elecciones7Oenbilbao

Punto de encuentro de Venezolanos votantes en Bilbao

Archivos por Etiqueta: Alimentación

Un documento muestra negocios irregulares entre extitular del Min. de Alimentación y un empresario sirio por Maibort Petit – Venezuela Política – 8 de Septiembre 2019

Un documento, filtrado a este blog, ilustra las denuncias sobre negociaciones irregulares supuestamente habidas entre el ex-titular de la cartera de Alimentación y el millonario contratista de empresas estatales venezolanas, Naman Wakil
A través de una red de empresas de maletín que replica a compañías de alimentos de Brasil y de sus relaciones con altos funcionarios del Ministerio de Alimentación y agencias gubernamentales, el empresario Naman Wakil, estructuró una supuesta red de corrupción que le ha permitido ganar millones de dólares a expensas del erario público y de las necesidades del pueblo venezolano. Un documento, filtrado a Venezuela Política, refiere el contrato complementario o adendum a una orden de compra de 40 mil toneladas métricas (TM) de pollo por USD 74.800.000 por parte de la Corporación de Abastecimiento y Servicios Agrícolas (La CASA), a una de las compañías de Wakil, a saber Perdigao Agroindustrial S.A., el cual sirve para ilustrar las denuncias acerca de los negocios irregulares que se han venido formulando desde diferentes instancias contra quien es uno de los proveedores de alimentos favoritos de la administración chavista.
La estrategia de Wakil y su red de empresas consistiría en la compra de comida a punto de vencimiento —y hasta en ocasiones podrida, a decir de  fuentes internas consultadas bajo compromiso de anonimato— que luego es vendida al gobierno venezolano con gran sobreprecio.
Dos fuentes consultadas refieren que el exministro de Alimentación, Carlos Osorio es, presuntamente, una ficha indispensable para dar cumplimiento a esta trama de corrupción, pues desde sus altas posiciones en los despachos del ramo, habría amparado las operaciones irregularidades cometidas por Naman Wakil y sus empresas. De hecho, al poco tiempo de abandonar la cartera de Alimentación, fueron detenidos varios funcionarios acusados de enriquecimiento y manejo arbitrario de alimentos en Abastos Bicentenario, entre quienes se encuentran el presidente y la administradora de la Corporación Venezolana de Alimentos (CVAL), Heber Aguilar y Bárbara Neidi Figueroa, así como la presidenta de la Red de Abastos Bicentenario S.A, Bárbara González, dependientes del despacho que dirigió el general chavista[1]. La Asamblea Nacional declaró en 2016 la responsabilidad política de Carlos Osorio por la crisis alimentaria que vive el país[2].
El medio web Cuentas Claras Digital, que ha investigado ampliamente este asunto y lo ha dado a conocer a través de diferentes entregas, informó el 19 de abril de 2016 que Naman Wakil supuestamente pagó USD 5 millones 850 mil a Jesús Tomás Marquina Parra y Néstor Enrique Marquina Parra, cuñados del general Carlos Osorio Zambrano, por facilitar la compra de 40.000 toneladas de carne por parte de la Corporación CASA cuando Osorio estaba al frente del despacho de Alimentación. Los familiares del alto funcionario habrían recibido la presunta coima a través de una empresa de maletín registrada en Panamá. La cancelación del soborno se habría hecho mediante ocho pagos realizados entre diciembre de 2012 y junio de 2013 por la firma JA Comercio de Géneros Alimenticios, cuyo dueño es Naman Wakil, a Viltas Company SA, la empresa registrada en Panamá por los hermanos de la esposa de Carlos Osorio.
Cuentas Claras precisó que la compra se concretó a un precio de USD 3.200 por tonelada que totalizaban USD 128 millones, de los cuales la empresa que suministró la carne solamente percibió USD 52 millones, es decir, unos USD 1.300 por tonelada de una carne vendida como de primera calidad aunque al momento de la venta ya estaba vencida. Los USD 76 millones correspondientes al sobreprecio habrían ido a parar a las arcas de Naman Wakil luego de restar el porcentaje presuntamente destinado a los cuñados de Osorio[3].
Las irregularidades comenzaron a tener su máxima expresión a partir de que Petróleos de Venezuela S.A. a través de su empresa filial Bariven asumió lo que el gobierno dio en llamar la “soberanía alimentaria”, pero que en realidad habría pasado a ser un gran foco de corrupción ante el cual poco o nada se ha hecho a pesar de las múltiples denuncias provenientes desde diferentes frentes.
Entre finales de 2007 y febrero de 2008, Bariven se propuso importar 41.719.087 toneladas métricas (TM) a través de la Corporación de Abastecimiento y Servicios Agrícolas (CASA) y de la propia filial petrolera en el contexto de la emergencia alimentaria decretada por el gobierno nacional. Entre noviembre de 2007 y julio de 2008, Bariven compró y pagó 1.057.531 toneladas de comida por USD 2.248 millones, pero en octubre de 2008 sólo se habían recibido 266.571 toneladas métricas, equivalentes a solamente 25 por ciento de la adquisición. Además, de esta cantidad se distribuyeron únicamente el 14 por ciento, a saber 143.866 TM de alimentos vía PDVAL, sin que se tuvieran noticias acerca del destino del resto de la comida, informó el portal Transparencia Venezuela[4].
Se negociaron 4.200 toneladas de carne bovina que nunca llegó a Venezuela, lo que significó un desfalcó al país de USD 21,48 millones que se ejecutaron a través de anticipos cancelados por transferencias de USD 10,92 millones y USD 10,92 millones que no se ampararon con las fianzas o garantías exigidas por las leyes.
Además, un informe de gestión de PDVAL permitió conocer que Bariven compró 597.000 toneladas de alimentos en 2008, pese a que solamente tenía capacidad para distribuir 191.000 toneladas y se carecía de la capacidad de almacenaje en los puertos de Venezuela. Así se gestó el caso que se conoció en Venezuela como el escándalo de Pudreval en alusión a los alimentos descompuestos importados por la filial petrolera[5].
El exdiputado y exgobernador de Aragua, Carlos Tablante, también ha documentado estas denuncias en el libro “El Gran Saqueo: Quiénes y cómo se robaron el dinero de los venezolanos” escrito a cuatro manos junto a Marcos Tarre en 2013 y alertó sobre los supuestos delitos cometidos por Naman Wakil en una sección titulada “Trece millones de dólares en mortadela”.
Tablante informó acerca de las investigaciones abiertas por el Ministerio Público en contra de Wakil “y sus oscuros negocios con altos funcionarios del régimen como proveedor de alimentos”. Refiere que el expediente de la averiguación, identificado con el número 318350-2016, comprende “una lista de empresas utilizadas para las supuestas negociaciones fraudulentas que habrían causado un grave daño al patrimonio público: Dicom de Venezuela C.A., Atlas Systems Canda Ins C.A., Atlas Systems International Inc. C.A., Frigorífico Quatro Marcos C.A., Syronics de Venezuela C.A., Kelviana Group International C.A., All Food Universal Corp C.A., Michi Foods C.A., Doux Frangosul Agro Avicola C.A.”.
Carlos Osorio demandó a Tablante y a los diputados Ismael García y Carlos Berrizbeitia por daños morales a raíz de sus denuncias en su contra y por las averiguaciones emprendidas por la Asamblea Nacional[6].
Adendum de orden de compra por pollos a Brasil
El 3 de marzo de 2009, la División de Cárnicos y Lácteos de la Corporación de Abastecimiento y Servicios Agrícolas (La CASA), ente adscrito al Ministerio del Poder Popular para la Alimentación suscribió el Adendum de la Orden de Compra-Venta Mercal identificada con el código DCL-111-3/2009 del Punto de Cuenta número 00041 de fecha 9 de febrero de 2009.
Por La Casa estampó su firma el presidente de la corporación, Rodolfo Clemente Marco Torres, titular de la Cédula de Identidad número V-8.812.571, mientras que la empresa Perdigao Agroindustrial S.A. estuvo representada por su apoderado Naman Wakil, portador de la Cédula de Identidad V-12.954.535.
Este contrato complementario era para la compra 40 mil toneladas métricas (TM) de pollo entero beneficiado (cajas de 16 a 18 kilogramos) a un costo de USD 1.870 por TM para un monto total de USD 74.800.000.
El pago debía realizarse a través de transferencia bancaria contra presentación de la copia de los documentos respectivos. El vendedor se comprometió a cancelar el 0,5 por ciento del monto total contratado al comprador en referencia a lo establecido en la Ley de Contrataciones Públicas aprobada en la Gaceta Oficial N° 360.130 de fecha 25 de marzo de 2008 que estipula en su artículo 44 las condiciones para contratación. Específicamente el numeral 14 refiere que “Queda establecido el compromiso de responsabilidad social”, dado según punto de cuenta N° 25 de abril de 2008. Para la cual deberá presentar declaración jurada en el cual se compromete a dar cumplimiento al compromiso de Responsabilidad Social.
Los alimentos provenientes de Brasil se recibirían un 60 por ciento en el puerto de Puerto Cabello y el restante 40 por ciento en el puerto de La Guaira.
Sobre Perdigao Agroindustrial S.A.
El portal Open Corporates informa que Perdigao Agroindustrial S.A. es una empresa registrada en Panamá el 26 de abril de 2007 bajo el número 564949. Su estatus actual es vigente. El agente registrador es Mata & Pitti, mientras que en el actualidad el directorio está conformado por José Francisco Castrellón (presidente-director y suscriptor), Aracelly Maribel Olmos (secretaria-director y suscriptor), y Fimia Gissel Meléndez (tesorero-director)[7].Todas estas personas se incorporaron al directorio de la compañía el 13 de junio de 2018.
Entretanto, Panamá Companies dice que Perdigao Agroindustrial Group Inc. es una compañía constituida en Panamá bajo la figura de Sociedad Anónima, bajo el número de registro 592157. Su estatus actual es vigente. El directorio de la firma está conformado por Naman Wakil, quien es su presidente y director; Ingrid Sayech (esposa de Naman Wakil) es la vicepresidenta, directora y tesorera; Elías Sarraf es secretario y director; Istme A Internacional S.A. es suscriptora; Azurero Inversionista S.A. es suscriptor; el agente registrador es Marcela Rojas. La representación legal de la empresa recae en el presidente y en su ausencia, en la vicepresidenta[8].
Sobre esta empresa, Cuentas Claras Digital refiere que fue creada por Naman Wakil como clon de una compañía brasileña de nombre similar que en la actualidad se encuentra en problemas y agrega que un banco de Curazao le paralizó un pago de USD 12.790.000 correspondientes a la importación de varias toneladas de embutidos comprados por Casa de Venezuela a Perdigao Agroindustrial S.A. de Brasil en razón a que la operación era sospechosa, según refiere Carlos Tablante en su libro anteriormente citado[9].
De Naman Wakil
Naman Wakil, de acuerdo al portal del Consejo Nacional Electoral (CNE), ejerce el sufragio en la Unidad Educativa Colegio San Antonio de Macaracuay, parroquia Petare, municipio Sucre, estado Miranda.
Poderopedia[10] indica que Wakil es un empresario de origen sirio que reside en Venezuela desde los años ’70, habiéndose iniciado como comerciante ambulante vendiendo relojes falsos. Agrega este portal que este hombre “creó una red de empresas para estafar al Estado venezolano, según lo develado por una investigación del portal Cuentas Claras Digital. Su modus operandi: adquirir mercancía de las proveedoras de alimentos —carne y pollo, principalmente— próximos a vencerse, a bajo costo, para luego revenderlo, con sobreprecio, al Ministerio de Alimentación, a través de empresas de maletín creadas con nombres idénticos a los de las verdaderas proveedoras”.
Indica Poderopedia que Wakil se hizo de millonarias ganancias, mantiene propiedades en Miami, al tiempo que su nombre figura en los Papeles de Panamá al haber recibido asesoría del bufete Mossack Fonseca para la constitución de compañías en paraísos fiscales.
Cuentas Claras Digital en una nota titulada “Las redes de corrupción del general Carlos Osorio, ex ministro de Alimentación”, fechada el 25 de mayo de 2016, informa que Naman Wakil supuestamente se hizo millonario a raíz de sus relaciones con altos funcionarios del gobierno venezolano y de los negocios irregulares llevados a cabo con estos a expensas del erario público.
La reseña refiere que su fortuna, “calculada en más de 400 millones de dólares en un solo banco, proviene del saqueo orquestado contra las instituciones públicas encargadas de importar los alimentos de los venezolanos” a través de una trama urdida en 2007 que se mantiene en la actualidad, destinada supuestamente a defraudar cientos de millones de dólares al estado venezolano en presunta complicidad con altos funcionarios del ministerio de Alimentación y de la Corporación de Abastecimientos y Servicios Agrícolas (CASA).
Se informa que Wakil registró 12 empresas de maletín en Panamá en las cuales figura como presidente y directivo con nombres casi idénticos a los de legítimas compañías dedicadas a la exportación de alimentos de Brasil. Esta red de compañías le habría permitido llevar a cabo millonarias negociaciones con CASA y otros organismos públicos venezolanos, convirtiéndose en uno de los proveedores favoritos de la administración chavista.
Cuentas Claras Digital agrega que en contexto de esta práctica, Wakil constituyó el 3 de agosto de 2009 en Panamá la empresa Corporación de Abastecimiento y Seguridad Agroalimentaria SA, (CASA) en la que figura como presidente-director, una firma clon de la estatal venezolana.
La estrategia de constituir empresas de fachada con nombres similares a compañías brasileñas sería la base de la trama de corrupción urdida por Wakil para llevar a cabo sus presuntas estafas, para dar a creer la idea de que las estatales venezolanas llevan a cabo adquisiciones directas con las empresas de Brasil lo cual disminuiría los costos. La realidad, por el contrario, es que las compras se hacen mediante un intermediario que son las empresas espejo.
La información precisa que este empresario compra carne o pollos a precios con grandes descuentos a las empresas brasileñas que luego vende con sobreprecio a la Corporación CASA. Estos alimentos adquiridos por Wakil tienen un bajísimo costo en razón de que es mercancía con fecha de caducidad próxima y de muy baja calidad. Al recibir los pagos inflados de la corporación venezolana, cancela a los verdaderos proveedores de Brasil supuestamente embolsillándose los dólares del sobreprecio que cambia en el mercado negro obteniendo gigantescas ganancias con el diferencial cambiario.
La investigación de Cuentas Claras Digital refiere que Naman Wakil “registró en 2009 en Sao Paulo, Brasil, la empresa Michi Foods-Producao, Comercio, Distribuicao, Importacao e Expotacao de Alimentos Ltda, con un capital de 100 mil dólares. Figuran como socios María Clara Maluta de Melo y la empresa panameña All Food Universal Corp cuyo presidente y director es Naman Wakil (…) Con CASA clonada, la empresa registrada en Brasil y la veintena de empresas-espejo panameñas, Wakil y sus cómplices tenían el tinglado completo. Movieron y lavaron cientos de millones de dólares haciendo múltiples transferencias entre las cuentas de unas y otras en paraísos fiscales hasta ocultar el origen del dinero”.
Los millones de Wakil
Las investigaciones refieren que Naman Wakil realizó transferencias por un total de USD 6 millones a favor de dos cuñados del exministro Carlos Osorio en tiempos en que este ejercía como ministro de Alimentación. De este alto funcionario los Papeles de Panamá refieren que supuestamente es poseedor de una fortuna de USD 400 millones, de acuerdo a lo que revelaría correos filtrados del despacho de abogados panameños Mossack Fonseca. Este bufete habría creado al menos nueve empresas de fachada y varios fideicomisos para Wakil en respuesta a una solicitud formulada por el gerente a cargo de sus cuentas en Citigroup de Miami, Víctor Olivo.
La reseña dice que el empresario tiene multimillonarios bienes con los cuales Mossack Fonseca asegura su solvencia financiera, entre los cuales figuran una propiedad ubicada en Biscayne Bay, Coconut Grove, Miami, así como acciones mayoritarias en varias compañías entre las que figuran Obelisk Global S.A., Conferencee S.A. y Wakil Properties.
Cuentas Claras Digital cita una nota de The Charlotte Observer y McClatchy DC titulada “Bancos estadounidenses ayudan a sus mejores clientes a encontrarle camino a cuentas Off Shore” en la que se refiere que en 2015 el gerente del Citigroup, Victor Olivo, citado líneas arriba, pidió al despacho de abogados panameño para un cliente rico importante con una fortuna de USD 400 millones e intereses comerciales en Carolina del Norte y Miami, para reducir su deuda tributaria en Estados Unidos y proteger sus bienes de los acreedores. La propuesta de Mossack Fonseca fue la creación de los fideicomisos y empresas offshore para Naman Wakil.
Agrega la publicación que un año después, Wakil se vio incurso en la trama que lo relacionaba a un general venezolano en una supuesta estafa de contratación que le habría permitido hacerse de USD 76 millones.
La nota que hace referencia a los manejos de las instituciones bancarias para ocultar los activos de los clientes políticamente expuestos, refiere las supuestas relaciones entre Wakil y el exministro Osorio quien controlaba la agencia estatal de distribución de alimentos CASA. Se agrega que la esposa de general de nombre Iraida, es hermana de los dos hombres a quienes presuntamente Wakil pagó para garantizar un contrato del gobierno para comprar carne de vacuno.
La publicación se remite a la investigación de Cuentas Claras Digital en la que se señala que Naman Wakil en 2012 supuestamente compró 40.000 toneladas de carne brasileña con un descuento en razón de que esta estaba próxima a su fecha de caducidad, pero la facturó al gobierno venezolano a precios normales obteniendo, presuntamente, una ganancia irregular de USD 76 millones. Carlos Osorio ha negado tener relación con estos hechos[11].
Las empresas espejo
Aparte de la ya reseñada Perdigao Agroindustrial Group Inc., Maman Wakil está o estuvo detrás de otras empresas que son espejo, clon o réplica de compañías brasileñas dedicadas al ramo alimenticio.
All Food Universal Corp. es una empresa de estatus actual vigente registrada en Panamá el 5 de diciembre de 2007, bajo el número 594198. El agente registrador de esta Sociedad Anónima es Marcela Rojas. En el directorio figuran Naman Wakil (presidente-director); Ingrid Sayegh como vicepresidenta, directora y tesorera; Elías Sarraf como secretario y director; como suscriptores figuran Azurero Inversionista S.A. e Istme A Internacional S.A. La representación legal de la ejerce el presidente y en su ausencia el vicepresidente[12].
Bajo el número 592201 se registró el Panamá el 21 de noviembre de 2007 la empresa Atlas Systems International Inc, cuyo estatus actual es vigente. El agente registrador fue Marcela Rojas. El directorio está conformado por Naman Wakil (presidente-director); Georges Hneich (vicepresidente-director-tesorero); Elías Sarraf (secretario-director); como suscriptores figuran Azurero Inversionista S.A. e Istme A Internacional S.A. La representación legal es del presidente y en su ausencia la ejerce el vicepresidente[13].
Quatro Marcos Ltda SA fue registrada el 21 de noviembre de 2007 en Panamá bajo el número 592309. Su estatus actual es activo[14].
Doux Frangosul Agro Avícola Industrial SA es una empresa registrada en Panamá el 6 de agosto de 2009, bajo el número 671359[15].
M & V Trading International Inc fue registrada en Panamá el 21 de noviembre de 2007 bajo el número 592210[16].
Frigorífico Concepción SA fue registrada en Panamá el 18 de noviembre de 2008 bajo el número 641642. Su estatus actual es activo[17].
Otras empresas de Naman Wakil serían, de acuerdo a lo informado por Cuentas Claras Digital, Alimentos Universal Trading Inc y Frigomerc SA, Ad ´Oro SA y Frigorífico Agrofrio SA.
Entretanto, el portal Archibunker[18] refiere que Naman Wakil posee en Panamá All Food Universal Corp, fundada el 5 de diciembre de 2007. El número de folio es 594198. Posición: director-presidente; Atlas Systems International Inc, número de folio 592201. Posición: director-presidente. Fundada el 21 de noviembre de 2007; Perdigao Agroindustrial Group Inc, registrada el 20 de noviembre de 2007. Número de folio 592157. Cargo: director-presidente; Alimentos Universal Trading Corp, creada el 21 de noviembre de 2007. Número de folio: 592189. Cargo: director-presidente; M&V Trading International Inc, registrada el 21 de noviembre de 2007. Número de Folio: 592210. Posición: director-vicepresidente-tesorero; Quatro Marcos LTDA S.A., fundada el 21 de noviembre de 2007. Número de folio: 592309. Posición: director-presidente; Frigorífico Concepción S.A. fundada el 16 de noviembre de 2008. Número de folio: 641642. Cargo: director-presidente. Capital Social: USD 20.000; Doux Frangosul Avícola Industrial S.A., fundada el 6 de agosto de 2009. Número de folio: 671359. Cargo: director-presidente. Capital Social: USD 20.000; Frigomer S.A., constituida el 31 de agosto de 2010. Número de folio: 710957. Cargo: director-vicepresidente. Capital Social: USD 20.000; AD’Oro S.A. registrada el 6 de septiembre de 2010. Número de folio: 711606. Cargo: director-vicepresidente. Capital Social: USD 20.000; y Frigorífico Agrofrío S.A. Número de folio: 711634. Cargo: director-vicepresidente. Capital Social: USD 20.000.
El mismo portal informa que Wakil es propietario en los Estados Unidos de las siguientes compañías: En Miami, Florida, Wakilisimo LLC[19] bajo el número L10000020009. Cargo: Director. Fecha de Registro: 22-02-2010; también en Miami está Viscaya 602 LLC[20], bajo el número L11000126715. Cargo: Director. Fecha de registro: 07-11-2011; en Miami, Tequesta 607 LLC[21], registrada el 21 de mayo de 2009 bajo el número L09000049521; en Miami, Tequesta Three Unit 1806 Enterprises LLC[22], registrada el 11 de febrero de 2008 bajo el número L08000015021. Cargo: Director; en Miami, Capital Sins LLC[23], registrada el 1° de noviembre de 2010, bajo el número L10000063463el 14 de junio de 2010. Cargo: Director; en Miami, Wakil Properties LLC (Branch)[24], registrada el 1° de octubre de 2010, bajo el número de identificación fiscal 26-2278812. Cargo: Director; en Gastonia, Carolina del Norte, la firma Wakil Properties LLC[25], registrada el 23 de marzo de 2008, bajo el número 1033934. Cargo: Director.
El ex-ministro Carlos Alberto Osorio Zambrano
El portal Dateas informa que Carlos Alberto Osorio Zambrano, es titular de la Cédula de Identidad número V-6.397.281 y se le ubica en la parroquia Santa Lucía, municipio Paz Castillo, estado Miranda[26].
Ejerce el voto en la Escuela Básica Estadal Manguito I, parroquia Santa Lucía, municipio Paz Castillo, estado Miranda.
Sobre él la Asociación Civil Control Ciudadano[27] informa que egresó en julio de 1985 de la Academia Militar de Venezuela con el grado de subteniente —Teniente en la actualidad— y con el título de Licenciado en Ciencias y Artes Militares. En su promoción ocupó la posición número 52 entre un total de 139 graduados. En la actualidad ostenta el grado de Mayor General. Presidió la Misión Mercal (2006), fue Superintendente Nacional de Silos, Almacenes y Depósitos Agrícolas (SADA) (hasta 2010), ministro de Alimentación (hasta el 2013), presidente de la Productora y Distribuidora Venezolana de Alimentos (PDVAL), en la Corporación Venezolana de Guayana (CVG), Ministerio para el Despacho de la Presidencia y Seguimiento de la Gestión de Gobierno (2014), jefe de la Región de Desarrollo Integral (REDI) de Guayana (hasta 2015), Presidente de la Corporación de Abastecimiento y Servicios Agrícolas, S.A., (CASA), y nuevamente ministro de Alimentación, coordinador del Estado Mayor contra la Guerra Económica, Jefe de la Región Estratégica de Defensa Integral (Redi) Central (2016), jefe de la Inspectoría General de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, Ministro del Poder Popular para el Transporte (2017).
La Asamblea Nacional lo declaró en 2016 como políticamente responsable de la crisis alimentaria del país. En enero de 2017 la Associated Press publicó que Carlos Osorio es investigado por el gobierno estadounidense por acusaciones de corrupción en la importación y distribución de alimentos. El 3 de noviembre de 2017 fue sancionado por el gobierno de Canadá; el 9 de noviembre de 2017 por el Departamento del Tesoro de Estados Unidos; y el 30 de marzo de 2018 por el gobierno de Panamá. En junio de 2018 fue removido del cargo de Ministro del Poder Popular para el Transporte.
Citas
[1] Panorama. “Privan de libertad a los presidentes de Cval y Abastos Bicentenario por corrupción”. 30 de enero de 2016. https://www.panorama.com.ve/ciudad/Privan-de-libertad-a-los-presidentes-de-Cval-y-Abastos-Bicentenario-por-corrupcion-20160130-0012.html
[2] RunRun.es. “AN aprobó sanción de responsabilidad política para Carlos Osorio y Giusseppe Yoffreda”. 20 de abril de 2016. https://runrun.es/nacional/venezuela-2/258227/an-aprobo-sancion-de-responsabilidad-politica-para-carlos-osorio-y-giusseppe-yoffreda/
[3] Cuentas Claras Digital. “Cuñados de Carlos Osorio recibieron mas de $6 millones por importación de carne para CASA”. 19 de abril de 2016. https://www.cuentasclarasdigital.org/2016/04/cunados-de-carlos-osorio-recibieron-mas-de-6-millones-por-importacion-de-carne-para-casa/
[4] Transparencia Venezuela. “De PDVAL a Pudreval”. https://transparencia.org.ve/project/de-pdval-a-pudreval/
[5] La Vanguardia. “Aparecen miles de contenedores llenos de alimentos podridos en Venezuela”. 22 de junio de 2010. https://www.lavanguardia.com/lectores-corresponsales/20100622/53950727838/aparecen-miles-de-contenedores-llenos-de-alimentos-podridos-en-venezuela.html
[6] Carlos Tablante. “Carlos Tablante: El cinismo del general Osorio”. 14 de junio de 2016. http://carlostablante.com/carlos-tablante-el-cinismo-del-general-osorio/
[7] Open Corporates. Perdigao Agroindustrial S.A. https://opencorporates.com/companies/pa/564949
[8] Panama Companies. Perdigao Agroindustrial Group Inc. https://www.panamaregistry.org/perdigao-agroindustrial-group-inc
[9] Cuentas Claras Digital. “Escándalo en Brasil: JBS, proveedor de Venezuela, exportaba carne podrida”. 20 de marzo de 2017. https://www.cuentasclarasdigital.org/2017/03/escandalo-en-brasil-jbs-proveedor-de-venezuela-exportaba-carne-podrida/
[10] Poderopedia. “Naman Wakil, el empresario que alimentó su fortuna con venta de carne al Estado”. 27 de mayo de 2016. https://poderopediave.org/naman-wakil-el-empresario-que-alimento-su-fortuna-con-venta-de-carne-al-estado/
[11] Cuentas Claras Digital. “Papeles de Panamá revelan fortuna de $400 millones de proveedor Naman Wakil”. 16 de mayo de 2016. https://www.cuentasclarasdigital.org/2016/05/papeles-de-panama-revela-fortuna-de-400-millones-de-proveedor-naman-wakil/
[12] Open Corporates. All Food Universal Corp. https://opencorporates.com/companies/pa/594198
[13] Open Corporates. Atlas Systems International Inc. https://opencorporates.com/companies/pa/592201
[18] Archibunker. Compañías de venezolanos en el exterior Lista # 8. 26 de julio de 2017. https://www.archibunker.org/companias-de-venezolanos-en-el-exterior-lista-8/
[24] Open Corporates. Wakil Properties LLC (Branch). https://opencorporates.com/companies/us_fl/M10000004324
[27] Control Ciudadano. Carlos Alberto Osorio Zambrano. https://www.controlciudadano.org/fanb-y-poder/carlos-alberto-osorio-zambrano

Sinopsis del Informa de la Alta Comisionada de DDHH – CCN – 4 de Julio 2019

Bachelet en Venezuela: Hablan los especialistas en derechos humanos por Indira Rojas y Luisa Salomón – ProDaVinci – 18 de Junio 2019

upload-cec4d00f-53d6-43c7-9e53-616f7a96f338.png

Por primera vez en la historia, un alto comisionado de las Naciones Unidas para los derechos humanos visita Venezuela. Michelle Bachelet estará en Caracas desde el miércoles 19 hasta el viernes 21 de junio de 2019 para evaluar las condiciones del país, que atraviesa una emergencia humanitaria compleja.

La alta comisionada de las Naciones Unidas para los derechos humanos, Michelle Bachelet, anunció una visita a Venezuela desde el 19 hasta el 21 de junio de 2019. Es la primera visita formal de un alto comisionado para evaluar las violaciones a los derechos humanos en el país.

La Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos monitorea las violaciones a los derechos humanos en Venezuela desde 2014. El organismo publicó dos informes sobre las violaciones en 2017 y 2018, y Bachelet hizo un reporte oral este año sobre la situación venezolana. Entre el 11 y 22 de marzo de 2019, un equipo de la Oficina del Alto Comisionado visitó Venezuela para evaluar la situación del país.

La visita de Bachelet es la última fase para completar uno de sus primeros mandatos como alta comisionada: presentar un informe detallado sobre el caso de Venezuela, que deberá entregar la primera semana de julio ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU.

Prodavinci consultó a expertos y defensores de derechos humanos sobre qué debería ver Bachelet para entender la situación del país si tuvieran la oportunidad de compartir unas horas con ella. Los expertos señalaron los principales temas y casos que debería abordar la alta comisionada durante su visita.

Michelle Bachelet es médico cirujana especializada en Pediatría y Salud Pública. Fue la primera mujer presidenta de Chile y ocupó el puesto dos veces (2006-2010 y 2014-2018). Ha tenido varios cargos en organizaciones internacionales: presidió el Grupo Consultivo sobre el Nivel Mínimo de Protección Social (OMS-OIT), fue la primera directora de ONU Mujeres, presidenta de la Alianza para la Salud de la Madre, el recién nacido y el niño; y fue copresidenta del Grupo Directivo de Alto Nivel de la iniciativa Todas las Mujeres, Todos los Niños.

Es la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos desde el 1 de septiembre de 2018. Es la séptima comisionada

“Los derechos humanos son derechos inherentes a todos los seres humanos, sin distinción alguna de raza, sexo, nacionalidad, origen étnico, lengua, religión o cualquier otra condición. Entre los derechos humanos se incluyen el derecho a la vida y a la libertad; a no estar sometido ni a esclavitud ni a torturas; a la libertad de opinión y de expresión; a la educación y al trabajo, entre otros muchos. Estos derechos corresponden a todas las personas, sin discriminación alguna”.

Organización de las Naciones Unidas.

 La caída del consumo de alimentos en Venezuela 2012-2017 – ProDaVinci – 11 de Agosto 2018

El Instituto de Investigaciones Económicas y Sociales de la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB) publicó el trabajo Evolución del consumo de alimentos en Venezuela (1998-2017). Fue elaborado por los economistas Luis Zambrano Sequín y Santiago Sosa. Uno de los elementos más destacables del trabajo es la presentación de cifras de consumo de alimentos. Los cálculos se elaboraron a partir de las Encuestas Nacionales de Seguimiento de Consumo, del Instituto Nacional de Estadística, hasta el primer trimestre de 2015 y se actualizaron hasta 2017 con la Encuesta de Condiciones de Vida elaboradas por la UCAB, Universidad Central de Venezuela y la Universidad Simón Bolívar.

El período 2012-2017 es calificado por los autores como un “desplome del consumo” que se evidencia en caídas de 48% en el consumo de carne de pollo, 68% de pescado y 77% de leche líquida.

Dashboard 1 (2).png

A continuación puede leer el trabajo completo del IIEE:

IIESUCAB Zambrano Sosa Informe Consumo Alimentos 08 2018 by prodavinciredes on Scribd

https://www.scribd.com/embeds/385899080/content?start_page=1&view_mode=scroll&access_key=key-ZhAmZdgy0WBW3BCFeJHT&show_recommendations=true

Early Warning Early Action report on food security and agriculture April – FAO – June 2018

i9061en-1.jpg
The Early Warning Early Action (EWEA) report on food security and agriculture is developed by the Food and Agriculture Organization of the United Nations (FAO) through its EWEA. The system aims to translate forecasts and early warnings into anticipatory action.
This report specifically highlights:
HIGH RISK: Yemen (access constraints combined with spikes in conflict threaten to precipitate an already large-scale humanitarian crisis), South Sudan (early lean season induced by conflict-related disruptions), Democratic Republic of Congo (intensification and spread of conflict to other regions), Sahel (difficult pastoral lean season due to drought impacting food security outcomes), Bangladesh and Myanmar (refugee crisis compounded by the upcoming monsoon season), Ethiopia (erratic long rains forecast potentially affecting meher season), Venezuela (hyperinflation and a declining economy to affect food security)
ON WATCH: Somalia (despite near-average Gu rains forecast, insecurity and flood risks could further exacerbate food insecurity), Nigeria (northeast) (lean season to exacerbate impact of civil conflict on food security), Syria (fighting to aggravate the food security situation in eastern Ghouta and in the northwest), Afghanistan (prolonged dry spells, conflict and cross-border movements), Southen Africa region (dry conditions threatening cereal production prospects), Central African republic (further spread of conflict leading to continued displacement), Sudan (localized dry spells and increased economic fragility), Mongolia (continued impact of localized dzud), Africa fall armyworm (further spread to Egypt and Libya)

Ganar con el hambre en Venezuela por Oriol Güell – El País – 18 de Marzo 2018

Una empresa fantasma de Sabadell logra beneficios millonarios al vender de forma opaca al gobierno de Maduro alimentos básicos destinados a la población más desfavorecida
1521293587_193858_1521294419_noticia_normal_recorte1.jpg
Una empresa fantasma con sede en Sabadell (Barcelona), controlada por un exfuncionario venezolano, ha obtenido millonarios beneficios con la compraventa de alimentos básicos —arroz, aceite vegetal, azúcar, legumbres, leche en polvo…— destinados a la población desfavorecida de ese país. MIR Importació i Exportació SL ha conseguido contratos para vender al Gobierno de Nicolás Maduro hasta dos millones de paquetes de comida procedentes de México y Colombia por un total de 69,8 millones de dólares (56,8 millones de euros) mediante contratos opacos adjudicados a dedo. Venezuela paga por cada paquete a 34,87 dólares, según los documentos consultados, y la empresa logra un margen por unidad de entre el 25% y el 50%, según las distintas fuentes consultadas.

El destino de los alimentos son las conocidas como “cajas CLAP”. Estas cuatro letras son el acrónimo de Comité Local de Abastecimiento y Producción, una controvertida política de reparto de comida a precio subsidiado iniciada por el régimen bolivariano en 2016 para mitigar los graves problemas de abastecimiento e inflación que sufre la población. Tras casi dos años en marcha, sin embargo, los CLAP reciben duras críticas por su mala distribución —no llegan a muchas zonas o lo hacen muy de vez en cuando— y por la mala calidad de algunos productos. Un estudio del Instituto de Ciencia y Tecnología de la Universidad Central de Venezuela, encargado por el medio digital de periodismo de investigación Armando.info, ha revelado que la leche en polvo es en realidad un sucedáneo que incumple los requisitos nutricionales fijados por la propia la normativa venezolana. Los CLAP, además, han sido acusados de fomentar el clientelismo —dependen de comités controlados por personas afines al régimen— y han acabado por convertirse en un colosal negocio de unos 3.000 millones de dólares para lucro de empresas como la de Sabadell y otras con sede en paraísos fiscales.

Factura de uno de los envíos de cajas CLAP por valor de 445.000 dólares.

1521293587_193858_1521294602_sumario_normal_recorte1.jpg
MIR Importació i Exportació fue creada en 2011 por un farmacéutico de L’Hospitalet (Barcelona). Hace dos años, “tras tenerla casi inactiva desde el principio”, este boticario decidió liquidarla. “Cuando fui a hacer los trámites, me dijeron que había una persona interesada en comprarla. Me pagaron los gastos que me había ocasionado y así pude recuperarlos”, recuerda. La operación se cerró en otoño de 2016, justo cuando la política de los CLAP empezaba a despegar.

MIR Importació i Exportació, sin embargo, no tiene trabajadores, ni despacho ni siquiera teléfono propio en España. Todos los datos que figuran en el registro mercantil son de una gestoría de Sabadell. Como accionista y administradora figura una mujer de origen venezolano, vecina de la ciudad, que es hija de la actual pareja del hombre que realmente ha gestionado (al menos hasta fechas muy recientes) el negocio, Juan Vicente Roversi Thomas, que fue director de Proyectos Especiales del municipio de Puerto La Cruz (Estado de Anzoátegui) al menos hasta 2012. Una empleada de la gestoría confirma que esta prestó “varios servicios” a Roversi, pero que ya han dejado de trabajar con él. “Si siguen nuestros datos en el registro mercantil es porque no ha atendido nuestras peticiones”, asegura esta empleada.

EL PAÍS ha tratado sin éxito de ponerse en contacto con Roversi a través de la gestoría y de su entorno familiar. Tampoco los datos que figuran en los documentos de MIR Importació i Exportació en Venezuela permiten acceder a él. En ellos hay dos teléfonos, el de la gestoría de Sabadell y otro de Venezuela que atiende una persona que asegura no saber quién es Roversi. La dirección de correo electrónico no devuelve los mensajes.

Roversi, según personas de su entorno, vive a caballo entre Sabadell y Venezuela. Tras comprar MIR Importació i Exportació, logró una facturación inimaginable para una empresa sin estructura ni experiencia. La sociedad firmó hace un año un contrato con la Corporación Venezolana de Comercio Exterior —organismo estatal que centraliza las importaciones públicas— por 34,8 millones de dólares por un millón de cajas CLAP. El contrato, como el resto de operaciones similares, ha estado rodeado de una gran opacidad.

Según información de la consultora Well Thought Consultants —dirigida por el exministro de Alimentación Hebert García Plaza, que hoy vive en Estados Unidos tras perder la confianza de Maduro y ser acusado de corrupción—, corroborada por otras fuentes, ambas partes acordaron una segunda venta por las mismas cantidades cuando la primera estuviera entregada.

La actividad de Roversi ha dejado un importante rastro en las bases de datos de tráfico marítimo de mercancías. Según los registros de Panjiva, empresa especializada en el comercio internacional, MIR Importació i Exportació envió el año pasado y hasta el pasado enero un total de seis cargamentos desde los puertos mexicanos de Lázaro Cárdenas (en el Pacífico) y Veracruz (Golfo de México) que, tras escala en Panamá, llegaron a Venezuela. Otros nueve envíos salieron de los puertos colombianos de Buenaventura y Cartagena.

Fuentes del sector, sin embargo, aclaran que “los envíos reales pueden ser muchos más, ya que es común el uso de empresas intermediarias para que figuren en los registros”.

UNA FACTURA DE 3.000 MILLONES DE DÓLARES
Mantener una dieta equilibrada se ha convertido en una odisea para millones de venezolanos. Las políticas de Nicolás Maduro han provocado una inflación galopante y problemas de abastecimiento en un país ya muy dependiente de las importaciones. Hace dos años, ante el descontento de la población, Maduro anunció el lanzamiento de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP), que pretendían hacer llegar a los venezolanos comida a precio reducido, preferentemente de origen nacional.

Venezuela, sin embargo, ha tenido que recurrir masivamente a las importaciones para llenar las “cajas CLAP”. El ministro de Alimentación, Luis Alberto Medina, anunció en noviembre que ya han sido importadas unas 100 millones de cajas, cuyo precio por unidad ronda los 30 dólares. Esto supone que Venezuela ha destinado unos 3.000 millones de dólares a una política que ha abierto enormes oportunidades de negocio a personas bien relacionadas, ya que las compras no son transparente ni salen a concurso público.

Ante la enorme factura que los CLAP, Maduro ha prometido en los últimos meses aumentar la producción nacional: “200.000 jóvenes irán al campo a producir alimentos y yo les garantizo todo […], vivienda dónde vivir y educación”, anunció el pasado septiembre.

Tres Platos Solidarios: Investigación, Educación y Acción Comunitaria – Reto Solidaridad – 27 de Enero 2018

jose_maria_bengoa.pngSi tuviésemos que celebrar la vida del Doctor José María Bengoa, definitivamente lo haríamos sentándonos a la mesa para disfrutar de una buena comida, muy nutritiva, no sin antes invitar como comensales a esos niños que hoy comen poquito o no comen nada en Venezuela. Porque este Doctor, tan venezolano como vasco,  se preocupó por la nutrición de nuestro futuro, muchos años antes de que la crisis actual golpeara la mesa de tantas familias.

Supo agradecerle a Venezuela el haberlo recibido cuando, huyendo de la guerra en España, nos escogió como destino de un exilio. Con apenas tres meses en el país, por allá en 1938, José Mari organizó sus macundales y se instaló como médico rural en la población de Sanare, estado Lara. Probablemente en esos dos días de viaje en autobús nunca imaginó que ese, su primer trabajo en la Venezuela generosa que le daba abrigo, marcaría su carrera como médico y le señalaría el rumbo de una especialización que hoy deja un legado invalorable al país y el mundo entero.  

Tres cosas llamaron la atención del recién graduado al llegar a la población larense y comenzar su trabajo en los caseríos. Los niños, todos ellos, eran bajitos. Pensó en un principio era producto de la genética criolla. Pero además esos niños permanecían quietos, excesivamente tranquilos, durante las horas de recreo. Pensó que era por falta de balones, cuerdas de saltar y otros elementos propios de los juegos infantiles. La explicación de las observaciones anteriores, relacionadas y para nada independientes una de la otra, comenzó a armarla cuando le tocó recibir en el dispensario a niños de 1 y a 3 años con dermatitis similar a las quemaduras, hinchados y una tristeza en la mirada que le partía el alma a este médico solidario, muy humano. Hambre, mucha hambre fue el diagnóstico. Colchonetas para alojar a los niños en peor estado y un tratamiento nutricional con estricto seguimiento fue su proceder inmediato, además de educar a las madres acerca de cómo alimentar a sus hijos sacando provecho de lo que poco que tuviesen en casa.

Nacía pues el primero Centro de Recuperación Nutricional, práctica imitada y extendida en todo el mundo. Comenzaba Bengoa una carrera social bellísima en el área de nutrición, impulsando años más tarde estrategias a nivel nacional, porque no era Sanare la única población con hambre. Ya como funcionario de la Organización Mundial de la Salud, puso en marcha el Instituto Nacional de Nutrición de Venezuela, además de fundar la Escuela de Nutrición y Dietética y la revista Archivos Venezolanos de Nutrición. Muchos años han pasado de aquella experiencia rural. Bengoa se despidió del plano terrenal en 2010, quizás ya vislumbrando que el hambre se regaría por todo el territorio de esa Venezuela que tanto amó.

Pero satisfecho debe sentirse al ver su accionar replicado por otras instituciones que no descasan de denunciar la gravísima situación nutricional de nuestros niños, con investigaciones que soportan cada cifra de alerta, y trabajan arduamente en la educación de una población que tiene que hacer magia, literalmente, para garantizar una adecuada nutrición en casa. Y si te inspiras en una obra tan completa y humana como la de este héroe, bien vale la pena hacerle honor y bautizar la organización con su nombre.

La Fundación Bengoa nace en Caracas, Venezuela, en el año 2000, con el propósito de defender el derecho humano de contar con una alimentación y nutrición saludable, así como educar y brindar herramientas para que todos los venezolanos puedan alimentarse bien, en medio de una crisis de bolsillos mega golpeados. Al igual que Bengoa en su tiempo, científicos e investigadores venezolanos, inquietos por la situación nutricional en el país, toman la iniciativa de agruparse y desarrollar acciones para divulgar y promover la importancia de la nutrición saludable. Se avocan a la investigación, siempre actualizando realidades y cifras, y llevan adelante estrategias para aportar soluciones.

El trabajo de investigación de la Fundación ha permitido corroborar que en algunas comunidades de Venezuela la pérdida de peso llega a 14 kilos durante 2017, lo cual supera en más de 2 kilos la pérdida de peso que registró la encuesta Encovi para 2016.  Maritza Landaeta, directora de esta organización sin fines de lucro, no descansa en denunciar que la desnutrición, en el país, se ha disparado de manera alarmante, y deben utilizarse los adjetivos adecuados para describir la situación actual: “Alimentación en emergencia humanitaria”. La especialista se refiere al plato venezolano como un “plato blanco”: no tiene proteína, no tiene vegetales, no tiene colores. El plato de la buena alimentación debe tener colores, porque eso indica un equilibrio de los nutrientes. Eso no se está dando en Venezuela.

El accionar de la Fundación Bengoa ha permitido la intervención nutricional en escuelas y comunidades evaluando el estado nutricional de sus integrantes, y al mismo tiempo formando a padres, madres, procesadoras, a los niños, para que comprendan la importancia de una buena nutrición; va más allá de estar más flacos o gorditos. Un plato equilibrado de comida, al menos una vez al día, se traduce en salud, en prevención de enfermedades mortales, en energía para el trabajo o el estudio, en alegría para esa mirada tristona que veía Bengoa en cada rostro de los niños. Sus proyectos de nutrición comunitaria han permitido servir platos de comida, y orientación nutricional que surge de la realidad económica de cada población: de lo que disponen más, de lo que pueden llegar a comprar.

Estableciendo alianzas con diversas empresas del área de alimentos y salud, han publicado guías gratuitas de acceso libre por la internet (se agrega link al final) y llevado adelante programas puntuales que se traduzcan en un mejor comer cuando los reales no alcanzan y los ingredientes están escasos. Ejemplo de lo anterior es el programa “Mi avena” que, en alianza con una reconocida marca de este ingrediente nutricional, llevó a cabo inicialmente un plan piloto en 13 escuelas públicas del Municipio Zamora (Guarenas-Guaitre), adscritas a la gobernación de Miranda, para ese entonces presidida por Capriles R. Desde entonces han venido dictando infinidad de talleres nutricionales a docentes y madres procesadoras y se han realizado estudios antropométricos a cientos de niños.

Fundación Bengoa es un espacio excelente para el voluntariado nacional e internacional, y por ello abre sus puertas a profesionales y estudiantes que deseen aportar horas solidarias; sumar esfuerzos a la consecución de su gestión social y de su razón de ser: alcanzar la superación de los innumerables casos de desnutrición y mal nutrición a nivel nacional. Si bien la organización desarrolla actividades para garantizar su sostenibilidad, las donaciones son más que bienvenidas, así como la  incorporación de manos solidarias  siempre aplaudidas y recibidas.

Un día el Padre Quintana fue a visitar el Centro de Recuperación Nutricional en Sarare y le preguntó a Bengoa cuándo daba de alta a los niños. Su respuesta fue clara y sencilla: “cuando sonrían, Padre, cuando sonrían”. Unamos esfuerzos con la Fundación que lleva el nombre de este héroe social para que cada mañana sonría un niño más, porque una sonrisa es señal de esperanza, de mejor país mañana, de sociedad solidaria y más humana.

A %d blogueros les gusta esto: