muerte de tres niñas del servicio de hematología y un niño del servicio de oncología.  De los 39 niños y niñas con necesidad de un trasplante de médula ósea, 15 se encuentran en una situación crítica.

Durante el mes de noviembre, Caritas informó que, en las parroquias más pobres de 19 estados del país, 11.9% de los niños y niñas muestran señales de malnutrición aguda – un alza de 56% en contraste con el 2018 – y que 32.6% tienen retardo en el crecimiento.  Caritas también informó que 48.5% de las mujeres embarazadas atendidas tienen deficiencias nutricionales.

Según el registro del Observatorio Venezolano de Conflictividad Social, se han realizado16,439 protestas en lo que va del año. En los últimos tres meses, se han registrado 4,433 protestas, de las cuales la mayoría han sido lideradas por trabajadores/as del sector educativo, de la salud y de las industrias básicas, argumentando las malas condiciones laborales y la falta de insumos y equipamientos básicos en centros educativos y hospitalarios.

El 16 y 21 de noviembre se convocaron movilizaciones nacionales por la oposición, estudiantes y simpatizantes del gobierno. El despliegue de fuerzas de seguridad fue considerable en el contexto de las protestas convocadas por la oposición y los estudiantes. En algunos casos, las fuerzas de seguridad dispersaron a las y los manifestantes para impedir que se concentraran. Se registraron más de 20 detenciones en este contexto, de las cuales al menos cinco personas siguen detenidas en el estado de Lara.

Ante la ausencia de cifras oficiales públicas y actualizadas, el Observatorio Venezolano de Violenciaestimó una tasa de 60,3 homicidios violentos por cada 100,000 habitantes de enero a noviembre de 20193. Aunque ello implica una disminución respecto al 2018, constituye una de las tasas más altas de la región.

Reitero mi preocupación por los niveles de violencia que en los últimos meses también ha impactado en líderes políticos locales, como lo ilustran los asesinatos del ex concejal opositor Edmundo “Pipo” Rada Angulo y del ex gobernador oficialista Johny Yáñez Rangel.

Desde agosto a la fecha, mi oficina ha seguido documentando alegaciones de presuntas ejecuciones extrajudiciales por miembros de las Fuerzas de Acciones Especiales (FAES), principalmente en contra de jóvenes varones, en el contexto de operativos de seguridad en barrios marginales.

Recientemente el Fiscal General anunció que, de agosto de 2017 a la fecha, 770 funcionarios han sido acusados por violaciones a los derechos humanos, de los cuales 509 han sido imputados, 393 privados de libertad y 131 condenados. Según información compartida con mi Oficina, del total de condenados, al menos 55 oficiales lo han sido por el delito de homicidio en relación con 68 víctimas. Entre los oficiales condenados, 14 eran miembros de la Policía Nacional Bolivariana, sin especificar si formaban parte de las FAES.

Agradezco la información aportada por el Ministerio Público, la cual está siendo analizada por mi Oficina. Es importante conocer el número total de denuncias por violaciones a los derechos humanos presentadas ante el Ministerio Público en dicho periodo, incluyendo por supuestas ejecuciones extrajudiciales, para poder evaluar el impacto de la labor del Ministerio Público en esta materia.
Mi Oficina sigue registrando altos niveles de violencia y la presencia de grupos armados irregulares en el estado de Bolívar, involucrados en la explotación ilegal de recursos naturales en el Arco Minero del Orinoco. Entre el 22 y 23 de noviembre, en la comunidad de Ikabarú, ubicada en el territorio indígena Pemón, fueron asesinadas ocho personas con armas de fuego, incluyendo un sargento de la Guardia Nacional Bolivariana, un indígena Pemón y un adolescente. El Ministerio Público anunció la detención de 13 presuntos responsables de la matanza, quienes serían miembros de una banda delictiva que buscaba apoderarse del territorio para practicar la minería ilegal.

Mi Oficina ha recibido información de que, con posterioridad a los hechos, varios miembros de la comunidad habrían huido del territorio por temor. Reconozco los esfuerzos de investigación realizados por el Ministerio Público y exhorto a las autoridades a adoptar las medidas necesarias para proteger a las comunidades afectadas y desarticular los grupos armados irregulares presentes en la zona.

Sr. Presidente

La Plataforma de Coordinación de Naciones Unidas para Refugiados y Migrantes de Venezuela estima que 4.7 millones de personas venezolanas han abandonado el país y proyecta que el número llegue a los 6.5 millones al final de 2020. Me preocupa el incremento de la migración irregular debido, por una parte, a los mayores requisitos de ingreso a algunos países de tránsito y destino, pero también, por las dificultades que las personas venezolanas están enfrentando en obtener su documentación de viaje.

Recientemente, las autoridades venezolanas incrementaron en un 70% los costos para expedir pasaportes, un costo equivalente a 54 salarios mínimos. Ha crecido la utilización de rutas más peligrosas y la exposición al tráfico y trata de personas. Mi Oficina recibió información de que entre abril y junio de 2019, 102 migrantes que se dirigían a las islas del Caribe en tres embarcaciones habrían desaparecido por razones aún no esclarecidas.  Hasta la fecha, se desconoce el paradero de 32 mujeres, 10 adolescentes, tres niños y 46 hombres.

Excelencias,

Mi Oficina ha seguido documentando actos y casos de restricción de libertades públicas, limitando el espacio cívico-democrático.
Hemos recibido denuncias de actos de hostigamiento, amenazas y detenciones por parte de los servicios de inteligencia y fuerzas de seguridad. Las manifestaciones de la oposición del 16 de noviembre fueron precedidas por actos de intimidación en redes sociales contra varios periodistas. El 19 de noviembre, efectivos de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (DGCIM) allanaron la sede de un medio de comunicación en línea y detuvieron a la gerente de operaciones, quien estuvo más de diez días incomunicada y hasta la fecha, sigue detenida en la sede de DGCIM en Caracas.

La DGCIM también detuvo brevemente a tres periodistas y a sus conductores que estaban cubriendo el allanamiento de la sede del medio de comunicación.

Las organizaciones no gubernamentales siguen enfrentando restricciones. Mi Oficina ha observado que los procesos de registro de actas de organizaciones sufren atrasos importantes debido a la revisión exhaustiva de la documentación por las autoridades.

2020 será un año electoral. Es crucial garantizar las libertades públicas que son fundamentales para crear las condiciones necesarias para unas elecciones libres, imparciales, creíbles, transparentes y pacíficas. En este sentido, me preocupan el levantamiento de la inmunidad de cinco diputados de la oposición, elevando el total a 30 diputados de la oposición despojados de inmunidad, así como los actos de hostigamiento contra representantes de la oposición, incluido el presidente de la Asamblea Nacional.

También me preocupan los llamados por parte de autoridades de alto nivel para seguir armando a las milicias, así como la presentación, ante la Asamblea Nacional Constituyente, de una propuesta de ley que fortalece e incorpora la milicia nacional a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana.

Reitero mi llamad a las y los actores políticos en Venezuela a retomar las negociaciones para alcanzar una solución a la crisis política y económica y devolver la esperanza a la población. Mi Oficina sigue comprometida en contribuir a la mejora de la situación de los derechos humanos. Insisto en la importancia de establecer una presencia más amplia y consolidada en el país que nos permita avanzar la agenda de derechos humanos.

Gracias Sr. Presidente.

Véase el vídeo aquí.


1/ Comisión Económica para América Latina y el Caribe. Estudio Económico de América Latina y el Caribe 2019, República Bolivariana de Venezuela. Véase en: https://repositorio.cepal.org/bitstream/handle/11362/44674/179/EEE2019_Venezuela_es.pdf

2/ Centro de documentación y análisis para los trabajadores (CENDA). http://cenda.org.ve/default.asp

3/ Información compartida por el Observatorio Venezolano de Violencia. Publicarán un informe comprensivo el 27 de diciembre de 2019.

Si el Niño Jesús fuera venezolano por Milagros Socorro – La Gran Aldea – 12 de Diciembre 2019

Foto2-SusanaRaffalli-LGA-768x407.jpg
¿Sabes lo que es llorar y que nadie te resuelva? Es un Niño Jesús que aprenderá a leer pero no terminará la primaria, y ni soñará con la universidad. Es una generación condenada a la pobreza, porque el momento de la vida en que debieron de apertrecharse de recursos internos, de capacidades metabólicas, biológicas, afectivas, se los arrebataron. El Niño Jesús venezolano tiene retardo del crecimiento. Con estas palabras Susana Raffalli nos dibuja la semblanza de un pesebre donde la realidad es abrumadora, y ratifica que el patrón de saqueo que ha hecho el Gobierno con la infancia venezolana sólo es comparable al del Arco Minero.

“Si el niño Jesús naciera este 25 de diciembre en Venezuela, el Estado llegaría al pesebre y le robaría sus primeros mil días”, dice Susana Raffalli, quien antes era experta en nutrición y ahora también es versada en inopia.

Susana Raffalli Arismendi es nutricionista con posgrado en Nutrición Clínica del Centro Médico de Caracas. Tiene maestrías de la Universidad Complutense de Madrid y la Organización Panamericana de la Salud. Pero, sobre todo, tiene una vida de trabajo en el terreno de la seguridad alimentaria (que cuando se invoca es porque ya no lo es). Fue ella quien organizó el regreso de los damnificados a sus comunidades después del tsunami en Indonesia. Ya entonces había hecho un curso en gestión de Emergencia Humanitaria con énfasis en alimentación, impartido por la Cruz Roja española y la Universidad Complutense de Madrid. Luego trabajaría en Acción Contra el Hambre y en la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), lo que llevó a la incansable caraqueña hasta AngolaAfganistánPakistán, el Sahara Occidental y Colombia.

En fin, de hambre y de pasar trabajos no le echan cuentos a Susana Raffalli, Premio Franco-Alemán de Derechos Humanos 2018, y asesora de Cáritas de Venezuela. También podría decirse que es asesora de la prensa venezolana, cuyas solicitudes atiende con frecuencia y paciencia dignas de encomio. En 2018 fue distinguida por Americas Quarterly, como una de las 10 Personas Que (Algún Día) Reconstruirán Venezuela.

-Desde 2016, Venezuela padece una emergencia de progresión lenta -dice cuando se le pregunta cómo nos consigue la Navidad de 2019-, que en este punto está enquistada y sin pronóstico. Coexisten los que pueden sobrevivir, aún acostumbrados a las precariedades, con los que están muriendo todos los días. No es que baje el sentido de urgencia, al contrario, Venezuela necesita ayuda con urgencia. Más apoyo y más rápido. La ayuda humanitaria que ha logrado entrar no cubre la escala necesaria. En las emergencias enquistadas y sin pronóstico, las soluciones se alejan del patrón estandarizado.

-¿Cuál es la diferencia entre una emergencia de progresión lenta, esto es creada por alguien, y una catástrofe natural?

-La gran diferencia entre una emergencia de instalación súbita, por lo general, deslaves, terremotos, (también por un derrame petrolero, un incendio) es que esas emergencias matan por shock. Los que mueren sucumben en las primeras horas. Pero, después de eso, al hacer el balance de lo que se cayó, viene la rehabilitación, y en la medida en que el personal humanitario trabaja retorna la normalidad. Eso puede tardar hasta un año o dos, pero se sale. En la emergencia de progresión lenta, más si está enquistada, la gente va entrando en sus propios procesos de desgaste, que se van alejando de la normalidad, es un bienestar propio, aislado de la situación general. Por ejemplo, no es normal que en una emergencia súbita haya desnutrición. Un niño no se desnutre en 72 horas. La desnutrición es un proceso de privación prolongada. Y en estas Navidades 13,5% de los niños menores de cinco años, evaluados por Cáritas, tienen desnutrición grave, incluso con alto riesgo de enfermar y morir.

-La emergencia venezolana no mata por shock, sino…

-Por desgaste. Llega un punto de extenuación en que tienes que lidiar no sólo con los que están a punto de morirse sino con los que se quieren morir porque se sienten desahuciados, desolados. Muertos en vida. Quisiera decirlo de una manera que no suene ridículo por lo grandilocuente. Pero muchos venezolanos andan muertos en vida. En una emergencia llegada a este punto, se tiene que lidiar con las urgencias, pero también con problemas muy complejos que no sabíamos manejar: Suicidiosprostitucióntrata. La misma voluntaria de Cáritas que hasta ahora lidiaba con un niño desnutrido dándole una barra nutricional, según un protocolo previsto para durar seis semanas, ahora debe hacer frente a esos flagelos. Siempre es más fácil, cuando uno trata de ayudar, contar con lo poquito que aporta la persona asistida, pero en la emergencia de Venezuela nos está tocando lidiar con familias ya muy desgastadas, con un músculo de resistencia muy gastado.

“A partir de febrero no hay importación de alimentos y la gente no se puede movilizar por la falta de gasolina. El país está mantenido por las remesas”

Susana Raffalli

-Usted escribió el siguiente tuit: «Junto a Yemen y Siria, se estrena hoy Venezuela en el reporte mundial de necesidades humanitarias. Cerca de 1 de cada 4 venezolanos está en necesidad de ayuda humanitaria urgente, lo confirma ONU. El país se les desmoronó en sus manos».

-Está en el reporte del Panorama Humanitario Mundial, dado a conocer el miércoles 4 de diciembre de este año por Naciones Unidas junto con cientos de ONG. Cuando ponen a Venezuela a la par de Yemen y de Siria, no es porque sus emergencias se parezcan, sino por el número de afectados, por la cantidad de recursos que hay que invertirles, y por las dificultades de acceso a esas personas. En esto, Siria y Yemen son equiparables a Venezuela, donde las familias afectadas todavía pueden moverse para encontrar opciones, aunque sean salidas tan terribles como la prostitución e incluso las prácticas ilegales. Ya vemos, por ejemplo, un movimiento masivo hacia el Arco Minero. En Siria, si sales, te encuentras con minas antipersonales, en áreas de bombardeos o enfrentas una limitación normativa de desplazamiento por el territorio. En Yemen, 46% de los niños desnutridos se pueden morir en dos o tres días. En Venezuela estamos cerca del 15%. En 2017 tuvimos casi 21%. Va al vaivén del gasto público y de las remesas. A partir de febrero no hay importación de alimentos y la gente no se puede movilizar por la falta de gasolina. El país está mantenido por las remesas.

-¿Cuál ha sido el peor año?

-El 2017. La diócesis que peor llegó a estar tuvo 21% de desnutrición, muy por encima del umbral de emergencia. Fue en Machiquesestado Zulia. El segundo fue Vargas. El tercero, Sucre.

-¿Qué pasó en Machiques para que casi un cuarto de los niños fueran condenados a la desnutrición?

-Una coincidencia de hechos funestos: Expropiaciones de grandes fincas ganaderas; la demarcación de las zonas indígenas, que no podían ser trabajadas para la ganadería; y la intensificación del movimiento de fuerzas irregulares en la zona. Las fincas dejaron de contratar peones y la gente se quedó sin medio de vida.

-¿Y en Vargas?

-El deterioro del deslave nunca se terminó de rehabilitar, entonces hay muchas dificultades de acceso al agua potable y al drenaje de aguas negras. En Vargas hay mucha pobreza, mucho cáncer, muchas enfermedades cardiovasculares y, además, siguen estando en una zona de altísimo riesgo de un nuevo deslave.

-¿En Sucre?

-En todos los casos hay un Estado que ha tomado medidas regresivas para el goce del derecho a la alimentación, para obligar a la población a comer de lo que el Estado pone en una “caja”. En alimentación pasamos de una situación de mucha libertad a ninguna libertad. Es un salto atrás en materia de libertad y de Derechos Humanos. Tener alimentos en un mercado es un derecho humano. Hemos pasado de eso a poner una huella dactilar para comprar lo que el Estado quiera. Pero sobre ese mantel ha habido factores que afectan a los diferentes lugares en mayor grado. En Sucre, el factor añadido es la Malaria y las economías ilegales.

-Usted mencionó el reporte de Naciones Unidas. Bueno, por fin se dieron cuenta de que «Las necesidades superan sustancialmente los recursos que tenemos». No se puede decir que sean rápidos para captar la realidad.

-En su viaje a Venezuela, el subsecretario general de las Naciones Unidas para Asuntos Humanitarios, Mark Lowcock, admitió con las manos literalmente en la cabeza: «En el reporte decimos que hay siete millones, pero yo sé que son 11». Pero el señor Lowcock sólo vino por unos días. A lo interno del país tenemos un sistema de Naciones Unidas (NNUU) muy resistente a reconocer las verdaderas dimensiones de lo que ocurre y, ni digamos, a interpelar al Gobierno con lo que hay que hacer.

“En la emergencia de Venezuela nos está tocando lidiar con familias ya muy desgastadas, con un músculo de resistencia muy gastado”.

-Usted escribió en Twitter que: «En este país en el que las cosas se pagan con oro, tenemos […] una planta humanitaria prístina enviándonos selfies desde los mejores restaurantes de Caracas…». ¿Se refería a los funcionarios de NNUU en el país?, ¿son, entonces, cómplices?

-Me refería a muchos de ellos. Y sí, lo son. Hacen lo que el Gobierno les permite. Con el argumento de que si hacen algo distinto, el Gobierno los saca. Se supeditan a lo que el Estado dice. El mecanismo por dentro está lleno de fuerzas ideológicas que no están facilitando las cosas. Incluso, hay técnicos de NNUU que insisten en que el número de quienes han emigrado es de 2 millones 400 mil personas, cuando ACNUR dice que son 6 millones. Pero, eso sí, para pedir plata para los que se fueron calculan 3 millones 800 mil.

-La FAO pasó de dar una medalla a Chávez en 2012 y luego a Maduro en 2015 porque, según ellos, Venezuela era “territorio libre de hambre”, y a 2018 dice que hay casi 7 millones de venezolanos que padecen hambre. No puede decirse que sean la mata de la coherencia.

-El aumento de personas en situación de hambre, que estima la FAO, comenzó a incrementarse sostenidamente a partir de 2012, antes, por cierto, de la aplicación de las sanciones. Ese director que le dio una medalla a Maduro está ahora en Cuba. Mientras sigamos en este simulacro según el cual aquí la situación “no es tan grave”, no se van a tomar las medidas necesarias, ni se va a llamar al Gobierno a rectificar. Mientras, se pierden vidas y oportunidades. La ayuda humanitaria no resuelve los problemas, es limitada, subsidiaria y finita. No puede ser permanente. Se supone que, mientras tanto, se va a la causa que está provocando la emergencia. Pero en Venezuela, en vez de resolver, ponen lucecitas en un cerro, se compran todas las casas de una calle o destrozan el sur del país. Cualquier Estado aprovecha la ayuda internacional para recuperar fuerzas, rectificar lo que causó el daño, aquí no. El Estado ha tomado un montón de instancias de sustitución para que hagan lo que él no quiere hacer. Unicef está apoyando al Gobierno en la rehabilitación del acceso al agua y saneamiento; es decir, en lugar de estar vacunando y desparasitando niños, están haciendo lo que le toca al Gobierno.

-La emergencia de Venezuela, entonces, es lenta, es compleja, está enquistada… ¿Qué viene?

-El último factor, el más nefasto, es que en poco tiempo será olvidada. La emergencia de los saharauis se olvidó. Más nadie habló de esa gente. Ahí están hace 40 años. Darfur es una emergencia olvidada. No quiero ser pájaro de mal agüero, pero ya comenzó el proceso hacia allá. Será olvidada por los donantes internacionales de la ayuda, por la comunidad internacional, por los medios de comunicación, que ya lo hemos empezado a ver. Incluso, olvidada por nosotros mismos. Olvidamos que así no se puede vivir. Ya se instaló la precariedad como una vida normal, y ahora estamos con la narrativa de la resiliencia, de los emprendedores que siguen en el país… que, bueno, que no tenemos agua ni luz pero que… En realidad es una miseria que tengas que atender tu emprendimiento con una planta eléctrica, porque no tenemos tendido eléctrico. El bono en dólares no te libera de un Estado que tortura y que tiene las cárceles llenas de presos políticos. No se puede perder la beligerancia. No se puede perder la percepción de lo anómalo. De la vulneración, del abuso. Se nos olvidó el disfrute del bienestar y cuando las emergencias entran en esa ruta, es muy difícil salir. Así podríamos quedarnos.

“En alimentación pasamos de una situación de mucha libertad a ninguna libertad. Es un salto atrás en materia de libertad y de Derechos Humanos”

Susana Raffalli

-¿Qué son los CLAP?

-Es un mecanismo de penetración, control social y compra de lealtades. Nunca fue un programa alimentario. Es el medio alrededor del cual se articula una vasta red de crimen organizado que lucra con eso. Los CLAP encarnan, materializan, la quinta economía ilegal de Venezuela, después del contrabando de gasolina, el tráfico de estupefacientes, la minería ilegal y la corrupción con diferenciales cambiarios. Su contenido es absolutamente inadecuado en cantidad y calidad. No es inocuo, son alimentos que vienen adulterados. No es consistente con nuestro patrón cultural. Es una aberración. Además, te obligan a pagarlo por adelantado, sin saber lo que te van a poner. Y te lo entrega un miliciano que con la caja te pasa un mensaje ideológico. Nunca debió existir este azote.

-¿Cómo llega el pueblo venezolano a la Navidad?

-Ya no hay un solo pueblo venezolano, sino varios, una Venezuela dentro de otra, nunca tan desigual. Hay una mínima población que llega comprando arbolitoscaña y panettone; y una gran mayoría que no tiene ni para el onoto. Y en el medio están los que llegan comiéndose una hallaca, solos, con la familia en el extranjero. Y si tienen esa hallaca no tienen para zapatos. Llegan desgastados por la precariedad y agotados por sus cuatro o cinco empleos de ínfima calidad.

-¿Cómo sería el Niño Jesús si fuera venezolano?

-Si fuera niña, le faltarían ocho centímetros de estatura. Como es niño, le faltan cinco. Y a ambos les faltan millones de conexiones neuronales, de facultades cognitivas, con un hueco afectivo. El hambre genera un hueco que, si sobreviven, nada habrá de llenarlos, tendrán mil problemas por su insaciable voracidad. ¿Sabes lo que es llorar y que nadie te resuelva? Es un Niño Jesús que aprenderá a leer pero no terminará la primaria, y ni soñará con la universidad. Es una generación condenada a la pobreza, porque el momento de la vida en que debieron de apertrecharse de recursos internos, de capacidades metabólicas, biológicas, afectivas, se los arrebataron. El Niño Jesús venezolano tiene retardo del crecimiento. El Estado llegó al pesebre y robó sus primeros mil días. Más aún, desde la gestación. A Cáritas llegan niños con tres días de nacidos y ya tienen retraso de talla, ya están desnutridos. Es un niño saqueado. El patrón de lo que ha hecho el Gobierno con la infancia es el mismo del Arco Minero.

-¿Y qué figuras deambulan por los cerros de cartón del pesebre?

-Los que se están muriendo, los que se murieron y a los que se les acabó la vida.

Venezuela cae en el Índice de Desarrollo Humano de la ONU – El Nacional – 9 de Diciembre 2019

El gasto militar por parte del régimen equivale a 0,5% del PIB. Mientras que el de investigación, desarrollo e innovación, el gasto es de 0,1%

Venezuela

El Índice sobre Desarrollo Humano del PNUD mide las condiciones económicas y sociales de vida en 189 naciones | VPI

Venezuela se ubicó en el puesto 96 en el Índice de Desarrollo Humano de la Organización de las Naciones Unidas, reveló el informe anual del Programa de la ONU para el Desarrollo.

Aunque Venezuela sigue en el grupo de las sociedades con niveles de desarrollo alto, el país cayó 7 puestos en la clasificación en comparación con 1990, cuando ocupaba la casilla 89.

El reporte indicó que la mayor vulnerabilidad en la nación es la sustentabilidad económica que presenta un fuerte deterioro, aunque algunos indicadores carecen de información oficial.

Una muestra de ello es la falta de cifras, por ejemplo de violencia contra la mujer, educación, consumo de energía y la inestabilidad del consumo de gasolina.

El informe de la PNUD también destacó el gasto militar por parte del régimen que equivale a 0,5% del PIB, mientras que el gasto en investigación, desarrollo e innovación es de 0,1%.

En Latinoamérica el país que tiene una mejor clasificación es Chile, a pesar de las protestas de los últimos días. Este alcanzó el peldaño 65 y en 19 años pasó del puesto 107 al 42. Panamá llegó al puesto 93.

ONU: Consejo de DD.HH. anuncia misión de investigación sobre Venezuela – Voz de América – 4 de Diciembre 2019


El Consejo de DD.HH. de la ONU ha nombrado a los integrantes de la misión que investigará la situación en Venezuela.
El Consejo de DD.HH. de la ONU ha nombrado a los integrantes de la misión que investigará la situación en Venezuela.

El Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas dio a conocer los miembros que conformarán la misión que investigará las presuntas “ejecuciones extrajudiciales y desapariciones forzadas” cometidas en Venezuela desde 2014.

Según anunció emitido esta semana el presidente del Consejo, el embajador senegalés Coly Seck, la misión estará liderada por la abogada portuguesa Marta Valiñas, especialista en Derechos Humanos y quien desde 2014 ha trabajado en la fiscalía de la Corte Penal Internacional.

Los otros dos integrantes del equipo son el abogado penalista chileno Francisco Cox, que dirigió la investigación de los 43 estudiantes desaparecidos en Ayotzinapa, México, y el británico Paul Reis, del Instituto Europeo de la Paz.

“Los tres miembros, que servirán a título personal, se reunirán en las próximas semanas para determinar los primeros pasos a seguir: la estrategia, la metodología y el enfoque de investigación que emplearán para cumplir su mandato”, informó el Consejo mediante un comunicado.

En septiembre, el organismo de la ONU decidió enviar con urgencia una misión de un año al país suramericano, al tiempo que le hizo un llamado a las autoridades venezolanas a cooperar plenamente con la misma y a otorgarle “acceso inmediato, pleno y sin restricciones a todo el país, incluido a las víctimas y a los lugares de detención, y proporcionarle toda la información necesaria para cumplir su mandato”.

Por ello, está previsto que la misión presente sus conclusiones al Consejo en septiembre de 2020.

De acuerdo a la resolución emitida el año pasado, además de investigar ejecuciones extrajudiciales y desapariciones forzadas, la misión también indagará “detenciones arbitrarias y torturas y otros tratos crueles, inhumanos o degradantes”.

La política administra hechos por Tomás Páez – El Nacional – 8 de Noviembre 2019

1523540979038

Agradecemos profundamente el esfuerzo y la iniciativa de Federica Mogherini, alta representante de Política Exterior de la UE; Eduardo Stein, representante especial de Naciones Unidas para los refugiados y migrantes venezolanos, y a la Organización Internacional para las Migraciones,  de reunir a centenares de delegaciones con el fin de movilizar la comunidad internacional y canalizar recursos hacia las ciudades y países receptores de migrantes venezolanos. El encuentro se realizó en Bruselas los días 28 y 29 de octubre. Como han recalcado los promotores, la venezolana ha sido la diáspora más carente de fondos en el mundo.

En el encuentro participaron representantes gubernamentales, agencias internacionales, organizaciones y asociaciones altruistas y socialmente responsables. Como resultado se espera alcanzar una mejor coordinación de políticas globales y sumar recursos para atender las necesidades de todos los ciudadanos en las localidades y países receptores de migrantes venezolanos, incluidos quienes integran la diáspora.

Los análisis hechos en los países receptores expresan el impacto en sus cuentas fiscales. Algunas estimaciones lo sitúan entre el 0,3 y el 0,6 en el PIB de sus economías. Gastos e inversión en escuelas y docentes, en millones de vacunas para evitar epidemias y pandemias, atención a miles de parturientas y a los recién nacidos, alimentación de urgencia, albergues, seguridad y un nada corto etcétera.

La actitud de la mayoría de los países y de sus ciudadanos nos concede la licencia de hacer nuestras las palabras de Eduardo Stein, quien agradeció la solidaridad de los países vecinos, que calificó de extraordinaria pese a no estar preparados (los países y gobiernos) para soportar una migración de estas dimensiones.»Están bajo presión, con la estructura institucional sobrecargada, la provisión de servicios desbordada y los presupuestos exhaustos (…) Empezamos a ver signos de xenofobia (…) La población local se resiente y acusa a sus gobiernos de prestar demasiada atención a los migrantes mientras desatienden a sus ciudadanos», advirtió. Hemos visto y escuchado a dirigentes “aparófobos” arengando a favor de la xenofobia.

La inversión realizada para poder hacer frente a la realidad de esta tragedia humana se coloca en el asiento contable del “debe”, el cual recoge el incremento del gasto. La contrapartida es el “haber”, las contribuciones o “abonos” de la diáspora al país receptor. La visión integral, panorámica del fenómeno, posibilita un mejor diseño y ejecución de políticas públicas para abordar la diversa y compleja realidad de la diáspora venezolana.

La perspectiva dinámica integra los aspectos sociales, culturales, políticos y económicos asociados a toda diáspora. El hecho de haber sido país de inmigrantes provenientes de todo el mundo nos permite afirmar y comprender el papel de las migraciones en la reducción de la pobreza global y sus aportes a tres bandas: el migrante mismo y los países de origen y recepción. Además, participa de manera activa e imprime un vigoroso dinamismo al intercambio social, cultural, conceptual, tecnológico y económico. La diáspora venezolana es un gran elefante, con tendencias evidentes a crecer, de proporciones imposibles de engullir salvo que se desagregue y segmente en su enorme diversidad.

Toda migración, y la venezolana no es la excepción, entraña una oportunidad para el país receptor. De ello dan cuenta los informes oficiales y extraoficiales en Perú y Chile. Plasman los aportes de la migración venezolana al crecimiento de su PIB. El informe del Banco Central de Chile señala: “La inmigración reciente se caracteriza por ser una población en promedio más calificada (media de escolaridad del país 11 años, migrantes venezolanos, 15,6), más joven y con una mayor participación laboral que la población chilena». Más adelante destaca «la contribución positiva de la inmigración al empleo, los salarios y el PIB per cápita del país de acogida, por medio del aumento de la población económicamente activa, cuando los inmigrantes pueden insertarse al igual que los locales en el mercado del trabajo».

Los estudios también revelan los efectos positivos de la migración sobre la productividad. Esta, como afirma Paul Krugman, “no lo es todo, pero a largo plazo es casi todo, de su crecimiento depende el mejoramiento del estándar de vida de la población”. Cálculos realizados por el Banco Mundial cuando aborda la relación de la migración con el desarrollo en una muestra de países, al referirse a Colombia señala: acoger a 500.000 personas en edad de trabajar aceleraría el crecimiento de la economía en 0,2% resultado de un incremento en el consumo de 0,3% y la inversión lo haría en 1,2 puntos. Otro de los efectos positivos de los procesos migratorios es el del “bono demográfico”, como lo confirman estudios realizados en Europa.

Además de atender la urgencia, es preciso fortalecer y potenciar el trabajo realizado, los centenares de proyectos en marcha, de manera directa por parte de las asociaciones diaspóricas o de manera conjunta con organizaciones e instituciones de las ciudades de acogida en la dinámica del proceso de integración y desarrollo. La estrategia de respuesta es preciso complementarla con una estrategia proactiva, con el fin de aprovechar la capacidad emprendedora y difusora de tecnologías y conocimientos que posee toda diáspora. El propósito de esta es potenciar la recuperación del sendero del crecimiento regional y contribuir de manera decidida a recuperar la democracia y el respeto a los derechos humanos.

La diáspora venezolana migra de un país maltrecho y como ha sostenido Federica Mogherini: «No se puede ignorar la gravedad de las violaciones de derechos humanos en Venezuela, tal como reflejan los hallazgos del informe” de la alta comisionada de la ONU para los derechos humanos, Michelle Bachelet, producido en el marco del socialismo del siglo XXI. Refiriéndose a la relación entre este socialismo y el comunismo el cabecilla e ideólogo del Foro de Sao Paulo decía: comunismo y socialismo son la misma cosa. Vistas las violaciones de los derechos humanos de los venezolanos nos parece acertada la reciente decisión adoptada en el Parlamento Europeo, la cual condena a los regímenes de corte totalitario; “los regímenes nazi y comunista cometieron asesinatos en masa, genocidios y deportaciones y fueron los causantes de una pérdida de vidas humanas y de libertad en el siglo XX a una escala hasta entonces nunca vista en la historia de la humanidad”.

La raíz del problema de la tragedia humanitaria y del fenómeno migratorio se halla en el modelo, es su rasgo distintivo. Es importante mantener el foco del problema, pues de no atacar la causa fundamental, la tragedia humana igual que la diáspora no cesará de crecer; lo harán a ritmo de vértigo y de forma indetenible.

El encuentro en Bruselas le ha dado una enorme visibilidad al mayor desplazamiento humano de Latinoamérica, a sus necesidades y efectos. Una verdadera lección de humanidad a quienes desprecian a los venezolanos: mientras el régimen niega su existencia el mundo se preocupa y se ocupa de ellos. La inmensa mayoría de Los venezolanos dentro y fuera del país agradecemos y valoramos desde lo más profundo de nuestra alma ese respaldo

Echamos en falta la participación de representantes de las más de mil asociaciones diaspóricas cuyos esfuerzos a lo largo de dos décadas han resultado fundamentales para la integración y el desarrollo. Nuevamente se resalta la importancia de la movilidad humana en la reducción de la pobreza global.

La realización de evento es, en sí mismo, un formidable logro y estamos esperanzados en sus resultados. La presencia de los representantes de los gobiernos de la región y de los organismos multilaterales conforma una ocasión única para lograr una mayor coordinación para la indispensable cooperación entre todos ellos, necesidad esbozada en la primera reunión de cancilleres en Quito.

En esos acuerdos la participación de la sociedad civil organizada resulta fundamental: asociaciones diaspóricas, gremios empresariales y profesionales, cámaras empresariales binacionales, universidades y gobiernos locales. Cada una de ellas administra realidades, proyectos e iniciativas beneficiosos para todos los involucrados y ello le da vida y contenido a la estrategia global.

La coordinación y la cooperación en el marco de una estrategia global y regional es el mejor de los antídotos en contra de las “industrias diaspóricas” de la droga, las bandas armadas, la trata de blancas y niños, la prostitución, etc. La cooperación es fundamental para identificar y sancionar a los responsables del saqueo. Recuperar los recursos robados permitiría atender la tragedia humana e iniciar el proceso de recuperación del país.

De esta estrategia no pueden quedar al margen las organizaciones e instituciones venezolanas. La Política, con P mayúscula, administra hechos, y por ello insistimos en la necesidad de crear una institucionalidad con el fin de atender la nueva geografía nacional. En ella resulta fundamental la participación del sector privado y la sociedad civil.

«Un Mundo Sin Mordaza» frente a la canallada de la ONU a la oposición venezolana por Paul Monzón – Periodista Digital – 8 de Noviembre 2019

La elección de Venezuela a mediados de octubre como un Estado Miembro del Consejo de los Derechos Humanos de las Naciones Unidas para el período que inicia en enero de 2020, cayó como un jarro de agua fría en la oposición venezolana y en la opinión pública mundial.

Y es que nadie se explica cómo la ONU, que se supone -entre una de sus múltiples atribuciones- debe velar por los derechos humanos de cualquier nación del mundo, no lo hace con Venezuela.

Esta resolución viene a agravar más la situación socio-política del país llanero que hoy por hoy sufre una de las diásporas más apocalípticas que se haya visto jamás en el mundo; con presos políticos a los cuales no se les ha respetado sus derechos más fundamentales; con asesinados a diestra y siniestra; con persecución política, etc.

Pero aún así los 193 miembros de la Asamblea General eligieron a los dos puestos de América Latina y el Caribe: Brasil y Venezuela. ¡Vergüenza!

UN MUNDO SIN MORDAZA

El presidente de Un Mundo Sin MordazaRodrigo Diamanti, estuvo presente en la reunión de la presidencia del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas con la sociedad Civil.

Diamanti se dirigió a la presidencia, expresando que todos los venezolanos estamos preocupados por la crisis que atravesamos, no solamente por las violaciones de derechos humanos, sino que además, Venezuela atraviesa la segunda crisis de refugiados más larga en este momento. Se espera que cinco millones de venezolanos se irán del país, y que para el próximo año esta cifra aumente a ocho millones.

Ante esta preocupación, le preguntó a la presidencia lo siguiente: ¿Cómo se incluyó la situación de Venezuela en la agenda del Consejo de Seguridad? Entendiéndose que la situación es la crisis de refugiados.

LA ONU «MIRA PARA OTRO LADO»

La respuesta de la presidencia fue que Venezuela no es el único caso en este momento en el Consejo de Seguridad en el mes de noviembre, aunque si se mantiene en revisión y que se ha discutido el caso de Venezuela en los últimos meses, sin embargo no ha habido un consenso en las últimas reuniones del Consejo de Seguridad sobre lo que ocurre en Venezuela.

Durante su misión como líder del Consejo de Seguridad en Colombia, le asombró el volumen de venezolanos haciendo de Colombia su casa y la cantidad que sigue llegando, también menciona la generosidad del pueblo colombiano de recibir a los venezolanos. La posición del Reino Unido es que Nicolás Maduro debe hacerse a un lado y que Juan Guaidó es el legítimo líder interino del país, es trágico que un país con tanta riqueza y gran capital humano esté pasando por esta situación y que para él es una tragedia. Cómo líder y parte del Consejo de Seguridad y como organización seguiremos buscando la vía para la solución del caso de Venezuela.

La ONU advierte de la escalada del éxodo venezolano: 6,5 millones en 2020 por Daniel Gómez – ALnavío – 28 de Octubre 2019

“No hay visos de que la crisis migratoria vaya a terminar”, advierte en Bruselas Eduardo Stein, enviado especial para Venezuela de Acnur y la Organización Internacional para las Migraciones.

Aumenta la vulnerabilidad de los venezolanos en América Latina / Foto: Acnur
Aumenta la vulnerabilidad de los venezolanos en América Latina / Foto: Acnur

Aumentará el éxodo venezolano. Y con el éxodo, aumentarán las necesidades de los desplazados, los problemas en los países de América Latina, así como los casos de xenofobia.

Lo advierte Eduardo Stein, enviado especial para Venezuela de la agencia para los Refugiados de Naciones Unidas (Acnur) y la Organización Internacional para las Migraciones, en el foro mundial sobre el éxodo que este lunes y martes la Unión Europea junto a la ONU celebra en Bruselas,

“Esta crisis hace peligrar la estabilidad regional. Es acuciante la necesidad de una respuesta coordinada y avalada por la comunidad internacional”, dice Stein. Y lo dice porque:

– De 4,5 millones de migrantes pasaremos a 6,5 millones en un año.

– Casi 85% se quedarán en América Latina.

– No hay visos de que la crisis migratoria vaya a terminar.

– Y la vulnerabilidad de la población aumenta.

– Es preocupante el número de refugiados en grandísima dificultad.

– Lo niveles de xenofobia aumentan.

– Las perspectivas de integración son cada vez menores.

– Hay más barreras sociales y culturales.

– Preocupa la violencia de género.

– Hay familias que se separan.

– Hay niños abandonados.

– Caminantes que se exponen a largas rutas y peligrosos caminos.

Stein también advierte:

– De no encontrarse una solución política continuarán los problemas.

– Los gobiernos de acogida necesitan ayuda.

La ONU proyecta 5 millones de inmigrantes venezolanos para finales de 2019 por Ludmila Vinogradoff – ABC – 28 de Octubre 2019

En Bruselas la comunidad internacional debatirá este lunes cómo ayudar al imparable éxodo de venezolanos que huyen del régimen Maduro

venezolanos-colombia-kptE--1240x698@abc.jpg

Se acelera el éxodo en Venezuela y va a más sin parar. Las Naciones Unidas han sonado las alarmas, alertando que para finales de 2019 se proyecta un incremento de 5 millones de venezolanos de migrantes y refugiados después de alcanzar la cifra oficial 4,5 millones alrededor del mundo.

La proyección del aumento migratorio la anunció el embajador Walter Stevens, líder de la delegación de la UE ante ONU en Ginebra, señalando que «esta es la crisis de refugiados y migrantes más grave y de mayor crecimiento en la historia de América Latina, al menos en la historia reciente. Y esto probablemente se está convirtiendo también en una de las mayores crisis de desplazamiento externo en el mundo».

Por otro lado, en sus declaraciones a la cadena de televisión Voz de América, William Spindler, portavoz de ACNUR dijo que es difícil saber en qué momento se actualizarán las cifras, pero que lo que tienen confirmado es que son 4,5 millones de refugiados y migrantes venezolanos alrededor del mundo, y son unas cifras mínimas, pues son registradas por autoridades de otros países.

Reiteró Spindler que se debe tener en cuenta que hay venezolanos que se unen a los que «ya viven fuera de su país, posiblemente alcancemos la cifra de cinco millones a finales de este año y si las tendencias continúan, la cifras continuarán aumentando».

«Aunque todavía no sabemos si esta tendencia se va a mantener o no en el año 2020», explicó el vocero de ACNUR, en conversación vía Skype, desde Bruselas.

«Estamos especulando porque simplemente estamos hablando de las tendencias actuales», y señaló que se debe tener en cuenta que las cifras llegan de los diferentes gobiernos y no de forma periódica.

Lo cierto es que el éxodo de venezolanos se acelera y no hay manera de detenerlo pese a los intentos internacionales de sancionar al régimen Nicolás. La comunidad internacional debatirá este lunes y el martes en Bruselas cómo ayudar a los países de América Latina que acogen a los millones de venezolanos que huyen de su país por la crisis política y humanitaria.

El comisionado presidencial de Juan Guaidó para los inmigrantes ante la OEA, David Smolansky, dijo a ABC que el objetivo es lograr el estatus de refugiados para los migrantes venezolanos, lo que aliviaría su situación en otros países. Y ese estatus lo otorga el país receptor de los migrantes.

En efecto la Asamblea Nacional venezolana acordó esta semana otorgar a sus connacionales el estatus de refugiados.

ACNUR pidió 738 millones de dólares en 2019 para atender a la crisis migratoria venezolana en la región, pero los fondos no se han recibido con la misma intensidad del éxodo.

De los 4,5 millones hasta ahora registrados oficialmente, sólo dieciséis países de América Latina y el Caribe han recibido la mayor parte, de 3 millones 700 mil migrantes y refugiados, explicó Eduardo Spindler, alto comisionado de la ONU para la situación de venezolanos.

La crisis económica, política y social que ha creado el régimen de Nicolás Maduro ha empujado a los venezolanos a emigrar al exterior, escapando principalmente de la hambruna, la destrucción del tejido empresarial y de una inflación de 200.000% que el FMI proyecta para este año.

 

Avanza la petición para sacar a Maduro del Consejo de DDHH de la ONU por Celia Mendoza – La Patilla – 25 de Octubre 2019

Maduro lidera al regimen chavista, criticado por más de 56 países en el mundo.

La organización no gubernamental UN Watch presentó una campaña global para que se expulse al gobierno en disputa de Venezuela del Consejo de Derechos Humanos de la ONU, tras ganar la silla que deberá ocupar a partir del mes de enero de 2020.

Con 105 votos, el gobierno en disputa de Nicolás Maduro obtuvo el puesto en el órgano que cuenta con 47 miembros, superando a Costa Rica que se postuló en un intento por impedir el resultado, pero no lo logró aunque obtuvo 96 votos.

“UN Watch se ha dedicado a combatir a todas las tiranías similares a la de Venezuela, a la de Maduro, durante muchos años. Y años atrás lograron suspender a Libia del Consejo de Derechos Humanos. Ellos han montado una campaña mundial de profundizar en lo que el régimen venezolano ha hecho en materia de derechos humanos”, dijo Arria.

La iniciativa virtual para la recolección de firmas está disponible en el sitio Change.org.

Países como Estados Unidos, Colombia, Brasil y Costa Rica se opusieron al resultado, alegando que Maduro ha violado reiteradamente los derechos humanos de los venezolanos, haciendo que más de 4,5 millones de ellos se han exiliado para escapar de la crisis en todos los órdenes que atraviesa el país.

Los que se oponen al asiento ganado por el gobierno en disputa citan el informe de la Alta Comisionada de los Derechos Humanos de la ONU, Michelle Bachelet, que admitió atropellos en esa materia de parte de fuerzas que responden a Maduro.

Por otro lado, países miembros del Consejo, como Guinea Ecuatorial, defienden la elección de Maduro.

“Es un resultado democrático, yo creo que de los 193 países miembros que componen las Naciones Unidas, la República Bolivariana de Venezuela ha obtenido 105 votos, o sea una aplastante mayoría”, dijo a la VOA el embjador de ese país ante la ONU.

Brasil, que ganó el segundo escaño vacante la pasada semana, obtuvo 153 votos de los 96 necesarios.

Arria, por su parte, espera que se logre invocar el proceso de expulsión tal y como se hizo en 2011 con Libia.

“En el Consejo de los Derechos Humanos tendría que convocarse una reunión especial de la Asamblea General, donde esto se votaría (…) Pero si se logra hacer eso al mimo tiempo se lograría realmente excluir a Venezuela de la propia organización, o sea revocando las credenciales como miembro de las Naciones Unidas y pasaría a ser del gobierno interino”, dijo Arria.

El gobierno en disputa ha criticado públicamente los esfuerzos por revocar su mandato.

A %d blogueros les gusta esto: