elecciones7Oenbilbao

Punto de encuentro de Venezolanos votantes en Bilbao

Archivos en la Categoría: Noticias

Venezuela: el resultado que muchos temían – Deutsche Welle – 16 de Octubre 2017

AAtzMLZ.img.jpeg
Fue un resultado que muy pocos esperaban, pero muchos temían. El oficialismo se quedó en Venezuela con 17 de los 23 Estados del país. Y podrían ser 18.

Varios encuestadores de renombre afirmaban fuera de grabador que debía darse un resultado exactamente inverso pero favorable a la oposición, y decían que por el efecto de las irregularidades electorales y la presión del aparato chavista -que llegó a tomar lista de asistencia a los comicios de funcionarios, de empleados públicos y de beneficiarios de bolsas de comida subsidiada, y llegó a enviar partidarios para “asistir en el voto” a discapacitados o a personas de edad elevada- la justa electoral iba a terminar empatada. Es decir que oficialismo y oposición se disputarían el triunfo en una elección de final abierto, con aproximadamente 11 gobernaciones cada uno.

Pese al “error” de los expertos de opinión pública en cuanto al resultado final, sí acertaron ciento por ciento en el nivel de participación, superior al 60 por ciento y bastante alto para este tipo de elecciones, un indicio que llevó a no pocos analistas a afirmar que, en realidad, no estaban equivocados cuando hablaban de empate técnico entre chavismo y oposición.

La elección en sí enfrentó desde el vamos muchas denuncias de irregularidades, pero la oposición creía que podía contrarrestarlas con un operativo especial, que bautizó Operación Remate contra el presidente venezolano, Nicolás Maduro.

Se trataba de recrear el espíritu que llevó al contundente triunfo opositor en las legislativas de 2015 de modo de que el apoyo popular permitiera ejercer una presión lo suficientemente fuerte como para evitar las manipulaciones electorales del chavismo.

En un país en el que los principales líderes opositores están inhabilitados o en prisión, se imprimieron boletas confusas y se cambiaron centros electorales a último momento para desorientar aún más a los militantes opositores.

Por eso, la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) desarrolló esquemas de emergencia para intentar acercar a los votantes a los centros de votación que les adjudicaron a último momento. Y creían haber enfrentado con creces el desafío: tal es así que importantes líderes opositores como Julio Borges o Henrique Capriles declararon que sus partidarios habían superado los obstáculos para votar poco antes de que la MUD se atribuyera -sobre las 19 horas de ayer- un triunfo electoral histórico en Venezuela. Pero había nubarrones en el horizonte.

Poco después de las 20 horas locales, la votación había ingresado en territorio desconocido gracias a los centros electorales que permanecían abiertos a pesar de que no había afluencia de votantes. Por eso, la MUD pedía a sus “testigos” (fiscales de mesa), un último esfuerzo para que permanecieran en los centros de votación y no abandonaran el voto de los venezolanos. Fue en vano.

Henry Falcón, gobernador opositor del Estado de Lara, declaró incluso que la Guardia Nacional Bolivariana se había apropiado de centros de votación después de las 18 horas, sin que la autoridad electoral comunicara el cierre oficial de los comicios.

Tras una larga demora, pasadas las 22 locales, Tibisay Lucena, la titular del Consejo Nacional Electoral de Venezuela, daba a conocer los resultados, calificados después como fraude masivo por los opositores y aplaudidos por el chavismo, que habló de una jornada electoral ejemplar y del profundo espíritu democrático de Venezuela.

En realidad, ya antes había signos por doquier de que los comicios podían desbarrancarse. Maduro había declarado muy suelto de cuerpo que las autoridades electorales no eran las que habían convocado la elección de gobernadores, sino la Asamblea Constituyente, elegida en julio pasado en unos comicios muy cuestionados, en los que la propia empresa informática encargada del recuento de los votos acusó al gobierno de inflar el resultado en un millón de votos.

Como si ese no fuera un signo muy evidente de lo que iba a terminar pasando con esta votación, Maduro fue más allá: dijo que los gobernadores que asuman deberían jurar obediencia a la resistida Asamblea Constituyente como condición sine qua non para asumir su cargo.

De este modo, el voto de millones de venezolanos corría el riesgo de resultar en vano, aun si las autoridades electorales reconocían el triunfo opositor en los estados disputados. No hizo falta llegar a tanto: el chavismo arrasó, según el gobierno y las autoridades electorales. Y Maduro puede ilusionarse con que los gobernadores jurarán ante ese resistido organismo. También puede creer que él alcanzó su objetivo real de manipular esta votación para legitimar la resistida Constituyente y dotar de dotar de “nuevas armas a la Revolución Bolivariana” en medio de una crisis galopante.

Pero nadie debería llevarse a engaño. Lo que realmente está sucediendo es que volverán los días de violencia y de protestas masivas en Venezuela y se agravarán las sanciones internacionales, mientras el país avanza hacia la suspensión de pagos de la deuda, lo que aumentará el calvario que sufre el pueblo venezolano por culpa de su dirigencia.

 

CNE chavista otorga 17 gobernaciones a la dictadura y oposición habla de fraude por Orlando Avendaño – Panampost – 15 de Octubre 2017

El régimen chavista ha vuelto a cometer fraude, según la oposición venezolana.
La presidenta del Consejo Nacional Electoral de Venezuela, Tibisay Lucena, apareció a las diez de la noche (hora local) para anunciar los resultados oficiales de las elecciones regionales de este quince de octubre. A pesar de lo advertido, hubo nuevamente sorpresas: el mismo árbitro que impuso la Asamblea Nacional Constituyente otorgó 17 gobernaciones a la dictadura.

Según Lucena, este domingo la dictadura salió triunfante y se impuso sobre la Mesa de la Unidad Democrática, que perdió, al lograr solo cinco gobernaciones. En los principales estados, a pesar de Táchira y Zulia, ganó el régimen de Nicolás Maduro.

unnamed
En los estados Amazonas, Aragua, Barinas, Carabobo, Cojedes, Falcón, Guárico, Lara, Miranda, Monagas, Portuguesa, Sucre, Trujillo, Yaracuy, Delta Amacuro y Vargas se impuso el chavismo sobre la MUD. La coalición opositora, en cambio, solo logró ganar en Mérida, Zulia, Táchira y Anzoátegui. Aún no se define el estado Bolívar.

De esa manera, varias de las gobernaciones más importantes del país ahora pertenecen al régimen de Maduro: Miranda, donde ganó el chavista Héctor Rodríguez y perdió el miembro de Primero Justicia, Carlos Ocariz; en el estado Carabobo salió derrotado el de Voluntad Popular, Alejandro Feo La Cruz, y ganó el excéntrico Rafael Lacava. En Mérida y Táchira, ambos estados andinos, triunfó la oposición. También en Zulia, entidad en la que gobernaba el reconocido oficialista Arias Cárdenas.

Se trataría no solo de la reafirmación de un mapa tiznado de rojo, sino de una victoria popular. De acuerdo con la dictadura chavista, hoy el 54 % de los venezolanos dieron un espaldarazo a Maduro.

Minutos antes del anuncio del Consejo Nacional Electoral, la oposición ya había planteado la posibilidad de que la dictadura cometiese fraude. El jefe del comando de campaña, Gerardo Blyde, aseguró que sus números no iban a coincidir con los de la dictadura. Advertía lo inevitable.

Finalmente, luego de una hora y media de espera, Blyde habló al país. La Mesa de la Unidad Democrática ratificó que se había cometido fraude, aseguraron que no reconocían los resultados y pidió a los candidatos a las gobernaciones “organizar acciones de calles”.

“Debemos decirlo: lo intentamos. Intentamos jugar con las reglas, y con las que nos iban cambiando, pero urge unificarnos en una misma política y criterio común”, dijo el dirigente opositor.

Por último, invitó a todas las fuerzas políticas venezolanos de la oposición, aunque difieran, a volverse a sentar en una mesa para estructurar una nueva estrategia de cara al escenario del fraude.

Esto también se contrasta con la información preliminar que había proporcionado Nelson Bocaranda, uno de los periodistas más reconocidos de Venezuela, en donde aseguraba, por medio de un audio, que la oposición le habría ganado por lo menos 11 gobernaciones al chavismo, esto apartir de información de fuentes cercanas al periodista.

“Se ganó la oposición en el estado Miranda, Lara, Táchira, Mérida, Zulia, Nueva Esparta, Amazonas (…) posiblemente Falcón y Bolívar. Hay una pelea cabeza a cabeza entre Marco Torres [el candidato chavista] y el también echado a perder Ismael García (haciendo referencia al estado Aragua)”.

Según la información del periodista los estados que legitimamente habría ganado la oposición habrían sido Miranda, Táchira, Lara, Nueva Esparta, Falcón, Anzoátegui, Bolívar, Amazonas, Carabobo, Bolívar y Zulia.

 

La oposición venezolana teme un fraude en las elecciones regionales por Alfredo Meza – El País – 16 de Octubre 2017

Gerardo Blyde, jefe de campaña de la Mesa de la Unidad Democrática, afirma que los resultados que anunciará el Consejo Nacional Electoral son distintos a los que ellos tienen

1508091408_072839_1508106641_noticia_fotograma.jpg

Los venezolanos han elegido este domingo a 23 gobernadores de provincia en un proceso marcado por la confusión. A primera hora de la noche la oposición venezolana estaba convencida de que había ganado la mayoría de los Estados en disputa en las elecciones regionales. Pero, repentinamente, cuando la fiesta se preparaba, en el comando opositor comenzaron a aparecer las caras largas. El jefe de campaña de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) Gerardo Blyde, ha afirmado que el Consejo Nacional Electoral (CNE) anunciará unos resultados distintos a los que la oposición tiene. El anuncio de Blyde, quien quiso alertar especialmente a la comunidad internacional, sugiere que el régimen de Venezuela, que controla al órgano electoral, pudiera haber cometido un fraude. “Tenemos serias dudas de los resultados que se anunciarán en los próximos minutos”.

A 72 horas de la votación, el CNE, controlado por el presidente Nicolás Maduro, ha decidido reubicar 201 colegios electorales y enviar a los votantes a centros atestados de electores y con pocas mesas. Los intereses del régimen venezolano, que apuesta por la abstención, se vieron reforzados. Desinformación, enormes filas, máquinas que no servían y una sensación de caos hizo mella en el ánimo de los opositores.

Muchos miembros de la oposición no estaban convencidos de participar en los comicios, que debían haberse celebrado en diciembre de 2016. El régimen controla 20 de las 23 gobernadurías. Durante las protestas ocurridas entre abril y agosto —que dejaron 125 muertos y centenares de heridos— los líderes opositores vendieron la idea de que no abandonarían la calle hasta lograr un cambio de régimen. Para esos ciudadanos, las regionales son un consuelo menor, entre otras cosas porque tienen la idea, muy arraigada, de que es inútil ganar la mayoría de las provincias si Maduro sigue en el poder.

Hasta el mediodía las proyecciones de participación del analista electoral Eugenio Martínez no superaban el 50% del censo con casi la totalidad de las mesas instaladas. No eran buenas noticias para la MUD, la coalición de partidos políticos de la oposición. Para poder ganar la mayoría de las gobernaciones en disputa la MUD necesita una alta participación. Durante toda la mañana sus seguidores han hecho esfuerzos por llamar a votar a sus partidarios a pesar de las dificultades.

La reubicación de los centros electorales, que según el CNE afectaba apenas a 619.159 electores (un 3,42% del registro electoral) es el último de los obstáculos al que se tuvo que enfrentar la MUD en su esfuerzo de encontrar una solución pacífica a la crisis de Venezuela.

Sus principales líderes, Leopoldo López y Henrique Capriles, no pueden participar como candidatos por distintos motivos. López cumple en su casa una condena de 13 años y nueve meses de prisión, mientras que Capriles ha sido inhabilitado para los próximos 15 años por un caso de corrupción. También tienen en contra la brutal campaña del Gobierno, que ha repetido la idea de que los ganadores deberán jurar su cargo ante la Asamblea Nacional Constituyente, el Parlamento chavista controlado por Maduro desde finales de julio que asumió las funciones de la Asamblea Nacional, que controla la oposición.

Casi ningún país de América y Europa ha reconocido esa instancia porque no fue convocada de acuerdo con lo establecido en la Constitución y su elección es cuestionada por fraudulenta.

Supuesto simulacro

Para intentar infundir ánimo a su electorado, la oposición asumió como una victoria la convocatoria de las elecciones a gobernadores. Haciendo gala de su control sobre el CNE, Maduro había postergado su celebración porque los estudios de opinión vaticinaban una derrota histórica. Muchos expertos piensan que se vio obligado a convocarlas para mantener un simulacro de democracia en Venezuela y rechazar la idea de que en el país rige una dictadura. El régimen venezolano y sus principales dirigentes fueron sancionados por Estados Unidos y también se esperan sanciones de la Unión Europea.

Si las proyecciones se cumplen, los candidatos de la oposición podrían controlar 16 provincias, de acuerdo con los cálculos de un estudio de la Universidad Católica Andrés Bello. Sería la primera elección regional en 20 años que no dominan los candidatos del Gobierno. Las gubernaturas se han convertido en bastiones de apoyo para Maduro. La pérdida del control de las provincias sería un duro golpe para la autodenominada revolución bolivariana, el movimiento que fundó el difunto presidente Hugo Chávez, y una señal de la pérdida de apoyo entre los más pobres.

CREDIBILIDAD EN CUESTIÓN
Los resultados de las elecciones venezolanas suelen anunciarse cuando el Consejo Nacional Electoral considera que las tendencias a favor de un candidato son irreversibles. Hasta el 30 de julio, cuando se eligió a la Asamblea Nacional Constituyente, había un consenso general. Esos resultados reflejaban lo que había ocurrido durante las votaciones. Pero a principios de agosto, días después de aquellos comicios, la credibilidad del órgano saltó por los aires. El proveedor del software electoral, la empresa Smartmatic, alegó que los resultados de la última elección habían sido manipulados. Para las elecciones de este domingo el CNE sustituyó a Smartmatic por una empresa cercana a un exfuncionario del Gobierno.

Pero a principios de agosto, días después de aquellos comicios, la credibilidad del órgano comicial saltó por los aires. El proveedor del software electoral, Smartmatic, alegó que los resultados de la última elección habían sido manipulados. Para estas elecciones el CNE sustituyó a Smartmatic por una empresa cercana a un exfuncionario del gobierno. Con ese marco se estima que en las provincias con resultados cerrados el cómputo se demore más tiempo.

El chavismo obtiene una polémica victoria en las elecciones de gobernadores en Venezuela por Alfredo Meza – El País – 16 de Octubre 2017

La oposición asegura que el Consejo Nacional Electoral ha anunciado resultados fraudulentos

El Consejo Nacional Electoral (CNE) ha proclamado que los candidatos del oficialista Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) obtuvieron 17 de los 23 Estados en disputa. Minutos antes de conocerse la noticia, el jefe de campaña de la oposición, Gerardo Blyde, denunció que la autoridad electoral anunciaría unos resultados distintos de los que ellos tenían y alertó a la comunidad internacional sobre el fraude que estaría cometiendo el régimen.

1501181245692“Arrasó el chavismo”, dijo el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro. “Desde ya acepto los resultados de las elecciones”, agregó el gobernante en un discurso pronunciado minutos después del anuncio de la presidenta del CNE, Tibisay Lucena. El Gobierno ha reconocido su derrota en cinco provincias –Anzoátegui, Mérida, Táchira, Nueva Esparta y Zulia– y podrían haber perdido una más. A falta de los resultados en el sureño Estado de Bolívar, el chavismo controla el 75% de las gobernaciones.

Maduro se mostró exultante en la victoria y le advirtió a la oposición que no aceptaría guarimbas (protestas) en las regiones que controlará la oposición. “No vamos a pegar gritos donde perdimos”, ironizó. “No le pediremos a Donald Trump y a Luis Almagro [secretario general de la OEA] que nos invadan”, agregó.

La oposición ha perdido en el Estado Miranda, una de las joyas de la corona, gobernada por el excandidato presidencial Henrique Capriles Radonski, a manos del joven chavista Héctor Rodríguez. Ha sorprendido también el revés en los centrales Estados de Carabobo y Lara, cuyas victorias tenían entre sus cómputos.

A primera hora de la noche la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) estaba convencida de que había ganado la mayoría de las 23 gobernaciones en disputa. A falta de las impugnaciones que seguramente vendrán en los próximos días, el resultado luce como un inmenso varapalo para la alianza de partidos opositores, que centró sus esfuerzos en convencer al electorado de que si lograban controlar la mayor parte de las regiones se pondrían a tiro de la presidencia de la República, cuyas elecciones se celebrarán en diciembre de 2018.

Este anuncio también refuerza las sospechas del ala más radical del antichavismo, que se negó a participar en el proceso argumentando que el CNE no es un árbitro confiable. Controlado por Maduro, el órgano electoral venezolano perdió la credibilidad que tenía tras la elección de la Asamblea Nacional Constituyente, el parlamento que hizo escoger el mandatario a finales de julio para evitar tratar con la Asamblea Nacional, que domina la oposición. Smartmatic, la compañía que proveía el software de las máquinas de votación, denunció que las autoridades venezolanas habían dado resultados falsos de participación.

En rigor, la oposición de Venezuela ahora controla dos gobernaciones más. En las elecciones regionales pasadas habían obtenido apenas tres. Pero el aumento no representa la mayoría que le adjudicaban las encuestas. En el peor de los casos esos estudios aseguraban que la MUD obtendría un mínimo de 13 gobernaciones. Los estimados, ya se sabe, no suelen tomar en cuenta la realidad que muchos venezolanos ya asumen como una verdad definitiva. Lo dijo la expresidenta de Costa Rica, Laura Chinchilla, al conocer los resultados. “Las dictaduras no pierden”.

Bruselas prepara sus primeras sanciones contra el régimen de Maduro por Lucía Abellán – El País – 15 de Octubre 2017

Unknown-2

La UE elabora una lista de cargos políticos y militares vinculados con la represión

Bruselas prepara por primera vez sanciones contra Venezuela. La medida, contemplada desde el verano, tras las elecciones constituyentes que desplazaron al poder Legislativo, cuenta ya con el apoyo unánime de todos los Estados miembros de la UE, según confirman fuentes diplomáticas y comunitarias. Aunque la aprobación aún puede tardar varias semanas, los ministros de Exteriores darán este lunes una señal de que la reprobación diplomática se aproxima. De esa manera pretenden responder a las elecciones regionales de este domingo, plagadas de irregularidades.

España lleva meses pidiendo a sus socios comunitarios una acción contundente contra los excesos del régimen de Nicolás Maduro. Bruselas ha mostrado dudas, en buena medida porque las sanciones constituyen una medida de último recurso que se emplea cuando el diálogo está agotado. Adoptar medidas restrictivas contra un país extranjero requiere, además, unanimidad de los 28 socios. Y Grecia ha estado frenando durante varias semanas un proceso que el resto de países consideraban ya ineludible.

Vencidas esas últimas resistencias, los embajadores de Exteriores de la UE han dado el visto bueno político para que empiece el trabajo técnico. Aunque la carga simbólica de aplicar sanciones es muy elevada, se trata de medidas selectivas, de baja intensidad. La UE pretende vetar la entrada en territorio comunitario a líderes —políticos o militares— considerados responsables de vulnerar las normas democráticas en Venezuela. También se congelarán los bienes que pudieran tener en países europeos y se prohibirá la exportación de material susceptible de emplearse para la represión de la población, explican las fuentes consultadas.

El objetivo es “ejercer presión sobre el régimen, pero no con medidas que afecten a los ciudadanos”, explica un diplomático de uno de los grandes países de la UE. También se pretende preservar los canales de ayuda humanitaria al país, sumido también en una gravísima crisis económica y una acuciante escasez de los bienes más básicos. La alta representante para la Política Exterior Europea, Federica Mogherini, presentará este lunes a los ministros un análisis de los resultados de las elecciones a gobernadores regionales, con la vista puesta en esos pasos adicionales.

Este verano, tanto EE UU como Canadá anunciaron sanciones contra el régimen venezolano de Nicolás Maduro. Ottawa congeló activos y emitió la prohibición de que ciudadanos canadienses, dentro y fuera del país, mantuvieran relaciones económicas con los 40 sancionados: el propio Maduro y 39 personas cercanas a él. Washington respondió con sanciones a la votación de una Asamblea Constituyente en el país sudamericano que supuso la congelación de activos de Maduro y la prohibición de que ciudadanos o entidades estadounidenses puedan hacer transacciones con él. Trump prohíbió también al sistema financiero de EE UU la compra de bonos públicos y deuda del Gobierno de Venezuela y la petrolera estatal, PDVSA.

Deterioro democrático

La UE observa con preocupación el deterioro de la democracia en el país latinoamericano y constata que el diálogo ensayado hasta ahora da escasos resultados. Bruselas no reconoció las elecciones a la Asamblea Constituyente, celebradas en julio. Y el Parlamento Europeo ya pidió el mes pasado a Mogherini que aprobara esas sanciones selectivas cuanto antes.

Las fuentes consultadas rehúsan ofrecer pistas sobre el perfil o el número de sancionados que incluirá la lista de la UE. La contribución de España será decisiva a la hora de aportar nombres, que deberán ser refrendados por los otros 27 Estados. Bruselas trabaja con el escenario de aprobar definitivamente el castigo diplomático en el plazo de un mes, posiblemente en la próxima reunión de ministros de Exteriores.

La UE ya mostró algunas dudas a la hora de condenar las elecciones a la Asamblea Constituyente que se celebraron para orillar a la oposición y crear un poder alternativo al del Parlamento elegido en unas legislativas que ganó la oposición. También entonces las dudas de Grecia, remisa a censurar procesos internos de un país tercero, retrasaron la reacción y rebajaron la dureza del mensaje europeo. Tres meses después, España considera que las sanciones se han dilatado en exceso, pero confía en que logren incentivar la solución política al conflicto venezolano.

Europa siempre se lo piensa dos veces antes de adoptar sanciones, una herramienta diplomática con gran carga de profundidad. Los Estados miembros necesitan unanimidad para aprobarlas y también para renovarlas periódicamente (se suelen aprobar por un plazo determinado).

 

El régimen de Maduro y la oposición miden fuerzas en las elecciones a gobernadores por Alfredo Meza – El País – 15 de Octubre 2017

Unos 18 millones de venezolanos están convocados a las urnas para elegir a las máximas autoridades de las 23 provincias del país

Nicolás Maduro y la oposición de Venezuela vuelven a medir fuerzas este domingo para elegir a los gobernadores de 23 Estados del país con dos propósitos distintos. El chavismo busca retener la mayor parte de las 20 provincias que hoy controla. Y la oposición, dividida entre los entusiastas del voto y una minoría muy ruidosa que ha llamado a la abstención porque considera que las elecciones legitimarían el régimen, busca convertirse por primera vez en casi dos décadas en la mayoría que pronostican las encuestas.

En un país golpeado por cuatro meses de violentas protestas y hundido en una severa crisis económica y política, sin visos de pronta solución, unos 18 millones de venezolanos están llamados a escoger, para un periodo de cuatro años, a las máximas autoridades regionales, entre denuncias de irregularidades y la frustración de muchos que exigieron en las calles comicios generales con la expectativa de dejar atrás cuanto antes la etapa de Maduro.

La Mesa de la Unidad Democrática (MUD), la coalición de partidos opositores al régimen, considera que las elecciones del domingo son un paso en el camino hacia las presidenciales, que, de acuerdo con la Constitución, deberían celebrarse a finales de 2018. Los dirigentes políticos le están dando a la votación la connotación de una lucha épica debido a las dificultades que están enfrentando para superar los obstáculos impuestos por el Consejo Nacional Electoral (CNE), que responde a los intereses de Maduro. Ya lo ha dicho el saliente gobernador del Estado de Miranda, Henrique Capriles Radonski, quien no se presentará a la reelección porque está inhabilitado por la Contraloría General de la República: “Vamos hacia un proceso electoral en las peores condiciones”.

El régimen de Maduro y la oposición miden fuerzas en las elecciones a gobernadores El chavismo intenta que los opositores se abstengan en las elecciones regionales
Maduro convierte las elecciones regionales en un reconocimiento a la Constituyente
En esa batalla contra la adversidad denunciada por Capriles se incluye el cierre de varios colegios electorales, que implica la reubicación de unos 715.000 electores a 72 horas de los comicios, y el operativo diseñado por el Gobierno para informar a los votantes. Casi todos esos centros están ubicados en zonas donde la oposición podría lograr la mayoría. El CNE ha decidido cerrarlos, porque en esos sectores se desarrollaron buena parte de las protestas que entre abril y agosto mantuvieron en jaque al régimen y que dejaron al menos 135 muertos y centenares de heridos. Algunos analistas consideran que esa decisión podría provocar que los candidatos de la MUD obtengan menos votos de los que podrían sacar en condiciones normales.

Esta es la última de las dificultades que ha enfrentado la oposición desde que decidió inscribir sus candidaturas. La decisión ha sido ampliamente criticada por sectores que consideran que se ha traicionado el resultado de la consulta convocada el 16 de julio pasado, en la que más de siete millones de personas aprobaron el rechazo a la elección de Asamblea Nacional Constituyente, el parlamento que 14 días después hizo escoger Maduro para sustituir al Poder Legislativo que controla la oposición; exigieron a las fuerzas armadas que defendieran la Constitución vigente y que respaldaran las decisiones de la Asamblea Nacional; y solicitaron la formación de un Gobierno de unidad nacional después de la celebración de elecciones nacionales. Estas voces, entre las que se incluyen los partidos de la exdiputada María Corina Machado y del encarcelado alcalde metropolitano de Caracas, Antonio Ledezma, no han llamado a la abstención, pero han reiterado que no votarán.

La grieta entre la oposición partidaria de llegar a la presidencia aprovechando las pocas oportunidades que concede el régimen y aquella que demanda la salida inmediata de Maduro se ha ensanchado cada día. Maduro ha advertido estas diferencias y se encarga de agitarlas cada día con un discurso provocador. El gobernante ha advertido que los ganadores deberán juramentarse ante la Constituyente, formada solo por diputados chavistas, y que todos aquellos que participen en las elecciones están subordinados a su égida. Dos meses y medio después de su elección, la Constituyente no ha podido cumplir con los planes del oficialismo, porque no es reconocida por los países más importantes de América y Europa

La MUD ha descartado que sus gobernadores se presenten ante la Constituyente. Se trata de una declaración que busca pasar de largo del desánimo que provoca entre sus votantes los planes de Maduro. Todas las encuestas han señalado que cuanto más baja sea la abstención, mayores posibilidades tendrá la oposición de controlar un mayor número de gobernaciones. Los cálculos más optimistas indican que podrían imponerse en 18 de las 23 provincias, aunque esto supondría una abstención menor al 48% registrado en diciembre de 2012, cuando se celebraron los últimos comicios de este tipo. Otros cálculos le dan al chavismo un máximo de 10 gobernaciones. En cualquier caso, la oposición sería la nueva mayoría. Para ellos no es cualquier cosa.

Maduro convierte las elecciones regionales en un reconocimiento a la Constituyente por Alfredo Meza – El País – 12 de Octubre 2017

1507779306_002047_1507780229_noticiarelacionadaprincipal_normal_recorte1.jpgEl mandatario venezolano quiere darle un impulso al nuevo Parlamento que no ha sido reconocido por la mayoría de los países de América y Europa

El mandatario Nicolás Maduro ha afirmado este miércoles en el programa de televisión del hombre fuerte del régimen, Diosdado Cabello, que las elecciones regionales del próximo domingo en Venezuela, que escogerán a 23 gobernadores de provincias, serán un tácito reconocimiento a la Asamblea Nacional Constituyente. El gobernante pretende que los ganadores se juramenten “y se subordinen” a una instancia que no solo es desconocida por sus adversarios de la Mesa de la Unidad Democrática, sino por la mayoría de los países de América y Europa.

“Todo el que vote el domingo estará votando por la Asamblea Nacional Constituyente, reconociendo el poder de la ANC. Todo el que salga a votar, porque es la ANC quien los convoca, quien organiza”, afirmó en una llamada telefónica.

La ANC es el parlamento que hizo escoger Maduro a finales de julio para cesar las funciones legislativas de la Asamblea Nacional, que controla la oposición, pero apenas ha podido dictar leyes. En dos meses y medio no ha podido legislar como el gobernante prometió, ni se conocen novedades de la redacción de una nueva Constitución. El régimen busca con insistencia que la comunidad internacional la reconozca y ha aprovechado las reuniones con la oposición en República Dominicana para plantear un acuerdo sobre su funcionamiento. El órgano está conformado únicamente por representantes oficialistas.

Las elecciones regionales han sido convocadas con casi un año de retraso por parte del Consejo Nacional Electoral, un órgano que controla el chavismo. El régimen pretende evitar que sus adversarios le arrebaten el control de la mayoría de las regiones, como auguran todos los estudios de opinión, y ha apelado a toda clase de maniobras para desmovilizar a la base de la oposición una vez que autorizó que se convocaran. El reconocimiento de la Constituyente es una de las últimas estrategias que pretenden provocar el desaliento del antichavismo, que luce dispuesto a votar según las encuestas, pero que desconfía de las autoridades electorales porque considera que son parciales.

Parte de la dirigencia opositora ha dicho que no participará en las elecciones del domingo. Entre ellos está la exdiputada María Corina Machado, quien considera que el proceso del domingo “es una farsa” y que es prioritario “salir del régimen” antes de celebrar elecciones.

 

El Supremo venezolano considera el tribunal ‘paralelo’ un “golpe judicial” – El Español – 13 de Octubre 2017

Venezuela-Asamblea_Nacional_Venezuela-OEA_Organizacion_de_Estados_Americanos-America_253987778_50245498_864x486.jpg
El organismo paralelo estará compuesto por 33 magistrados nombrados por el Parlamento venezolano, de mayoría opositora, y trabajará desde la OEA, Washington y Colombia.

El Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) de Venezuela calificó este viernes de “golpe judicial” la instalación de una corte paralela a este órgano en la sede de la Organización de Estados Americanos (OEA), que estará compuesta por magistrados nombrados por el Parlamento venezolano, de mayoría opositora.

“Condenamos firmemente este intento de golpe judicial y nos mantendremos firmes en la defensa de la Soberanía y de nuestras instituciones”, dice un comunicado del Supremo venezolano firmado por su presidente, Maikel Moreno.

La Asamblea Nacional de Venezuela (Parlamento) designó en julio a 33 magistrados para el TSJ con la idea de que reemplazaran a otros tantos jueces en ejercicio de esa instancia al considerar que están al servicio del Gobierno y que fueron nombrados con graves irregularidades.

El Supremo opositor celebró este viernes su primera sesión de trabajo en la sede del organismo continental en Washington, y la semana próxima hará otra reunión en Colombia, en un lugar por determinar.

El Supremo venezolano anunció que revisará “con profundidad las relaciones y el principio de reciprocidad con las naciones que intenten legitimar la acción criminal e ilegal de un grupo de usurpadores que pretenden promover acciones golpistas e intervencionistas en contra de la justicia venezolana”.

El TSJ pide a los países del mundo rechazar “estas acciones conspirativas, que dan pie a la anarquía en la delicada práctica del derecho internacional”.

“Cualquier tipo de legitimación por alguna nación en reconocimiento de ese grupo usurpador, sólo traerá consecuencias negativas a los procedimientos en materia penal, tratados internacionales, acuerdos mutuos en materia judicial, convenios multilaterales”, prosigue el comunicado oficial.

Derechos humanos, el tema principal

En la rueda de prensa de presentación, Miguel Ángel Martín, presidente del Supremo opositor dejó claro que el objetivo fundamental son “los derechos humanos” y, en concreto, “la apertura de un canal humanitario”, aunque no precisó si trabajarán con algún organismo internacional al respecto.

“Los magistrados (del Supremo opositor) tienen la fundamental tarea de dar sentido a la Justicia nuevamente en el país, una Justicia que ha sido esquiva para los venezolanos, inexistente para los venezolanos, definitivamente atropellada por los abusos y arbitrariedades del régimen”, dijo el secretario general del organismo, Luis Almagro.

Unanimidad en la Unión Europea para preparar sanciones selectivas a funcionarios venezolanos – La Patilla – 13 de Octubre 2017

Unknown-2Los países de la Unión Europea (UE) han llegado a un acuerdo político unánime para preparar sanciones selectivas contra personalidades venezolanas consideradas responsables de “represión” en ese país, informaron hoy fuentes diplomáticas.

“Todo el mundo ha dado su acuerdo para empezar los trabajos de preparación” de medidas restrictivas selectivas, señalaron.

La decisión la tomó el Comité Político y de Seguridad (COPS) del Consejo de la UE, en el que están representados embajadores de los 28 Estados miembros.

Tras este acuerdo político, el próximo lunes, en el Consejo de ministros de Exteriores de la Unión, la alta representante de la UE para la Política Exterior, Federica Mogherini, hará una mención a la situación con Venezuela en su discurso introductorio de la reunión.

Se espera además un debate político entre los ministros que deseen intervenir “a la luz” de las elecciones a gobernadores regionales en Venezuela del domingo, precisaron las fuentes.

Las medidas restrictivas pueden plasmarse de diferentes maneras: o bien se acuerdan nombres precisos para aplicar sanciones individuales (no sectoriales) o puede que no haya referencias concretas sino un acto jurídico sobre un régimen de sanciones “en el que en todo momento podamos añadir nombres”, apuntaron.

En todo caso, dijeron que aún no hay un acuerdo entre los Estados miembros sobre nombres exactos.

Sí que serán “personas que tienen un papel directo en la represión” en el país, señalaron las fuentes, que no quisieron concretar si se trata de responsables políticos del Gobierno de Nicolás Maduro o de militares.

“Ante la degradación de la situación, existe la necesidad de que la comunidad internacional haga notar su preocupación”, consideraron las fuentes diplomáticas.

En su opinión, la UE “debe dotarse de todos los instrumentos y medios necesarios para que haya una negociación” entre el Gobierno y la oposición en Venezuela.

“Estamos listos, hay unanimidad para que podamos examinar medios diplomáticos para trabajar sobre medidas restrictivas”, indicaron.

Según dijeron, se trata de contar con “instrumentos de presión selectivos, que no afecten a la población, para que el Gobierno venezolano vuelva a la mesa de negociación”.

Al mismo tiempo, la UE quiere “dejar abierto el canal humanitario para la población” venezolana, que afronta dificultades económicas.

El pasado 8 de septiembre, durante una reunión informal de ministros de Exteriores comunitarios en Tallin, Mogherini informó de que los Veintiocho tenían la intención de empezar a debatir medidas restrictivas selectivas contra Venezuela “en los próximos días” ante la crisis política en el país.

Durante esa reunión, Mogherini presentó a los países un documento con diferentes “opciones” sobre cómo puede la UE ayudar a lograr una solución pacífica a la crisis venezolana.

Los regímenes de sanciones que adopte la UE siempre deben aprobarse por unanimidad, como sería en caso para Venezuela una vez superadas las discrepancias que planteó en un primer momento Grecia.

 

Presidente de Odebrecht-Venezuela confiesa que entregó 35 millones de dólares a la campaña de Maduro – La Patilla – 12 de Octubre 2017

Odebrecht-768x512.jpg

La fiscal general destituida por la Constituyente cubana, Luisa Ortega Díaz, publicó este jueves un video en el que el presidente de la constructora Odebrecht en Venezuela, Euzenando Prazeres de Acevedo, afirma que su empresa canceló 35 millones de dólares para la campaña de Nicolás Maduro.

En la grabación que fue hecha el 15 de diciembre de 2016 ante la Procuraduría General de Brasil se dan detalles sobre estos aportes monetarios solicitados por un funcionario de alto rango del entonces Gobierno de Hugo Chávez.

“El funcionario Américo Mata me dio garantía de que las obras continuarían siendo prioridad para el Gobierno de Nicolás Maduro, quien ganó con un margen menor al 1%”, declaró.

Prazeres de Acevedo indicó que el funcionario le había solicitado 50 millones de dólares, pero él accedió a cancelar 35 millones, a cambio de que el Gobierno mantuviera las obras que llevaba la compañía brasileña como prioritarias.

 

A %d blogueros les gusta esto: