elecciones7Oenbilbao

Punto de encuentro de Venezolanos votantes en Bilbao

Archivos en la Categoría: Artículos de Prensa

Dólar paralelo rompe la barrera de los BsF. 3 millones – NTN24 – 21 de Junio 2018

A principios del mes de enero la moneda norteamericana se comercializaba en el mercado en BsF 111.413,02

dolares_0_1.jpg
La divisa norteamericana se incrementó levemente a pesar del anuncio presidencial de un nuevo aumento salarial, superando este jueves la barrera de los 3 millones de bolívares por dólar.

El promedio de las páginas que cotizan y comercializan con la moneda norteamericana se estimó en Bs.F 3.047.646,15 (Bs.S 3.048).

La tasa sigue siendo muy superior al mercado de remesas abierto recientemente por el gobierno venezolano, a través de tres casas cambiarias en las que el precio del dólar establecido en Bs.F 2.200.000 (BsS. 2.200).

Los expertos estimaban un repunte de la moneda de Estados Unidos luego del aumento presidencial decretado el pasado día miércoles por Maduro que llevó el salario mínimo de BsF. 2 millones de bolívares a BsF. 3 millones.

Cabe destacar, que en enero del año 2018, el dólar se cotizaba en el mercado paralelo en apenas Bs.F 111.413,02.

DgPk0enWAAAT9Nv.jpg

 

Venezolanos en Caracas utilizan una ‘app’ para evitar ser víctimas de crímenes en las carreteras por por Ángela R. Bonachera – CNN en Español – 21 de Junio 2018

gettyimages-168742945.jpg
El objetivo de ‘Pana’, una aplicación móvil creada en septiembre de 2017, es ofrecer “única y exclusivamente resguardo y acompañamiento”El usuario pide ayuda cuando tiene un accidente en la vía y dos personas acuden para acompañarloDesde septiembre de 2017 han realizado 5.000 servicios y tienen unos 1.600 clientes directos
(CNN Español) – Algunos habitantes de Caracas, la capital de Venezuela, están utilizando una aplicación para evitar ser víctimas de crímenes en las carreteras de la ciudad.

La app envía a dos hombres en moto cuando el usuario avisa de que se ha quedado tirado con su auto para, simplemente, ofrecer protección. Esto ocurre en una ciudad que, en 2017, contó 104 muertes violentas por cada 100.000 habitantes, según el Observatorio Venezolano de Violencia (OVV). CNN en Español pidió al Gobierno de Venezuela cifras oficiales al respecto, pero no obtuvo respuesta.

Así funciona ‘Pana’, una aplicación móvil creada en septiembre de 2017 con la función de ofrecer “única y exclusivamente resguardo y acompañamiento” mientras llegan los servicios necesarios según lo requerido en cada situación, informan desde la empresa en su propia página web. Leer más de esta entrada

10 datos sobre la situación de salud en Venezuela según la OPS – ProDaVinci – 21 de Junio 2018

Unknown.pngEl jueves 21 de junio de 2018, la Organización Panamericana de la Salud (OPS) publicó un informe sobre la situación sanitaria de Venezuela. Advierte que el país “ha estado enfrentando una situación sociopolítica y económica que ha afectado negativamente los indicadores sociales y de salud”.

El documento da cifras sobre los brotes de difteria, sarampión, malaria e infecciones por VIH. La OPS muestra “inquietud” por el aumento de la mortalidad materna y en menores de 1 año, y la dificultad para acceder a los medicamentos y la atención adecuada de las personas con enfermedades crónicas potencialmente mortales.

La OPS advierte que el sistema de salud venezolano está fragmentado y su capacidad para responder a las necesidades prioritarias disminuyó.

La publicación se divulgó una semana después de la visita a Caracas de Carissa F. Etienne, directora regional de la OPS. Etienne se reunió con el presidente Nicolás Maduro y con ocho representantes de organizaciones no gubernamentales enfocadas en temas de salud.

1. Malaria: los casos aumentaron 198,74% entre 2015 y 2017, debido a “la migración de personas infectadas en las zonas mineras del estado Bolívar a otras zonas del país” y dificultades de acceso a medicamentos antimaláricos.

2. Sarampión: se han reportado casos en 21 de los 24 estados del país. En 2018 se han notificado 1.558 casos en Venezuela y 33 muertes en comunidades indígenas del estado Delta Amacuro.

3. Difteria: desde la semana epidemiológica 26 de 2016 se han notificado 1.716 casos de difteria y 160 muertes. En 2018 se han contabilizado 352 contagios.

4. VIH: entre 2010 y 2016 hubo un aumento de 24% de infecciones por el VIH. 15 de los 25 medicamentos antirretrovirales que adquiere el gobierno han estado agotado por nueve meses.

5. Tuberculosis: los casos aumentaron en 67,99% entre 2014 y 2017. Los más afectados son presos (15,7%) y pueblos indígenas (6,8%).

6. Personal de salud: se estima que 22.000 médicos venezolanos han emigrado, según la Federación Médica Venezolana. Eso representa un tercio de los profesionales que había en el país en 2014.

7. Migración: 1,6 millones de venezolanos migraron a otros países, especialmente a Colombia, Brasil, Ecuador, Guyana, Perú y Trinidad y Tobago, lo que ha causado preocupaciones de salud pública.

8. Infraestructura: el sistema de salud venezolano dispone de “una capacidad significativa”. Cuenta con 288 hospitales, 421 centros de atención ambulatoria y 17.986 centros de atención primaria, pero requiere “apoyo para ejecutar medidas correctivas inmediatas”.

9. Comunidades indígenas: los waraos en Venezuela tienen una de las tasas de prevalencia más altas de infección por el VIH en poblaciones indígenas de América.

10. Recomendaciones: elaborar y ejecutar urgentemente un plan de acción para detener la transmisión de sarampión, difteria y malaria; y asegurar la funcionalidad de los servicios hospitalarios y funciones esenciales de salud pública.

Lea el documento completo aquí:

382275937-Respuesta-de-la-OPS-para-mantener-una-agenda-eficaz-de-cooperacion-tecnica-en-Venezuela-y-en-los-Estados-miembros-vecinos-2

 

El largo regreso de los venezolanos a Ítaca por Miguel Ángel Santos – ProDaVinci – 21 de Junio 2018

5469cb8602ab45e32cce9ffd3bee74b7_l
Hace algunas semanas fui invitado por una organización de emigrantes para reflexionar sobre la diáspora venezolana. Propusieron organizar la discusión alrededor de unas cuantas preguntas, que son las mismas que muchos venezolanos dentro y fuera del país llevamos haciéndonos durante años. ¿Para qué sirve la diáspora? ¿Qué debe hacer? ¿Cuál es su rol en la reconstrucción del país? ¿Tendremos la oportunidad de volver? ¿Cuántos de nosotros volveremos? ¿Qué podemos hacer los demás? La invitación me abrió la oportunidad de repasar mi propia experiencia en un exilio que ahora llega a su octavo año, me obligó a poner en palabras algunas lecciones difíciles que he ido asimilando y que hasta entonces habían quedado implícitas. No hay nada como ponerle palabras a las cosas, a los sentimientos, para adueñarse de ellos.

Quiero contarles tres historias que nos van a ayudar a pensar sobre la diáspora venezolana: la historia de un país y su diáspora, la historia de un pequeño pueblo y la historia de un emigrante, mi papá, que es también mi propia historia.

El país y la diáspora sobre la que les quiero hablar primero es Albania, un país que sufrió un enorme colapso a finales de los años 80, en el que perdió el 37% de su producto interno bruto en 5 años. Una catástrofe económica y social que, sin embargo, se queda corta ante la de Venezuela. Nosotros hemos perdido el 39% de nuestro producto interno bruto por habitante en 4 años y, según los pronósticos, al final del año que transcurre estaremos en la vecindad del 50%. Al igual que en Venezuela, en Albania este proceso de destrucción engendró una diáspora colosal, un río de albaneses que escaparon a un país vecino –Grecia– adonde llegaron justo a tiempo para disfrutar de una bonanza económica que se extendería por algo más de una década. Varios años más tarde, en 2008, la crisis financiera global acabó con el 25% del producto interno bruto de Grecia en apenas cinco años. ¿Qué hicieron los albaneses que habían emigrado diez, quince años antes, cuando ocurrió la crisis financiera que acabó con la ilusión de armonía en Grecia? Leer más de esta entrada

Cuando los inmigrantes éramos nosotros: los veleros fantasmas de Canarias a Venezuela por Lucas de la Cal – El Mundo – 17 de Junio 2018

No todos los días arriba a nuestras costas un navío que ha salvado a más de 27.0000 personas en los últimos dos años. Hay una España que mira al Aquariuscon acogimiento. Otra España que lo hace con recelo, definiendo la operación de “márketing político”. Una tercera que susurra aquello de “efecto llamada”. Una cuarta que pone la vista más abajo de Valencia y habla de hipocresía y de los olvidados que se juegan la vida a diario en el cementerio de agua que separa las costas andaluzas de Marruecos. Y, la última, es la España que recuerda. La que echa un vistazo 69 años atrás. La que no se olvida que un día los inmigrantes éramos nosotros.

Noche del 12 de octubre de 1949. Un grupo de 99 hombres camina a oscuras entre las piedras, en silencio, tristes. Les acompañan niños y algunas mujeres. Ellas lloran. El velero espera en la playa. Tiene nombre: Saturnino. Es muy pequeño -20 metros de eslora por seis de manga- y apenas caben todos apretados. Cada uno ha pagado 4.000 pesetas por la plaza para convertirse en emigrantes. Se jugarán la vida rumbo a América. No les importa. Huyen de la pobreza y sueñan con un futuro lejos de su tierra.

Esto no ocurrió en ninguna playa del norte de Marruecos. Ni los tripulantes se parecen físicamente a los 629 migrantes del Aquarius. Fueron españoles que salieron de la playa de la Bonanza, en la isla de El Hierro, rumbo a Venezuela, la nueva nación emergente, el maná de oportunidades en aquella época. Entonces, en la isla canaria no había luz eléctrica ni escuelas. Apenas quedaba algún médico y la mitad de los bebés se morían antes de cumplir el año.

Ese velero, que tardó ocho días en llegar a Venezuela, fue el primero de los más de 120 que salieron buscando el sueldo de 20 bolívares diarios, casi 400 pesetas de la época. Entonces tenía una cotización casi paritaria con el dólar estadounidense. Cerca de 12.000 emigrantes españoles sin papeles partieron entre 1948 y 1950. Se subían a lo que se bautizó como “veleros fantasmas”, porque desaparecían al salir de las islas y semanas después aparecían en Venezuela. Este tipo de embarcaciones son el antecedente a las pateras que hoy llegan a nuestras costas.

Por suerte, ninguno de estos barcos naufragó. Hace 12 años, uno de los tripulantes del Saturnino, Ramón Barbusano, concedió una entrevista a este periódico. “Salí por primera vez de la isla reclutado a la fuerza por el Ejército de Franco y me llevaron a combatir a Teruel. Al acabar el conflicto ya tenía un hijo y no fue fácil recuperar mi vida anterior. Por eso, cuando empezaron a correr rumores por mi pueblo -Frontera- de la posibilidad de ese viaje a América me interesó mucho. Fui a reuniones clandestinas donde se nos informaba de todo. Los organizadores eran gente de la isla, que lo hacían por dinero porque era un buen negocio. Entre toda mi familia juntaron las 4.000 pesetas del pasaje empeñando algunas tierras y vendiendo nuestra única vaca. Antes de dos años tenía que devolver el doble, si no, se las quedaban”, explicaba Ramón.

Un barco repleto de emigrantes españoles con destino a América. | EL MUNDO
“Nuestro viaje duró casi dos meses. Primero fuimos hasta Dákar a aprovisionarnos. Luego seguimos para América. Tras un montón de problemas llegamos a Carupano, en la costa venezolana. Parecíamos náufragos, barbudos y esqueléticos. Los pescadores huían de nosotros pensando que teníamos la peste. Cuando llegamos comprobamos que en vez de 20, se ganaban apenas cinco bolívares diarios trabajando muy duro. Vivíamos en cañaverales llenos de mosquitos y no todo el mundo era de fiar. La primera remesa de dinero que envié, unos 1.000 bolívares, fruto de casi un año de trabajo, nunca llegó a su destino”.

El Gobierno venezolano sacó partida a la nueva mano de obra barata española, que estaba dispuesta a ocupar los oficios en el campo que rechazaban los campesinos autóctonos. La Venezuela del presidente Germán Suárez Flamerich firmó un acuerdo con Franco para permitir la inmigración legal a partir de 1952. Hasta ese año, miles de canarios se lanzaron al mar clandestinamente, jugándose la vida, como hoy lo hacen los africanos que llegan a nuestras costas.

Según el diario de La Gomera, El Tambor.es, el viaje más corto lo realizó el Benahorte, que salió con 151 emigrantes a bordo y tardó 21 días. El que llevo mayor número de tripulantes fue El nuevo Teide, con 286 personas a bordo.

El 25 de mayo de 1949, un suceso abría la primera página del diario venezolano Agencia Comercial. “Apresados en Venezuela 160 inmigrantes ilegales canarios”, rezaba el titular. Llegaron en un velero de 19 metros llamado El Elvira, que salió de Las Palmas. La mayoría de los tripulantes eran hombres campesinos, exceptuando 10 mujeres y una niña de siete años. Aquella portada la utilizó en 2001 el Gobierno de Canarias para una campaña de conciencia sobre la inmigración, bajo el lema: “Nosotros también fuimos extranjeros”.

De nuevo, ese mensaje volvió a caer durante la crisis de los cayucos en 2006, cuando arribaron a Canarias más de 32.000 subsaharianos. La respuesta del Gobierno de Zapatero fue enviar a un contingente de la Guardia Civil a Mauritania y Senegal para frenar la salida masiva de migrantes desde las playas de esos países. Consiguieron cerrar aquella ruta.

Hoy estamos viviendo la mayor crisis migratoria desde la de los cayucos de Canarias. De las pateras que llagan por el Estrecho y el Mar de Alborán al mediático Aquarius. Sólo este fin de semana, Salvamento Marítimo ha rescatado a 986 personas que viajan en 69 pateras. En Cádiz, hasta el 31 de mayo, han llegado por mar más de 1.900 personas. Un 95% más que en el mismo periodo del año pasado. Volvemos a los centros de acogida colapsados. Los de menores triplicando su capacidad. Y el polideportivo de Tarifa lleno de migrantes durmiendo en sacos en el suelo. Unas imágenes que no se repetían desde 2014.

En lo que llevamos de año, más de 13.000 migrantes han llegado irregularmente a España. Principalmente cruzando el Mediterráneo. Con embarcaciones como lo hicieron hace casi 70 años los campesinos canarios que fueron hasta Venezuela. Ellos sólo querían una vida mejor. Al igual que los hombres, mujeres y niños que han llegado a bordo del Aquarius.

Sebastián Piñera sorprende al mundo con un hermoso gesto hacia los venezolanos en su país por Isabella Calderón – SuNoticia.com – 20 de Junio 2018

34647206_202331393749275_618776440845893632_n-720x670.jpg

Este miércoles, el presidente de Chile Sebastián Piñera, fue al Mercado de la Vega ubicado en la región metropolitana, pero no como parte de una agenda política, este humilde hombre fue al mercado a desayunar con los venezolanos.

Piñera se acercó a un puesto de empanadas y dijo: “¡Quiero una empanada de esas ricas de queso y un jugo de maracuyá!”, al mismo tiempo que sonrió y corrigió, ¡Perdón, parchita!.

El presidente de Chile habló con cada uno de los inmigrantes venezolanos que trabajan en dicho lugar, los saludó con cariño y tendiendo su mano les dijo: “No pierdan la fe, pronto esa bella patria será libre”.

En el lugar había un grupo de música llanera, a quienes les pidió tocar el alma llanera y su reacción fue lo más noble que pudieron ver los venezolanos en un país que no les pertenece, Piñera dejó correr lágrimas en su rostro al ritmo de la música.

En el Mercado de la Vega se deja ver un pendón con dos banderas, la de Venezuela y la de Chile, acompañadas por una frase que dice “Aquí se habla mal de Chávez”, lo que ocasionó gracia en el mandatario.

 

 

Venezolanos huyen de sus empleos en la petrolera estatal por William Neuman y Clifford Krauss – The New York Times – 19 de Junio 2018

 

merlin_138810804_dec9feb3-adc7-462f-80df-48d446625662-master1050.jpg

Miles de trabajadores de la petrolera estatal venezolana están huyendo de esta y abandonan así empleos alguna vez codiciados, que ahora perdieron su valor debido a que el país enfrenta la peor inflación de todo el mundo. Y esa fuga de empleados diluye las posibilidades de que la nación tenga con qué frenar su prolongado declive económico.

Además, los delincuentes han robado equipo clave, vehículos, bombas y cables de cobre de la petrolera: se han llevado lo que pueden para intentar ganar dinero. Esta hemorragia conjunta, de gente y de equipo, ha dejado aún más incapacitada a una empresa que lleva años tambaleándose, pero que también sigue siendo la fuente de ingresos más importante del país.

El momento no podría ser peor para el presidente cada vez más autoritario de Venezuela, Nicolás Maduro, quien fue reelecto en mayo en unas votaciones ampliamente condenadas por gobiernos del hemisferio.

Aunque Maduro ejerce un férreo control sobre el país, Venezuela está postrada en cuestión económica, rendida por la hiperinflación y los antecedentes de malos manejos. Hay hambre generalizada, conflictos políticos, una devastadora escasez de medicamentos que junto con el éxodo de más de un millón de personas en los años recientes han llevado al país —alguna vez la envidia económica de muchos de sus vecinos— a una crisis que se desborda de sus fronteras.

Si es que Maduro logra encontrar cómo salir de este caos, la llave sería el petróleo, prácticamente la única fuente sólida para respaldar la moneda en esta nación que tiene las reservas petroleras comprobadas más grandes del mundo.

No obstante, mes tras mes Venezuela produce menos petróleo.

*Las oficinas de Petróleos de Venezuela, PDVSA, se están vaciando, los equipos de trabajo en el campo están a la mitad de su capacidad, se están robando las camionetas y los materiales vitales están desapareciendo.* Todo esto se suma a los graves problemas en la empresa, que ya eran severos debido a la corrupción, un deficiente mantenimiento, deudas paralizantes, la pérdida de profesionales e incluso falta de refacciones.

*Trabajadores de todos los niveles se están yendo en grandes cantidades, a veces llevándose, literalmente, partes de la empresa consigo.*

Un empleo en PDVSA era antes un boleto para alcanzar el “sueño venezolano”. Ya no es así.Carlos Navas, de 37 años, era parte de un equipo de perforación en El Tigre. Nunca pensó que su salario no sería suficiente para que su esposa y tres hijos tuvieran qué comer. El año pasado renunció porque dijo que el sueldo ya era insosteniblemente bajo.

_“Antes trabajabas y eras rico”,_ dijo Navas. _“El salario alcanzaba para lo que quisieras. Ahora ya no puedes comprar nada, ni comida”._

Proyecciones del Fondo Monetario Internacional prevén que la inflación en Venezuela alcance un 13.000 por ciento este año. Cuando The New York Times entrevistó a Navas en mayo, el salario mensual de un trabajador apenas alcanzaba para comprar un pollo entero o casi un kilo de carne de res. Pero debido a que los precios suben con gran rapidez, ahora alcanza incluso para menos.

A la petrolera no le está yendo mucho mejor. *Su producción registra el nivel más bajo en treinta años, y no hay señales de que el desplome haya llegado a su fin.*

La empresa y el gobierno venezolano deben más de 50.000 millones de dólares en bonos tras no haber podido pagar los intereses desde finales del año pasado. China ya se negó a seguir prestándole dinero a Venezuela a cambio de pagos futuros con petróleo.

Las exportaciones del crudo venezolano han sido interrumpidas también por acciones legales. En las últimas semanas, los tribunales fallaron a favor de que ConocoPhillips, una petrolera estadounidense, pueda hacerse de los cargamentos venezolanos en las refinerías y terminales de exportación en varias islas caribeñas neerlandesas. La demanda de la empresa surgió cuando Venezuela nacionalizó los activos petroleros extranjeros hace una década.

Además, Venezuela ha tenido tantos problemas con las refinerías y otras instalaciones petroleras domésticas que ha tenido que importar gasolina para el mercado nacional, con lo que gasta dólares que no puede costear.

*Maduro ha ordenado recientemente el arresto de decenas de gerentes de PDVSA, incluyendo al expresidente de la empresa, en lo que describe como medidas de mano dura en contra de la corrupción.*

Sin embargo, este esfuerzo parece más una batalla por el control y el acceso a las ganancias del petróleo. En noviembre, *Maduro instaló a un general de la Guardia Nacional sin experiencia petrolera, Manuel Quevedo, en la dirección de la PDVSA.*

Todas estas circunstancias se unen y resultan en una empresa que va en caída libre.

En discurso pronunciado en mayo tras su reelección, Maduro dijo que la producción petrolera de este año debe aumentar por un millón de barriles al día, una tarea en apariencia imposible, lo que sugiere que podría buscar más inversión por parte de gobiernos amigos, como el ruso y el chino.

_“¡Tenemos que aumentar la producción en un millón de barriles!”,_ gritó, _“y ¿quién lo va a hacer? ¿Lo va a hacer Maduro?”._ Su propia respuesta: los trabajadores de PDVSA.

En la zona circundante a El Tigre, muchas de las operaciones son realizadas por la petrolera en sociedad con entidades extranjeras, incluyendo a Chevron y la española Repsol, a órganos oficiales como China National Petroleum Corp. y a la rusa Rosneft.

Los ejecutivos petroleros ahora describen las dificultades para trabajar en Venezuela, conforme las condiciones sociales van decayendo.

_“La gente está muriendo de hambre”,_ dijo Eldar Saetre, director ejecutivo de Equinor, la gigante petrolera noruega que trabaja con PDVSA.

En entrevistas con más de una decena de trabajadores petroleros actuales y antiguos, se reveló un profundo enojo. Los empleados, muchos de los cuales hablaron a condición de que se conserve su anonimato por temor a represalias, dijeron que aunque la petrolera venezolana ha estado en declive durante años, su deterioro se ha acelerado.

_“Era una copa de oro”,_ dijo un trabajador. _“ Ahora es una copa de plástico”._

*Los trabajadores dijeron que el seguro médico para toda la vida ahora valía muy poco, pues la petrolera paraestatal prácticamente había dejado de pagar a las clínicas privadas. Los trabajadores de campo se quejaron de que a veces no llegan sus almuerzos, pues la empresa no le paga al proveedor.*

Las instalaciones muestran un profundo descuido. Muchas tienen derrames de petróleo debido a que hay tanques, tuberías o válvulas dañadas. En una, *dos tanques grandes estaban rodeados de un gran lago negro de crudo que se había fugado.*

*Los trabajadores dijeron que no sabían quién estaba tras los robos. Mencionaron que es posible que los culpables sean bandas criminales, pero algunos reconocieron que desmantelar sistemas eléctricos activos requería de un conocimiento que poseen trabajadores actuales y exempleados.*

Ali Moshiri, quien fue hasta el año pasado el ejecutivo principal de Chevron para Latinoamérica, dijo que los robos en los campos petroleros venezolanos han sido un hecho durante veinte años.

_“Pero los robos han crecido”,_ dijo, y los citó como causa principal de que la producción petrolera esté desplomándose. _“Te roban el auto y te roban el cabezal del pozo si pueden. Lo funden, le quitan piezas y lo venden”._

_“La gente está muy desesperada”,_ dijo Moshiri. _“Pueden vender el cobre para alimentar a su familia”._

Los trabajadores y supervisores en El Tigre dijeron que la producción de los pozos existentes era baja y que la excavación para nuevos pozos estaba paralizada en gran medida por la falta de equipo, compuestos químicos, refacciones y elementos básicos, *como comida para los trabajadores.*

Un supervisor hizo una lista de los diversos destinos a los que se han ido sus colegas: Estados Unidos, Chile, Argentina, Perú, Ecuador, Brasil, Colombia y España.

Muchos se van sin avisar. A menudo no los remplazan; cuando los sustituyen, los nuevos trabajadores frecuentemente tienen poca o nula experiencia.

Júnior Martínez, de 28 años y quien ha trabajado en la industria petrolera durante ocho años, está juntando sus documentos, incluyendo su título de ingeniero químico. “Gano 1.400.000 bolívares a la semana y no alcanza siquiera para comprar un cartón de huevos o una pasta de dientes”,_ dijo Martínez sobre su salario.

El padre de Martínez, Ovidio Martínez, de 55 años, recuerda haber crecido aquí cuando comenzó el auge petrolero y parecía haber pozos a cada vuelta de esquina. Lloró mientras hablaba de la determinación de su hijo de abandonar el país.

_“Ves que tus hijos se van y no puedes detenerlos”,_ dijo Ovidio Martínez, tratando de contener las lágrimas. _“En este país no tienen futuro”._

William Neuman reportó desde El Tigre, Venezuela, y Clifford Krauss, desde Houston. Patricia Torres colaboró con el reportaje desde El Tigre y Caracas, y Ana Vanessa Herrero lo hizo desde Caracas.

 

Ranking de libertad económica – RunRunes – Junio 2018

Becerra y otros eurodiputados españoles exigen llevar a Maduro ante la Justicia internacional – OKDiario – 21 de Junio 2018

nart-bilbao-cotler-becerra-655x368.jpg
Javier Nart (C’s), Izaskun Bilbao (PNV), Irwin Cotler y Beatriz Becerra (ind), en el Parlamento Europeo.

Beatriz Becerra, vicepresidenta de la subcomisión de Derechos Humanos del Parlamento Europeo, ha asegurado que “Nicolás Maduro y los principales jerarcas de la dictadura venezolana deben rendir cuentas ante la Justicia internacional por los crímenes de lesa humanidad que han cometido”.

Becerra ha comparecido junto con el jurista canadiense Irwin Cotler, y los diputados del Grupo ALDE Izaskun Bilbao y Javier Nart, para resumir el informe de la Organización de Estados Americanos (OEA) que presenta las pruebas necesarias para investigar y juzgar a los responsables de la tiranía venezolana. Cotler ha sido uno de los miembros del Panel de Expertos de la OEA que ha elaborado el informe.

La parlamentaria española ha pedido “a los Estados miembros de la Unión Europea, y en especial a mi país, España, que presenten el informe ante la Fiscalía de la Corte Penal Internacional como países firmantes del Estatuto de Roma, y que soliciten la apertura de una investigación internacional por crímenes contra la humanidad en Venezuela”.
Becerra ha explicado que “el informe describe la comisión de crímenes de forma continuada y sistemática contra la población civil, lo que encajaría en el artículo 7 del Estatuto de Roma. Se aportan pruebas contundentes basadas en investigaciones independientes y declaraciones de testigos que ofrecen un panorama terrorífico de la acción del régimen chavista contra los propios venezolanos”.

La representante liberal ha asegurado que “es especialmente significativo que entre los crímenes de los que se acusa al régimen esté la actual crisis humanitaria que está obligando a los venezolanos a abandonar su país para no morir de hambre o de enfermedades comunes, ya que esa crisis no es sólo fruto de la incompetencia y de la corrupción del régimen, sino que responde a un plan para apuntalar su poder dictatorial sobre una población sin fuerzas para defenderse”.

 

Becerra ha anunciado que “el próximo lunes” viajará con la “misión del Parlamento Europeo para observar la situación humanitaria que se vive en la frontera de Venezuela con Colombia“.

“En unos tiempos en los que las instituciones y las normas internacionales sufren un desafío desde diferentes lugares”, ha explicado la eurodiputada, “este informe es un esfuerzo valiosísimo por impulsar la vía de la justicia internacional. Debe servir para impulsar una investigación y una causa, y los países firmantes del Estatuto de Roma están obligados a pedirla. Celebro que el nuevo presidente de Colombia ya haya anunciado que lo hará”.

Por su parte, Bilbao ha calificado de dictadura al Gobierno de Nicolás Maduro, ya que “no cumple los requisitos mínimos que debe reunir un sistema político para considerarse democrático”. Para revertir esta situación, ha considerado que debe realizarse a través de “vías diplomáticas y económicas, incluidas las sanciones, además de la vía aquí propuesta para investigar este régimen como presunto autor de crímenes de lesa humanidad”.

En su intervención, Nart ha afirmado que “Venezuela ha traspasado el nivel de la tragedia para ser ya un crimen contra la humanidad como refleja el informe de la Organizacón de Estados Americanos”. También coincide en que “España debe impulsar y apoyar la presentación de una acción penal en la Corte Penal Internacional”.
El informe ofrece evidencias de los siguientes delitos:

  • Crímenes contra la humanidad por asesinato (artículo 7 (1a)): se analizan numerosos asesinatos y, en particular, 6.385 casos de ejecuciones extrajudiciales.
  • Crímenes contra la humanidad por encarcelamiento u otras privaciones severas de libertad física (art. 7 (1e)): hay base para afirmar que se han producido más de 12.000 casos, con la complicidad de jueces y funcionarios.
  • Crímenes contra la humanidad por tortura o trato degradante e inhumano (art. 7 (1f)): se documentan 289 casos.
  • Crímenes contra la humanidad por violación y otras formas de violencia sexual (art. 7 1g): existen pruebas de que hay un patrón para usar esta forma de violencia, en particular contra personas detenidas.
  • Crímenes contra la humanidad por persecución política (art 7 1h): el informe presenta evidencia de que los anteriores delitos se han cometido contra los disidentes y opositores, en especial desde febrero de 2014. Además, los grupos afectados han sufrido vulneraciones graves de sus derechos civiles.
  • Crímenes contra la humanidad por desapariciones forzadas de personas (art. 7 1i): se recogen casos en los que se detuvo a personas sin que se informara de su paradero, con objeto de negarles su derecho a la tutela judicial y a una defensa justa.
  • Otros actos inhumanos (art. 7 1k): se considera probado que la crisis humanitaria que vive Venezuela ha sido orquestada y aprobada por el régimen como forma de apuntalar su poder.

El informe también analiza cómo en Venezuela se ha suprimido el Estado de Derecho, lo que imposibilita que el propio país pueda investigar y, en su caso, juzgar estos delitos, lo que justifica plenamente una acción judicial internacional.

Lo que opina Luis Vicente León sobre el Dicom de remesas por Ysabel Fernandez – Venepress – 21 de Junio 2018

Indicó que el Gobierno ha tenido que reconocer el precio del mercado negro cuando antes lo criminalizó

lvl-300x359

El presidente de la consultora Datanálisis, Luis Vicente León, en su espacio de preguntas y repuestas en Venepress, sostuvo que el Gobierno “está interesado en controlar el sistema de remesas y camina a la legalización”.

Precisó que el Gobierno anteriormente no estaba percibiendo los dólares o remesas desde el exterior, es decir no engrosaba sus reservas internacionales ya que las transacciones van desde dos cuentas en el exterior y a su vez desde dos cuentas privadas venezolanas, ahora se busca que “esos dólares entren al Banco Central de Venezuela, legalizando la operación cambiaria, y facilitando las operaciones con las casas de cambio incluso con la banca privada”.

Gobierno reconoció el precio del mercado negro

Indicó que con miras a garantizar que los dólares que vienen desde el exterior entren al sistema oficial, el dólar Dicom de remesas se ha disparado a niveles cercanos al dólar libre y supera los dos millones de bolívares.

Asimismo explicó que el Gobierno tras criminalizar “y formar una alharaca” sobre el precio y las operaciones de portales como DolarToday, hoy ha tenido que reconocer ese precio, para incentivar el sistema que se opera bajo su esquema de repatriación de remesas.

En relación a la consulta ¿Si hay peligro que se retenga el dinero usando las casas de cambio dispuestas por el Gobierno?, el también economista resaltó que inicialmente sería confiable y no retendrían el dinero porque el Gobierno está interesado que el sistema funcione. Indicó que sería negativo solo si ocurriera que le pidieran al usurario la información del origen de ese capital para posteriormente repatriar ese dinero, pero hasta ahora es hipotético.

Aumento salariales compulsivos se vuelven “sal y agua” en hiperinflación

Luis Vicente León dijo que no cuestiona el ajuste salarial teniendo en cuenta que incluso empresas privadas ya han realizado ajustes e incentivos a los y trabajadores sin decreto, para intentar conservar al personal.

No obstante advirtió que si el Ejecutivo hace estos ajustes de manera compulsiva sin realizar los correctivos económicos, como el cambio de modelo, la apertura productiva e incentivo de la confianza por más que el incremento se haga “semanal o mensual” se vuelve “sal y agua en hiperinflación”.

A %d blogueros les gusta esto: