elecciones7Oenbilbao

Punto de encuentro de Venezolanos votantes en Bilbao

Archivos por Etiqueta: Historia

La invasión de Cuba a Venezuela por Francisco Esteban Gómez – 16 de Febrero 2018

Venezuela por su riqueza petrolera y su cercanía a Cuba era un manjar muy apetecible y por ende, objetivo inmediato de la expansión del comunismo cubano como estrategia de fuerza en los años de la guerra fría. Con la buena pro del gobierno de Washington, en 1958, fue depuesto el General Marcos Pérez Jiménez.. Al año siguiente, para el 23 de Enero, Fidel Castro, ya logrado el triunfo de la Revolución, visitó a Venezuela.
Aquella visita bien merece un artículo aparte pero para nuestro propósito solo diré que la hizo a su manera, es decir burlando las normas internacionales establecidas.

Curiosamente quien no participó en la algarabía de esa visita fue el recién electo presidente Rómulo Betancourt quien durante la tensa reunión que sostuvieron, le dijo a Fidel Castro: ”Ustedes no han debido presentarse armados en Maiquetía”
Fidel vino a Venezuela con dos objetivos: buscar petróleo e implantar el comunismo. Lo primero le fue negado argumentando Betancourt razones económicas para aquel momento en Venezuela. Lo segundo no solo se inició, sino que incluso tomó un cariz de venganza personal ante la negativa de obtener petróleo. La invasión cubano-comunista había comenzado:

1959 – Fue durante esa visita que Fidel invita al entonces congresista por URD Fabricio Ojeda a viajar a Cuba, viaje que se llevó a cabo a finales de ese mismo año y en donde Ojeda recibió el debido adoctrinamiento para impulsar la guerrilla en Venezuela.

1960 – Promovido por el Partido Comunista de Venezuela, en conexión con Cuba, surge el primer foco guerrillero en La Azulita, Estado Mérida, liderado por Argimiro Gabaldón.

1961 – Como paréntesis de crispación en la población venezolana, y sin aparente relación alguna con los planes del Castro-comunismo, el 22 de Enero ocurre en el puerto de La Guaira, el secuestro del Barco “Santa María” por parte de un grupo armado de españoles y portugueses. Ese secuestro fue ideado por el nacionalista gallego José Velo Mosquera y dirigido por Henrique Galvao para llamar la atención internacional sobre los regímenes dictatoriales de la Península Ibérica.

1961 – El III Congreso del PCV decide aprobar la guerrilla para acceder al poder y se formó el “Frente Simón Bolívar” en las montañas de Lara, comandado por el mismo Gabaldón junto con Carlos Betancourt, Juan Vicente Cabezas y Tirso Pinto.

1962 – Fabricio Ojeda, renuncia al Congreso y acto seguido marcha a los Andes para organizar las FALN (Fuerzas Armadas de Liberación Nacional) pero a finales de ese año y luego de una serie de combates es detenido si bien escapa de la cárcel. Según el ex oficial de la inteligencia cubana Ulises Estrada, la creación de las FALN se enmarcó en una política de apoyo de Fidel Castro a los movimientos armados de Latinoamérica.

1962 – Douglas Bravo fundó el Frente Guerrillero “José Leonardo Chirinos” en la sierra de Falcón, y como comandante combatió con intermitencias contra el ejército. A este frente pertenecieron Teodoro Petkoff, Luben Petkoff, José Manuel Saher (alias Chema), Urbina (el asesino del Presidente Carlos Delgado Chalbaud) y Alí Rodríguez Araque, entre otros.

1962 – 04 May. Un grupo de oficiales de la Infantería de Marina, junto a algunos dirigentes del PCV y el Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR) se alzan en armas contra el gobierno de Betancourt en Carúpano, mejor conocida como el “Carupanazo”. Dicha acción no contó con el respaldo popular y fue sofocada en menos de 24 horas, deteniendo a los conspiradores y a un diputado del PCV, Eloy Torres.

1962 – 02 Jun. Tiene lugar el “Porteñazo” sublevación en la base naval de Puerto Cabello (Edo Carabobo), dirigida por el capitán de navío Manuel Ponte Rodríguez, el capitán de fragata Pedro Medina Silva y el capitán de corbeta Víctor Hugo Morales. El gobierno envía efectivos de la Fuerza Aérea y del Ejército produciéndose el combate que termina con un saldo de más de 400 muertos y 700 heridos. Tras estas sublevaciones Betancourt ilegaliza el PCV y el MIR en todo el territorio nacional y mandó detener a sus principales dirigentes.

1963 – 13 Feb. El buque Anzoátegui fue capturado por una unidad guerrillera urbana de las FALN en rebeldía contra el gobierno de Betancourt. El buque Anzoátegui pertenecía a la flota de la Compañía Anónima Venezolana de Navegación (CAVN) zarpó del puerto de La Guaira con 35 tripulantes. Al frente de esta operación, estaba el cubano-español “Máximo Canales”, hoy Paúl del Rio. (pintor)

1963 – 24 Ago. Un grupo perteneciente a las FALN secuestró al jugador Alfredo Di Stefano de su habitación en el Hotel Potomac en la Urb.San Bernardino de Caracas en lo que fue catalogado, junto con la captura del buque Anzoátegui como un golpe mediático para dar a conocer mundialmente la lucha guerrillera contra el gobierno del presidente Rómulo Betancourt.

1963 – 29 Sep. Ataque al “Tren el Encanto” en la ciudad de Los Teques realizado por los guerrilleros castro-comunistas del FALN. Guillermo Antonio García Ponce, fue uno de los autores intelectuales del ataque que dejó trece huérfanos. Entre los guerrilleros se encontraba Teodoro Petkoff, actual director del vespertino “Tal-Cual”.

1964 – 9 Oct. las FALN secuestran el segundo jefe de la Misión Militar de los EE.UU, el coronel Michael Smolen como acción de protesta por la condena a muerte del guerrillero vietnamita Nguyen Van Troi, por haber colocado una bomba bajo un puente por el que iba a pasar el Secretario de Defensa Robert McNamara. Durante su secuestro Smolen recopiló información que permitió, después de liberado, ubicar y apresar a sus secuestradores, pudiéndose con ello desmantelar a las células urbanas de las FALN en las principales ciudades de Venezuela.

1965 – Desde el 29 de marzo hasta Noviembre se llevan a cabo fuertes enfrentamientos guerrilleros en La Trinidad, Sierra de Coro, en Humocaro Alto y Bajo, Estado Lara, en las cercanías de Azagua, Distrito Bolívar, del Estado Monagas. en El Potrero, Distrito Morán, Estado Lara, en El Jobo, entre Cabure y San Luis, Estado Falcón, y hasta en el Hospital Vargas de Caracas cuando conducen al guerrillero Juan Almérida Bolívar haciéndose pasar por enfermo.

1966 – A partir de marzo Douglas Bravo dirigió el Partido de la Revolución Venezolana o PRV. Siendo su rama armada el FALN que se había fusionado con el Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR), fracción disidente de Acción Democrática, conformando ambas organizaciones el Frente de Liberación Nacional, abreviado todo como FALN-FLN.

1966 – 8 Jul. Con un grupo de militares cubanos Luben Petkoff desembarca en las playas de Tucacas, (Edo. Falcón) y se dirigen a las montañas falconianas. Venían entre otros los cubanos Ángel Frías, José Bouza y Arnaldo Ochoa, quien años después, siendo General de División, fue ejecutado por órdenes de Fidel Castro.

1966 – 18 Jul. Fidel Castro en persona despide a otro destacamento cubano de guerrilleros con destino a Venezuela, para dar apoyo a sus aliados guerrilleros venezolanos. En su arenga de despedida Fidel Castro señalaba como enemigo al Ejército de Venezuela al tiempo que los cubanos gritaban: “patria, socialismo o muerte, venceremos” que provocaron enfrentamientos continuos entre la guerrilla, incluso la urbana y el Ejército hasta fin de año.

1967 – 1 Mar. Una célula de las FALN secuestra a Julio Iribarren Borges, ex director del Instituto Nacional de los Seguros Sociales, y hermano del canciller Ignacio Iribarren Borges. Fue hallado muerto el 11 de marzo motivando la suspensión de las garantías constitucionales. El 6 de marzo en declaraciones al diario Granma de La Habana, el guerrillero Elías Manuitt Camero admite la autoría de las FALN sobre el asesinato de Iribarren. El suceso generó un fuerte rechazo en la opinión pública, incluyendo a varios militantes comunistas y por eso el 13 de marzo, Fidel Castro arremete en un discurso contra el PCV por considerar que tenía intenciones de cesar hostilidades contra el Gobierno venezolano y pactar la paz. Dos días más tarde, el PCV replicó sus declaraciones..

1967 – 8 May. Se produjo la invasión en Machurucuto. Su principal misión era entrenar a la guerrilla ubicada en Los Andes venezolanos para tratar de derrocar al presidente Raúl Leoni y así Fidel Castro poner en su lugar a un títere suyo para obtener los recursos venezolanos y con ellos financiar la intervención cubana en la Guerra Fría (EE.UU. Vs. Unión Soviética). En aquel intento junto a los cubanos estaba el hoy diputado por el Edo. Falcón Fernando Soto Rojas quien en el año 1977 marchó al Medio Oriente para sumarse como hizo Illich Ramirez, (El Chacal), como combatiente a la Resistencia Palestina. En la invasión estuvieron entre otros, los cubanos Antonio (Tony) Briones, Manuel Gil Castellanos, Del Toro,Tomassevich, García Planas, Borges y Pedro Cabrera Torres.

1968 – El enfrentamiento y captura del barco cubano “el Alecrin” y todo ello sin olvidar la mismísima presencia del “Che” Guevara en las guerrillas venezolanas, de donde salió despavorido porque según sus mismas palabras “en aquella vaina todos quieren mandar”

1969 – Como producto de la política de pacificación del gobierno de Rafael Caldera, los grupos guerrilleros habrían tomado una actitud de repliegue y de incorporación al debate democrático de Venezuela.

1972 – Integrantes de las FALN ejecutarían el secuestro del empresario Carlos Domínguez Chávez (El Rey de la hojalata) por el cual se pagaría por vez primera un rescate en Venezuela.

1974 – Dic. 29 Se restablecen las relaciones diplomáticas entre Cuba y Venezuela, rotas desde 1961.

1976 – Feb. 27 Un grupo de siete guerrilleros armados con ametralladoras llevan a cabo el secuestro del industrial norteamericano de la Owens Illinois William Frank Niehaus. El país quedó impactado pues hacía tiempo que no sucedía un secuestro de un personaje de tal nivel. Corría el primer gobierno de Carlos Andrés Pérez, el cual resultó afectado políticamente, pues suponían que los grupos revolucionarios que pudieran existir para ese año ya no estaban en una de guerrilla urbana.

1989 – Feb. 2 Con motivo de la llamada “Coronación” de Carlos Andrés Pérez por su segundo mandato, viene por segunda vez a Venezuela Fidel Castro. La fusión de la economía venezolana con la cubana era su única esperanza para mantener su proyecto comunista en Hispanoamérica en un momento en que la Unión Soviética le estaba retirando el apoyo económico que por décadas había mantenido al régimen castrista. Fidel llegó a Venezuela con más de 300 personas. Este excesivo séquito que supuestamente venía a proteger a Castro, en realidad tenía una función logístico-militar, trayendo armas en su equipaje el cual no fue revisado por la aduana venezolana siguiendo órdenes superiores y cuya finalidad no era otra que apertrechar y fortalecer la insurrección en Venezuela siendo su primera manifestación “El Caracazo”

1989 – Feb. 27 Se produce el “Caracazo” El castrismo había logrado su primer intento de desestabilización y derrocamiento.

1992 – Feb. 04 Fallida intentona de golpe de Estado liderada por un teniente coronel infiltrado por el comunismo, siguiendo directrices de Cuba, en las FF.AA. Su nombre Hugo Chávez Frías que logró apoyo popular debido al deterioro de la situación social y el aumento de la corrupción administrativa. Por cierto el mayor argumento para que ingresase en la Escuela Militar fue que “jugaba bien al beisbol”

1992 – Nov. Segundo intento de Golpe de Estado durante el cual los golpistas llegaron a bombardear algunos edificios públicos como el Palacio de Miraflores, el Ministerio de Relaciones Exteriores, y el Aeropuerto de La Carlota. La intentona fue nuevamente un fracaso.

1999 – Hugo Chávez gana las elecciones presidenciales. De esa manera el castro-comunismo se instaló, en Venezuela hasta nuestros días generando odios y miserias

 

Deudas con la juventud por Vladimir Villegas – Venepress – 12 de Febrero 2018

1518424760_Vladimir_Villegas_(1).jpgLa juventud venezolana sufre en carne propia uno de los peores momentos de Venezuela. La pobreza ha tocado la puerta de millones de jóvenes

Hoy se conmemora un aniversario más de la Batalla de la Victoria, escenificada en 1814, en la cual un nutrido contingente de jóvenes seminaristas, a cuya cabeza estaban José Félix Ribas y Vicente Campo Elías dieron, un paso importante en la ruta de la independencia al derrotar a los realistas dirigidos por José Tomás Boves.

Desde 1947, gracias a una decisión de la Asamblea Nacional Constituyente, se estableció el 12 de febrero como Día de la Juventud, en reconocimiento al arrojo y la valentía de esos muchachos que se jugaron la vida por el sueño de una patria libererada del yugo
español.

El 12 de febrero ha sido, es y será un día para la exaltar la rebeldía de la juventud venezolana. En distintas ocasiones, desde que fue instituida esta fecha, los jóvenes han reclamado sus derechos, y la respuesta del Estado en no pocos casos ha sido la represión.

Fui protagonista de movilizaciones en mis tiempos de liceísta y estudiante universitario en días como hoy. Muchos de quienes ahora son gobierno también protestaban por lo mismo: falta de dotación en las instituciones educativas, desempleo juvenil, la arbitraria recluta y otra formas de represión y abusos.

Hoy la juventud venezolana sufre en carne propia uno de los peores momentos de Venezuela. La pobreza ha tocado la puerta de millones de jóvenes, incluso profesionales, que se ven obligados a abandonar el país en busca de un mejor destino lejos de la tierra que los vio nacer. Otros insisten en lograr su sueño aquí, bien porque no quieren irse o bien porque se les ha cerrado esa posibilidad por distintos factores. Las cada vez más frecuentes y dolorosas despedidas en aeropuertos y mucho más en terminales de autobuses son el reflejo de la falta de opciones y de la clara percepción de que no existe para los jóvenes que se van la perspectiva de un futuro a corto o mediano plazo en su tierra natal.

Pero lo cierto es que hoy incluso el derecho a la vida está devaluado. Los muchachos son las primeras víctimas de la violencia y la delincuencia. Al igual que ayer, pareciera que ser joven es un delito, y si es un joven pobre, pues el delito es doble .

Los jóvenes que pasan a engrosar las filas de la delincuencia llegan a ese mundo incluso en plena niñez. Son víctimas y victimarios al mismo tiempo, y su destino termina siendo una vida corta, que culmina de forma violenta, como ha sido su existencia .El Estado, con su inoperancia e ineptitud, les truncó la posibilidad de tener una vivencia distinta. También las carencias en el hogar hacen lo suyo, por la ausencia de la figura paterna y no pocas veces de la materna.

La terrible situación del país, provocada por la nefasta política económica del gobierno, sostenida de manera terca e irresponsable, ha hecho mella en la juventud y en sus sueños. Al igual que en el pasado, la juventud ha estado presente en la lucha social y política en demanda de cambios y en defensa de los derechos del pueblo venezolano, consagrados en la Constitución de 1999, y vulnerados por quienes tienen el poder en sus manos y se olvidan de que ayer eran los antecesores de esos muchachos que hoy están inconformes con el actual estado de cosas.

Hay decenas de jóvenes presos por razones políticas. Algunos sometidos a tratos crueles y degradantes, y casi todos víctimas de violaciones al debido proceso. Debemos pensar en ellos, no olvidarlos, y brindarles alguna forma de solidaridad. Hablar del Día de la Juventud sin siquiera recordar que hay jóvenes presos políticos es un contrasentido.
De Igual forma es necesario ponernos en sintonía con lo que ocurre en las cárceles venezolanas,donde miles de muchachos, presos comunes, son tratados como animales,en medio de terribles, asquerosas e infernales condiciones de reclusión. Algunos seguramente son culpables de los delitos que se les imputa. Otros no. Pero tanto culpables como inocentes no tienen acceso a la justicia oportuna y a la preservación del derecho a la vida y a la integridad física, obligación ineludible del Estado venezolano.
Estamos en deuda con la joven generación. Le hemos fallado. Tenemos la obligación de dejarles un mejor país, con instituciones que funcionen, donde soñar con una vida mejor tenga sentido porque puede hacerse realidad. Estamos muy lejos del sueño de libertad y justicia de quienes siendo muy jóvenes se alistaron para enfrentar las tropas realistas y contribuir a derrotar el colonialismo español.

Las horas más oscuras por Antonio A. Herrera-Vaillant – El Impulso – 8 de Febrero 2018

Churchill.jpg
“Las horas más oscuras”, representa la osada actuación del Primer Ministro británico Winston Churchill y los conflictos internos de la política inglesa al tener que enfrentar, casi desarmados, la amenaza real de ser invadidos – por primera vez desde 1066 – por las avasalladoras tropas de Adolfo Hitler.

La obra es en extremo pertinente a la realidad que hoy atraviesa Venezuela: Resaltan las intensas y honestas controversias sobre si negociar una precaria convivencia o resistir a ultranza. Controversias que superó un líder empecinado en luchar hasta el último aliento, consolidando el sentimiento nacional en una resistencia numantina frente al totalitarismo implacable.

Churchill fue un líder que entusiasmaba, inspiraba, o generaba resistencias colosales, no había con él simples tibias simpatías. Sus fuertes posturas – partiendo de principios fundamentales y con profundo apoyo social – marcaban a todos el camino a seguir.

Allí resultaron decisivos la osada imaginación y la suerte providencial, al rescatar a las tropas británicas atrapadas en Dunquerque con una flotilla de barcos civiles, con la fortuna de tener cielos encapotados durante toda la operación, sin que la aviación nazi pudiese atacarlos.

Al final queda claro que para superar una amenaza implacable hace falta una conjunción de factores: Confianza y fe absoluta, clara dirección, y contar gente dispuesta defender hasta la muerte los valores fundamentales de una nación.

No faltará quién en Venezuela señale que aquí no se identifica un Churchill. Cierto, pero tampoco tenemos enfrente a un Hitler y un disciplinado aparato militar alemán. Al adversario no hay que subestimarlo, pero mucho menos sobrestimarlo.

Estamos en una coyuntura histórica en la que la pretendida dictadura está asediada por todos los frentes, pierde apoyo en cada día que pasa, y depende de unas fuerzas armadas donde solo una exigua minoría es cómplice de la dominante pandilla delictiva. Sus fraudulentas maniobras electorales son tiros por la culata que intensifican su aislamiento.

Es absurdo pensar que un tenaz y mayoritario sector democrático, que lleva casi 20 años irreductiblemente impidiendo que aquí se consolide una tiranía totalitaria, se vaya a ahogar llegando a la orilla.

Ante quienes no se cansan proyectar un movimiento democrático dividido y desilusionado, hay que repetir la célebre consigna de Franklin Roosevelt: “Lo que más hay que temer es al propio temor”; junto con la reciente y acertadísima expresión del sabio padre Luis Ugalde: “El estado de ánimo del venezolano puede cambiar en una semana”.

¿Marketing morboso en Venezuela? por Luis José Uzcátegui – Gentiuno.com – 4 de Febrero 2018

unnamed-3.jpg
Cuenta la historia que en el siglo XVI un político de origen aragonés Rodrigo Borgia se convierte en el papa Alejandro VI, y que para llegar y luego mantenerse en la cúspide del poder de la jefatura de la Iglesia Católica, desato una estrategia de mercadeo tan escabrosa y vil que todavía este proyecto genera cierto grado de alucinación por imitarlo en mucho de los gobernantes y políticos en el siglo XXI.

Rodrigo Borgia, no escatimó saberes para empaquetar dos dimensiones del marketing y utilizarlas sagazmente. Conociendo muy bien el mercado en aquella época del Renacimiento, identificó las apetencias y desenfrenos de sus amigos y enemigos y no sólo les ofrecía servicios a través de promesas de riquezas y posicionamiento, cuando era necesario, también entregaba productos, incluyendo a su hija Lucrecia Borgia a quien prostituyó.

Epoca de los Borgia
El target era muy concreto, algo similar a las sugerencias de los programas modernos de marketing político, no necesitaba considerar al pueblo que hoy es llamado sociedad civil, el foco de trabajo eran amigos y rivales políticos y del poder. Las técnicas de “investigación de mercado”, similar a lo que sucede en la actualidad, le indicaban a donde tenía que dirigir las prácticas de asquerosidad humana. Este papa, que desató un gran conflicto entre el poder secular y espiritual de la iglesia, al conocer a su “electorado”, nunca iba en contracorriente. El producto lo diseño muy bien: Ofrecía, compraba, regalaba, engañaba, corrompía, humillaba, ensalzaba con el único objetivo de no ser defenestrado. Las “técnicas de venta” para mercadear su imagen y su mandato fueron impecables: Grandes festines, comilonas, orgias que combinaba con actos crueles, homicidios y ejecuciones para amarrarse al poder también a través del terror. Y para cerrar un buen proyecto de marketing, la “publicidad política” o propaganda la sustentaba en el “boca a boca” (en esa época no virtual) y también de vez en cuando lanzaba edictos.

Los tiempos han cambiado, ahora se tienen hasta “cibercandidatos”, pero el marketing morboso está más en boga que nunca, se puede segmentar el mercado y saber a quienes se les va a destrozar su condición humana con mentiras, amenazas, chantajes y ayudas para hacerlos más miserables y llevarlos inclusive a los estados mentales de “indefensión aprendida” descrita por el brillante psicólogo Martin Seligman. Con nuevas herramientas, modernas estrategias, la tecnología de la comunicación y de las redes sociales se convierte fácilmente a millones de ciudadanos en seres torpes, desconfiados, humillados o súbditos de la desgracia (por ejemplo, se logra la “fidelidad del votante”). Un claro ejemplo de Marketing morboso es la pasión de “asesores políticos” y políticos de hablar de una especie de “segmentos neardenthales”: Grandes grupos de pobladores que son estigmatizados como ignorantes en política o “estúpidos”, si no están de acuerdo por ejemplo con las vilezas en las negociaciones y los resultados. Inteligentemente la sociedad civil a través de las redes sociales cuestiona fuertemente la falta de estrategia y táctica, pareciese que ni se preparan para negociar ni para resolver lo que sucede una vez que se inicia la batalla. Y qué decir de ese marketing indispensable, que ¡nunca ha existido! Indispensable para venderle a los venezolanos por parte de los negociadores opositores los resultados de las reuniones. Sin duda que sería lo que los expertos llaman marketing de guerra (warmarketing) por lo complejo de la situación, pero entonces la pregunta y la respuesta… La pregunta: ¿Para qué se autoerigieron en negociadores sino no saben comunicar y vender resultados? y la respuesta -muy humillante para el pueblo venezolano-: “Es lo que hay”.

La sociedad venezolana percibe que han convertido la negociación en un producto tipo burla, desfachatez, cinismo arrogancia y que los negociadores pretenden venderse como productos impolutos en una nación donde sus habitantes están sufriendo como pocos humanos en el mundo. Y más de un improvisado, sin entender los procesos mentales y efectos del sufrimiento en el cerebro del sapiens, alegremente niega lo nefasto del marketing morboso y vocifera que las discrepancias simplemente son segmentos de la oposición que se atacan…

Venezuela protesta que se vayan todos
Al final la realidad del momento es que los políticos de oposición y negociadores han reforzado lo llamado “negativismo del mercado político”, los ciudadanos desconfían de todo y de todos, situación nada fácil pero que abre un nicho gigantesco de posibilidades para desarrollar programas exitosos de marketing.

A propósito de marketing, se avecina un taller titulado “Ganar elecciones sin tener candidato”, con planteamientos de gran modernidad para entender la situación de Venezuela. Describe el marketing que se viene desarrollando en el país desde hace años y presenta soluciones para salir de la trampa política con modelos de marketing sustentados en las redes sociales, marketing 3.0 y el cerebro social del siglo XXI. El profesor Samuel Villegas ( savillegas@innovationhackinglab.com) es el constructor de este maravilloso programa y entrenamiento.

Luis José Uzcátegui
Médico psiquiatra y antropólogo

Discurso de incorporación como Individuo de Número de la Academia Nacional de la Historia de Dr. P. Luis Ugalde, s.j. – 25 Enero de 2018

Denuncia contra Diocleciano por Héctor Silva Michelena – Blog Polis – 28 de Enero 2018

Unknown-1.jpegLa Gran Persecución. Así llaman los historiadores a la persecución desatada por Diocleciano contra la Iglesia y los cristianos, entre los años 303 y 313 d.C. Se calcula que durante su gobierno los cristianos alcanzaron a ser de 6 a 7 millones. El imperio estaba en aprietos por la presión de los barbaros. Este emperador lanzó  “La gran persecución” (303 d.C). Se ordenó que las iglesias y los libros sagrados de los cristianos se destruyeran por completo, a esto se debe la perdida de los archivos y bibliotecas de la Iglesia. Después, se mandó encarcelar a todos los jefes cristianos. Por último se ordenó que todos deben ofrecer sacrificios a los dioses.

Número de Víctimas: Es difícil dar un número de víctimas. El historiador inglés del siglo XVIII Edward Gibbon arroja un máximo de 2.000 víctimas cristianas durante la Gran Persecución (303-313) y supone un estimado total de 4.000. Hoy día los historiadores más solventes suponen unas cifras de algunos miles (seguramente menos de 10.000) en todo el periodo.

El 13 de enero de 2017,La Asociación Puertas Abiertas, en el diario La Nación, de Buenos Aires, bajo firma de Emilio Cárdenas, los hechos que tienen que ver con lo sucedido el año anterior con las incesantes persecuciones desatadas contra los cristianos Hablamos de la persecución religiosa más intensa de todas las distintas persecuciones que hoy existen. Del pisoteo, entonces, de una de las libertades esenciales del ser humano: la libertad de conciencia.

Lamentablemente hay, entre los 50 países del mundo en los que las persecuciones contra los cristianos fueron las más intensas el año pasado, dos países latinoamericanos: esto es México y Colombia, que ocupan los lugares 41° y 50°, respectivamente de ese sórdido listado. A ellos suman, en un informe especial de este año, al gobierno de Venezuela.

El presidente de la República, Nicolás Maduro se pronunció este lunes sobre el polémico sermón ofrecido ayer por el monseñor Víctor Hugo Basabe, obispo de San Felipe, durante la misa de bienvenida de la Divina Pastora a Barquisimeto. Durante la presentación de la Memoria y Cuenta ante la Asamblea Nacional Constituyente, el primer mandatario nacional señaló que se trata de un grupo de la iglesia católica que está lleno de “maldad, de veneno, de odio”, .Y aseguró que ““A esta gente nadie los escucha, nos llamaron ‘peste’, nadie cree en estos diablos con sotana, nosotros amamos al Dios creador, amamos a la Divina Pastora”. También aseguró que, con estas declaraciones, los máximos representantes de la Iglesia quieren “generar enfrentamientos entre los venezolanos, violencia, muerte, exclusión, persecución, como sucedió durante la guarimba.

En su discurso, repleto de las palabras más soeces de que dispone el vocabulario criollo, se refirió a los incidentes acaecidos el domingo pasado en la procesión de la Divina Pastora, cuando la gobernadora de Lara, Carmen Meléndez, y los militares que estaban en una tarima fueron desalojados por la feligresía. En una evidencia más del control que ejerce sobre poderes genuflexos, llamó a la Fiscalía, a la Contraloría y al TSJ a “revisar las homilías” del arzobispo de Barquisimeto, monseñor Antonio López Castillo, y del obispo de San Felipe, Víctor Hugo Basabe, que celebraron misas durante la procesión de la Divina Pastora en la capital del estado Lara, para “verificar si cayeron en delitos de odio”. Este es el “delito” de los prelados López Castillo y Basabe: clamar por el fin del hambre y la corrupción.

Cuando el presidente venezolano se adentra en temas religiosos en cuando más se nota su delirante ignorancia. Tampoco disimula su poco conocimiento del Derecho: claramente pide investigar condenando de antemano. Además, esta acción es ilegal debido a que, de acuerdo con la Constitución, es competencia del Parlamento ejercer contraloría sobre el Poder Ejecutivo.

Una nota en El Nacional web, del 15 de enero, se informa que el presidente Nicolás Maduro ordenó este lunes la investigación al monseñor López Castillo y al obispo  Basabe, de la Diócesis de San Felipe, en el estado Lara, por supuestos delitos de odio. El primer mandatario se refirió a las palabras de Basabe quien, el domingo durante la homilía de la Divina Pastora en Barquisimeto (Lara), calificó a las personas afectas al oficialismo como “peste”. Dando paso a su pulsión de represalias, instó al Fiscal General, al Defensor del Pueblo y al Procurador de la República a “revisar” sí las palabras emitidas por el Obispo de San Felipe corresponden a “verdaderos delitos de odio que pretenden generar enfrentamientos, violencia, muerte., exclusión, persecución…”.

Recordemos que el 14 de enero, en la Homilía en Santa Rosa, día de la Divina Pastora, una fiesta religiosa multitudinaria, de 2017, el Arzobispo Castillo dijo: “Yo como Pastor siento un dolor muy grande porque ustedes no tienen comida ni medicina, porque se mueren niños y ancianos por falta de medicamentos…la mayoría de nuestro pueblo no creemos en el comunismo socialista fracasado que ha llevado al país a la miseria…yo no callaré jamás, hablaré siempre por el bien común del pueblo. Debemos respetar la Constitución para que no sea parcializada como muchas veces se hace” dijo el prelado durante la Homilía en Santa Rosa.

Y este año, el Arzobispo López Castillo, doctor en teología y filosofía, durante esa misma festividad religiosa, dirigió unas palabras por Venezuela durante la eucaristía, y enfatizó que el pueblo de Venezuela clama por comida y medicinas, petición que hizo a la Patrona de Almas, como también se le conoce a la virgen. Grupos de personas obsequian mandarina a los caminantes, quienes se aglomeran alrededor del camión de mandarinas. En ese punto, monseñor López Castillo repitió la petición, a viva voz: “¡Queremos comida! ¡Abajo los corruptos!”, palabras que fueron aplaudidas por los presentes y fueron cortadas por las televisoras regionales.

La GN y milicianos reprimieron la procesión en el cruce de la avenida Morán con Venezuela, pero cuando llegaron los milicianos y funcionarios de la Guardia Nacional, los presentes en la procesión empezaron a lanzarles conchas de naranjas y potes de agua. Los militares se retiraron del lugar. El Gobierno Nacional ha rechazado las declaraciones, sin embargo la Conferencia Episcopal Venezolana, ha conservado sus palabras. Por ello aquí el mensaje integro de la Homilía de monseñor Basabe.

Explicó el Obispo que” Dentro de las múltiples acepciones del vocablo iglesia, quizás la más significativa es la de congregación de cristianos que estamos unidos por el bautismo. La procesión entonces también constituye Iglesia, porque a ella concurrimos los cristianos en asamblea, para expresar y fortalecer la fe”. Y denunció la búsqueda de comida, el deterioro extremo de la salud pública, la alta desnutrición de los niños y la ideologización en la educación. Corresponde a las autoridades civiles del Estado ejercer su poder efímero, limitado y subordinado al pueblo de Venezuela, para buscar las soluciones pertinentes y luego rendirnos cuentas, aquí en la Tierra. Corresponderá al Supremo Creador decidir si los invita o no al Banquete Eterno.

“El gobierno reacciona porque hemos tocado conciencias”, y agregó: “ratifico lo dicho y me da mucha tristeza que el presidente mienta tan olímpicamente delante de todo un pueblo y diga cosas que no dijimos. En mi homilía no hubo incitación al odio ni a la confrontación, ni a una guerra civil. El gobierno reacciona porque hemos tocado conciencias; los obispos estamos llamados a hacer forjadores de paz y generar esperanza lo cual implica denunciar la injusticia, y no nos dejamos ganar por el miedo ni tapamos la mentira. Llamamos al pueblo y pedimos a la Divina Pastora ayudarnos a combatir la peste de la indiferencia. Estamos tranquilos: la verdad es de los valientes y el culillo es gratis”.

El presidente de la Conferencia Episcopal Venezolana, monseñor José Luis Azuaje, afirmó que las homilías que causaron escozor en el gobierno están apegadas a la doctrina teológica y se amoldan a la pastoral social de la Iglesia. Argumentó que “El problema es que el gobierno, a través de la ANC, no acepta las críticas y reflexiones que pueda hacer el pueblo a las cosas que no funcionan. La Ley contra el odio es para los ciudadanos que no están de acuerdo con lo que sucede en el país, es violatoria de los derechos humanos. En un país donde casi nada funciona ¿por qué tenemos que callarnos? Hay que hablar en función de las correcciones y de rectificar las políticas erradas derivadas del modelo económico y político”.

El primer vicepresidente de la CEV, monseñor Mario Moronta, consideró que las amenazas de Maduro son una afrenta contra todo el Episcopado y la Iglesia. Dijo que las homilías fueron del conocimiento público y, por tanto, no hay nada que investigar. Y concluyó: “No van a encontrar en ningún momento ningún llamamiento al odio, ninguna invitación a la violencia, como en efecto sí lo podemos ver en muchas de las expresiones que incluso ayer se dijeron”. Los obispos afirmaron que el pueblo rechaza los hechos en los que murieron el comisario Oscar Pérez y otros críticos del gobierno. El presidente de la CEV dijo que recaban información de las organizaciones de derechos humanos: “Hay mucho dolor y familias involucradas”.

En un comunicado emitido el 16 de enero en la tarde por la Presidencia de la CEV, la Iglesia rechazó las amenazas contra los obispos López Castillo y Basabe. Denunciaron que Maduro tergiversó el mensaje de monseñor Basabe “con el objetivo de hacer ver que los obispos incurren en delitos. La verdad de lo que sucede en el país ha quedado evidenciado en las homilías pronunciadas ese día. El aval de esto lo han confirmado los miles de feligreses presentes en la misa en la avenida Venezuela que, con sus gestos, certificaban lo que escuchaban”. La CEV indicó que los obispos señalados por Maduro cuentan con el respaldo de toda la Iglesia que peregrina en Venezuela “ante cualquier acción que ponga en peligro su integridad de vida y su libertad de pensamiento y de acción”.

Dijo Aristóteles: “Si no quieres estar en política, en el ágora, y prefieres quedarte en tu vida privada, luego no te quejes si los bandidos te gobiernan”. Este es el resultado de la actitud conformista y resignada, de quienes quieren vivir de las dádivas, regalos y el subsidio de gobierno, anzuelo para capturar voluntades y el voto popular.

Aprópiate del lema de Juan Pablo II en su segunda visita a Venezuela: ¡Despierta y reacciona, es el momento!

Un caudillo con la cara pintada por Carlos Alberto Montaner – El Universal – 9 de Agosto 1998

Carlos-Alberto-MontanerA Venezuela le está saliendo un caudillo. Los caudillos le salen a las sociedades como los golondrinos le salen a la gente en los sobacos. Y salen por las mismas razones: una severa infección que aflora en un punto del cuerpo cuando las defensas están bajas. El caudillo venezolano se llama Hugo Chávez y se hizo muy famoso en 1992 cuando organizó un golpe militar contra el gobierno legítimo de Carlos Andrés Pérez. El golpe fracasó, pero el intento bastó para hacerlo tremendamente popular entre muchos venezolanos. A las 72 horas de la asonada castrense, de acuerdo con las encuestas de la época, 65 por ciento de la población adulta decía respaldar al golpista. Hoy, a los seis años de aquella sangrienta aventura, Hugo Chávez amenaza con convertirse el próximo presidente de Venezuela, pero no para mantener las instituciones del país, sino para llevar a cabo la mítica revolución radical de izquierda, utilizando para ello los recursos del Estado de Derecho. Algo parecido a lo que Hitler y Mussolini hicieron en los años treinta en sus respectivas naciones.

Se servirá de los procedimientos democráticos para disolver el Parlamento y gobernar a su antojo por decreto. Naturalmente, hundirá al país en el horror y la violencia, pero eso es algo que la mayor parte de los venezolanos hoy son totalmente incapaces de percibir. Están demasiado entretenidos en luchar contra la inflación, el desempleo y la inseguridad ciudadana para preocuparse por la defensa de las libertades.

Sufren y con razón la nostalgia de aquellos tiempos gloriosos en que un dólar valía cuatro bolívares, mientras ahora les cuesta quinientos. Tienen demasiada rabia contra los políticos y funcionarios corruptos, y demasiada indignación contra la ineptitud de la burocracia estatal, para detenerse a pensar en que Chávez, lejos de resolver los problemas del pais, los agravará cruel e  irresponsablemente, aunque solo sea porque en su cabeza violenta y cuartelera no hay otra cosa que ideas insensatas extraidas de la mitología revolucionaria latinoamericana de mediados de siglo. En un país que se muere de estatismo, Chávez aumentará el perímetro del Estado. En una sociedad  agredida durante décadas por absurdos controles económicos, Chávez multiplicará los cerrojos y limitará aún mas las libertades políticas. En una nación en la que el Estado de Derecho es casi una ficción, este presidente carapintada sustituirá cualquier vestigio de constitucionalista que quede en pie por su omnímoda voluntad. “Cual es nuestra Constitución?”,  se preguntaba en los años treinta el doctor Hans Frank, nazi notorio. Y enseguida se contestaba: “Nuestra Constitución es la voluntad del Führer”.

*La Constitución de los venezolanos será la voluntad de Chávez. El caudillismo es eso: una abdicación de la soberanía popular, una transferencia de poderes*

Cómo saldrán los venezolanos de este atolladero? Por supuesto, muy magullados. Basta leer cuidadosamente los discursos de Chávez en La Habana, publicados en el periódico Granma, y los elogios que Castro le propina, para comprobar que este hombre no tiene la menor idea sobre cómo los pueblos crean riqueza y cómo la destruyen.. Si gana las elecciones, una vez instalado en Miraflores, en el mejor de los casos se comportará como Salvador Allende -un caotizador de izquierda- y en el peor, intentará hacer una revolución de corte estalinista semejante a la de su admirado vecino cubano. En ambas situaciones movilizará a sus partidarios y los encuadrará en formaciones cuasi militares para defender la revolución, arriesgándose a un peligroso enfrentamiento con el Ejército, donde siempre habrá algún Pinochet dispuesto a sacar los tanques a la calle para liquidar violentamente a quienes pongan en peligro la hegemonía de las Fuerzas Armadas. Esto es gravísimo. Los militares venezolanos pueden ser devastadores si se disponen a matar. Hace años le pregunté a un general de ese pais como habían controlado en el “caracazo” los motines callejeros de la capital todavía recuerdo con cierto escalofrío su respuesta torva y sin emociones “raspamos a mil c.d.m. en una noche”, dijo mientras aplastaba su cigarrillo en el cenicero con un gesto displicente. Así, innecesariamente, puede acabar este absurdo drama: millares de venezolanos “raspados”, extirpados como verrugas por personas violentas de uno y otro bando que han sido incapaces de encontrar fórmulas para solucionar pacíficamente sus conflictos.

Hay maneras, todavía, de impedir esta catástrofe? Sí, si las fuerzas democráticas fuera capaces de pactar la gran coalición de la libertad, pero no sería honrado forjar esa alianza solo para derrotar a Chávez en las urnas. Eso sería mezquino. Habría que proponer un plan realista y serio que les demuestre a los venezolanos que la respuesta a sus males está en la democracia y en el Estado de Derecho, y no en la acción de los caudillos fascistoides. No solo se trata de salvar a Venezuela del daño que en el futuro puede hacerle Hugo Chávez. *El objetivo también es salvar a Venezuela del daño que le han hecho en el pasado otros venezolanos que llegaron al poder sin la cara pintada*

Camarada por Nelson Castellano Hernández – Noticiero Digital – 6 de Enero 2018

Pasaron años montando el tinglado, Adán el hijo mayor, servía de enlace entre la Habana, su hermano infiltrado en las Fuerzas Armadas, encapuchados universitarios, viejos izquierdistas fracasados y descendientes de comunistas. Hijos resentidos de secuestradores, ex-asaltantes de bancos y guerrilleros colombianos… todos camaradas.
Como cobardes terroristas esperaban el momento propicio para atacar… por la espalda… por sorpresa; dentro de un sistema democrático que les hubiera permitido actuar públicamente. Ellos sabían que carecían de argumentos estructurados, para representar una opción convincente; necesitaban un golpe publicitario y la exaltación de las armas, para impactar el inconsciente colectivo… conscientes de que solo triunfarían por vía emocional.

Lo demás es historia, Chávez fue una opción que se apoyó en un malestar general, que había debilitado un sistema perfectible. Presentó un mensaje primario, destinado a manipular rencores, envidias y deseos de venganza.

Jamás pensó en construir un país o elevar su población, por el contrario, someterlo y reducirlo a la más vil dependencia.

Fueron diversos los intereses que lo acogieron: los “reconcomiados”; los que pensaron que podrían dominar al monstruo y dirigirlo, los que conocían sus verdaderas intenciones y compartían los planes de Fidel con el Foro de Sao Paulo.
Existieron los ilusos; los que sufrían por sus utopías perdidas; los que vieron la oportunidad de hacer negocios acercándose al régimen y aquellos a quienes se les alimentó odio y resentimiento.

Los que obtuvieron armas y motos, para controlar zonas y barrios; puestos al servicio del proyecto castro –chavista, esos contaron con impunidad para organizar sus bandas. A los militares comenzó poniéndolos donde había… y una vez “embarrados”, manipularlos a su antojo. Estos últimos, pronto dejaron la Patria de lado e instalaron sus propios “negocios”, a fin de enriquecerse lo más rápido posible… todos uniformados de rojo… camaradas.

Los camaradas ahora son ministros, miembros del TSJ, del CNE, controlan PDVSA, la distribución de la luz, la gasolina, los medios de comunicación, el arco minero, las divisas, todas las empresas expropiadas. Monopolizan la importación de comida, medicinas, papel y armas.

Son banqueros, aseguradores, contrabandistas, traficantes de droga, expertos en empresas de maletín, en triangular importaciones y depósitos bancarios ¡en el extranjero camarada! A todos ellos les importa poco la democracia, el bienestar del pueblo o el futuro del país.

Hay camaradas para todos los gustos, desde los que beben licores anejos, se visten de marcas y utilizan relojes de oro, hasta aquella que se siente muy a gusto con los privados de libertad… intima de los Pranes. El que perdió la vida por atormentar sus escoltas; los que utilizan damiselas pre-pago y hasta un imbécil que me escribe, creyendo insultarme por mis escritos.

Otros están en lo suyo; la prensa internacional denuncia que exministros y testaferros de políticos del Gobierno presidido por Chávez, recibieron comisiones ilegales superiores a 2.000 millones de euros, por intermediar a favor de compañías extranjeras en adjudicaciones de PDVSA. Dinero que fue ocultado en Andorra y luego enviado a paraísos fiscales como Suiza o Belice, a través de una intrincada red destinada a ocultar los fondos.

La paciencia internacional tiene sus límites y los corruptos empiezan a caer, muchos nombres aparecen en las listas de sancionados por los EEU y Canadá. Otros nombres aparecerán en un anunciado listado europeo.

En Madrid han sido detenidos miembros de la red, se señalan a los ex -viceministros de Energía de Venezuela Nervis Villalobos y Javier Alvarado; también un primo de un expresidente de PDVSA y además se investigan las cuentas ocultas del magnate venezolano de los seguros Omar Frías, cuyos depósitos alcanzaron los 586 millones de euros.

Ante el escándalo que se avecina, luego de 19 años en que los camaradas tenían “rueda libre”, para llenaron los bolsillos; Maduro decidió preparar su reelección lavándose la imagen y sacrificando a antiguos socios de Chávez. De esta manera eliminaba uno de sus rivales para la silla de Miraflores.

Las baterías se enfilaron contra el ex presidente de PDVSA Rafael Ramírez, hombre de confianza de María Gabriela Chávez, quien fue destituido como representante de Venezuela ante la ONU y desapareció del radar. El hombre puso sus barbas en remojo, ante la detención de Eulogio Del Pino y Nelson Martínez, sus sucesores en el Ministerio de Petróleo y la estatal Petrolera… y de su primo Diego Salazar.

Mientras tanto como lo afirmó Eva Gollinger, chavista de “uña en el rabo” e incondicional defensora de la revolución bolivariana: “los verdaderos mafiosos siguen en el poder”.

Por lo que podemos concluir que en esta “pelea de perros”, para el régimen los camaradas chavistas son corruptos y para el clan de los Chávez los maduristas son traidores.

El lumpen bolivariano, vive con abundancia, son camaradas boliburgueses, son testaferros de Diosdado, Tareck, Maduro o Cilia. Bailan y cantan mientras gracias a ellos, se pierden vidas inocentes en Venezuela; por hambre, falta de tratamientos médicos y bajo las balas de los camaradas colectivos.

Son los zares de la comisión, de la “tajada”, la corrupción roja y el mercado negro de divisas. Responsables de este doloroso despeñadero, han condenado al pueblo a vivir en la oscuridad, sin transporte y hurgando en la basura.

Miserables traidores de la Patria quienes, engañando al pueblo, se convirtieron en rastreros de los Castro y sus planes de expansión. El otrora camarada revolucionario es ahora pura escoria chavista, los reyes del compadrazgo, del abuso de autoridad, del atropello y de la represión… como tal pasaran al basurero de la historia.

Son los constructores de la “Venezuela Surrealista”, un país arruinado con una de las mayores reservas petroleras del mundo. Un país de gente formada, muertos de hambre gracias a la escasez de productos y la inflación galopante; donde el reposero de PDVSA, gana muchas veces más que, cualquier profesor de las universidades autónomas venezolanas.

Destructores de una república que era ejemplo democrático en la región, con una sociedad permeable y donde progresar era una realidad. Donde los supermercados te ofrecían una variedad extensa de productos, donde podías vivir de tu sueldo, comprar una casa y un carro.

En ese país con buenas universidades, teatros y orquestas, el venezolano tenía una familia unida, que nacía, crecía y moría dentro de sus fronteras. Fue arrasado por una escoria de expertos en malversación y por el saqueo insaciable de los recursos del Estado.
Pero los camaradas no saldrán “lisos”, las denuncias de Ortega Díaz los alcanzarán. Las denuncias ante la Comisión de Defensa de los Derechos Humanos de la ONU, por delitos de lesa humanidad, también.

El camarada de hoy dispara contra su pueblo, le niega el derecho a protestar y a exigir sus derechos, se ha convertido en un asesino. Encarna un proceso anti-histórico del desarrollo de la humanidad.

No establece diferencias, es un virus que ataca la sociedad, al ciudadano y a los países. Cuando alguien te llame así ¡protégete! Y protege a Venezuela; date la vuelta y corre en dirección contraria, entona el Himno Nacional… el patriotismo es el único antídoto que existe.

Ex Cónsul de Venezuela en París
Presidente de Venezuela-Futura, Francia

Huyendo de pesadillas por José Toro Hardy – 14 de Noviembre 2017

Unknown.jpegQuisiera hablar hoy acerca de una amenaza fundamental que nos afecta como nación … es una crisis de confianza. Es una crisis que golpea nuestros corazones.

Creíamos que éramos una nación rica. Que la naturaleza había dotado a Venezuela de tierras fértiles, de agua en abundancia, de recursos naturales de todo tipo, en particular de inmensas reservas de petróleo.

A lo largo del Siglo XX Venezuela pudo disfrutar de una etapa de paz enriquecedora. Tuvimos, sí, dictaduras. Sin embargo, aunque cueste reconocerlo, comparadas con otras de la región fueron relativamente benignas.

El maná abundante de petróleo que nos cayó del cielo definió el curso de la vida nacional. Podemos analizar la influencia de ese petróleo en tres etapas diferentes.

En una primera y prologada fase, el petróleo fue una bendición. Su efecto benéfico cambió la vida de los venezolanos. Logramos en un tiempo asombrosamente corto lo que otros tardaron siglos en alcanzar. De ser el país más pobre de Latinoamérica pasamos a ser el más rico. Acabamos con el paludismo, la tuberculosis, la difteria e infinidad de otras enfermedades endémicas y epidémicas que diezmaban a la población. Pasamos a tener tasas de mortalidad y expectativas de vida similares a la de las naciones desarrolladas. Levantamos un país moderno, lo electrificamos y construimos una de las represas más grandes del mundo. Erradicamos el analfabetismo. Sembramos escuelas, liceos y universidades por todas partes. Desarrollamos autopistas, carreteras, caminos vecinales. Construimos aeropuertos, puertos y servicios públicos que llegaron hasta los más apartados rincones del país.

Ya para 1947 Venezuela era el cuarto país del mundo con mayor Renta Media per cápita, sólo superado por EEUU, Inglaterra y Francia. El Bolívar venezolano y el Franco Suizo fueron las monedas más sólidas del mundo, más que el dólar norteamericano. Teníamos la menor tasa de inflación del planeta. De hecho, entre 1920 y 1980, Venezuela fue la economía del mundo que más creció.

Durante esa etapa la característica más relevante del petróleo fue la estabilidad de sus precios. Los venezolanos podíamos planificar y sabíamos hasta dónde nos alcanzaba la cobija.

La segunda fase de nuestra historia petrolera se inicia en la década de los setenta. En esos años los precios del petróleo comenzaron a dar bandazos al ritmo de recurrentes conflictos en el Medio Oriente. Cuando los precios se disparaban, como ocurrió a raíz de la Guerra del Yom Kippur y el Embargo Petrolero Árabe, los venezolanos nos indigestamos de tanto dinero. Creíamos tener a para Dios agarrado por las chivas. Nacionalizamos el petróleo y fuimos capaces de manejarlo admirablemente bien. De lo que no fuimos capaces fue de administrar bien los ingresos que nos proporcionaba ese petróleo.

A cada aumento brusco de los precios seguía una caída igualmente brusca. Nuestra economía se volvió una montaña rusa. Pensamos entonces, junto con la OPEP, que la solución era reducir la oferta para que los precios subiesen.

Pero la economía venezolana nunca más volvió a recuperar la vitalidad sostenida de los años anteriores. Nos consolábamos pensando que estábamos construyendo una sólida democracia.

Y llegamos así al Siglo XXI donde se produjo un cambio trascendental en el impacto de los hidrocarburos sobre la sociedad. De ser una bendición, el petróleo se transformó en una maldición, en el excremento del diablo como lo previó Pérez Alfonzo. Muchos de los males que creíamos erradicados para siempre están regresando.

En manos de una dirigencia populista, dogmática y corrupta, los ingresos petroleros más altos de la historia dejaron de ser un instrumento para un desarrollo económico y social sustentable y pasaron a ser una fuente para financiar una ideología e imponer un exhaustivo control político a la nación. Nos fuimos por el despeñadero de la peor crisis económica del Hemisferio Occidental.

Hoy impotente y con el corazón destrozado -como el de tantos padres- observo a mi hija menor marchándose. La nuestra era una nación a la cual todos querían venir a sembrar sueños. Hoy es un país del cual todos se quieren ir huyendo de pesadillas.

A %d blogueros les gusta esto: